Magia, redes sociales y Puertas de Tannhäuser

Magia, redes sociales y Puertas de Tannhäuser
Feb
28

Magia, redes sociales y Puertas de Tannhäuser

Cuando ví por primera vez Blade Runner, quedé impactado con su speech final. Obvie lo de los Rayos C y me centré en la puerta de Tannhäuser. Para algunos una licencia que se tomó el actor Roger Hatuer, para otros un lugar desconocido del universo, y para otros el lugar donde los replicantes o pellejudos van a morir y a “soñar con ovejas eléctricas”.

Esta última afirmación fue la que me dio que pensar.

Observo a mi hijo de apenas 2 años, manejarse con el móvil, pasando pantallas y poniendo sus dibus favoritos y a mi madre de 65, haciendo inconmensurables esfuerzos por mandar un whataspp.

Homo Digitalis… se me vino a la cabeza, como si de una mismísima visión de un Iterita X se tratase, me descubrí divagando sobre la introducción de la tecnología en nuestra cotidianeidad, y pronto, de hecho ya, en nuestro organismo (chips subcutáneos, sistemas biométricos… etc) . Y es que es innegable que la tecnología que nos rodea, nos ha hecho mucho más cómoda la vida, pero tal vez más dependientes. Pero esto es una página de rol y no voy a hablar aquí de las cosas cotidianas de nuestras vidas.

Transfiriéndolo a mi mundo paralelo favorito, el de Mago la Ascensión, no se me ocurre mejor ejemplo de control que las Redes Sociales. Imagino al Nuevo Orden Mundial (Facción Tecnócrata) frotándose las manos con los terabytes y terabytes de información que mueven las masas.

El pasado jueves la NASA, brazo aeronaútico de los Ingenieros del Vacío, anunciaba la existencia de una serie de planetas a la vuelta de la esquina cósmica, con las condiciones necesarias para albergar vida. Los ya famosos planetas del sistema de Trappist-1. La NASA empezaba la rueda de prensa a las 19:00. A las 19:01 daban el anuncio, y a las 19:05 el hashtag NASA y Trappist1 eran trending topic mundial. Una vez más el monstruo de internet, se movía como un Ente invisible que llega en forma de datos.

Porque no olvidemos el valor real de las redes sociales. Y no me refiero a los valores morales, sino a los monetarios. Facebook no vale tantos miles de millones de dólares en Bolsa, donde el Sindicato controla sus valores, solo por la publicidad que en sus páginas se refiere, sino por la información personal y de tendencias que maneja. Cuando Google empezó la cesión de apps gratuitas, con espacio casi infinito como Drive, Gmail… creo que todos éramos conscientes de que vendíamos nuestra alma al Diablo. No tienes si no que darte una vuelta por las diferentes páginas de internet para que veas que los banners laterales de publicidad no hacen sino mostrarte cosas referentes a tus últimas búsquedas.

De nuevo trasladado a Mago, me imagino a un Tecnócrata en el sillón, cual villano Garra de Inspector Gadget, sonriendo  ante tal volumen de control. Ni los más optimistas de la Unión pudieran pensar que tal cosa sucediera. Los Magos, como tal, y más los iniciados, no están exentos de dicho control. Comunas New-Age Verbena que hacen quedadas en Google Plus, Jornadas medievales Herméticas anunciadas a bombo y platillo por Facebook, Festivales Hippies de Cultistas pasados por Whastapp, o, y solo tal vez, un grupo de Adeptos Virtuales que intercambian posts en una página de juegos de rol por foro.

La imagen es de Igor Stevanovic (Getty Images/ iStockphoto)

About Jebediah Gogorah

2 comments

  • Jadlow
    Feb 28, 2017 @ 21:19 pm

    Los tecnocratas todavía no nos controlan a los coristas que todavía confiamos en el boca a boca y las buenas personas.. 😛 Jajaja

    Responder
  • Mar 2, 2017 @ 0:24 am

    Muy chulo, no era consciente de lo bien que escribes.

    Responder

Leave a comment