Los Caminos (Vampiro)

permisomichalskikalberoos2Vencer a la Bestia.

No os dejéis engañar, jóvenes recién Abrazados. La política, el poder, las batallas… todas son pasiones perecederas. Sólo uno es nuestro objetivo: doblegar a la Bestia interior, intentar no convertirnos en poco más que animales. Podréis sobrevivir a casi cualquier tipo de daño. Incluso aunque el fuego o la propia luz del sol abriera vuestra carne podríais ser capaces de sobrevivir. Pero sólo si también en esos momentos mantenéis a la Bestia a raya.

Los Caminos son nuestras filosofías, nuestra manera de entender la realidad y a nosotros mismos. Cada uno a su manera, todos tratan de alejarnos de la locura, de nuestra perdición. Cuando uno es derrotado en su lucha en el Camino deja de existir. Es la verdadera Muerte Definitiva.

Los Caminos establecen sus propias jerarquías. En todo caso, y para simplificar la comprensión a los lectores que tenga a lo largo de las épocas, en todos ellos hay Iniciados, AdeptosMentores y seres espiritualmente majestuosos que llamamos Parangones y son la verdadera referencia moral para nuestra Estirpe ya que han alcanzado un conocimiento casi absoluto sobre una manera de controlar a la Bestia. Estos últimos son Vampiros legendarios que son buscados por los más jóvenes en busca de conocimientos y técnicas de comprensión y de autocontrol.

Todos tienen sus ritos y bifurcaciones, los llamados Senderos, que son las distintas maneras de entender una misma filosofía. Y, como en toda creencia, también hay Apóstatas que abandonan un Camino para hollar otro… o Vampiros excomulgados que ya no son bien recibidos en una determinada filosofía.

Adoptar un Camino no es un proceso automático. El Vampiro recorre un tiempo de dudas y aprendizaje, una Iniciación en los principios morales de ese Camino, así como en su organización y jerarquía. Es un proceso que le acompañará toda la vida, ya que en ocasiones las acciones del Vampiro y lo que haya aprendido le acercará a un estado de plenitud,  mientras que las dudas o un comportamiento erróneo le llevarán hacia las garras de su propia Bestia. Cada Camino desprende además una ética determinada, un porte que se refleja de modo inconsciente en sus seguidores y que es conocido como Aura. Este elemento puede facilitar determinadas acciones a un Vampiro y todos, en mayor o en menor medida, la transmiten en su manera de comportarse, de hablar o de moverse.

Acercaos, os enseñaré los Caminos de la Larga Noche.

Camino de los Reyes (Vía Regalis)

Camino de la Bestia (Via Bestiae)

Camino del Pecado (Via Peccati)

Camino del Cielo (Via Caeli)

Camino de la Humanidad (Via Humanitatis)

Camino de la Sangre (Vía Sanguinius)

Camino de los Huesos (Vía Ossium)

Camino de la Metamorfosis (Via Mutationis)

Camino de la Noche (Vía Noctis)

Camino de la Paradoja (Vía Paradoxi)

Camino de la Serpiente (Vía Serpentis)

Camino del Diablo (Vía Diabolis)

Camino de Lilith (Via Lilithae)

Camino de la Servidumbre (Via Servilis)

Camino de Caín (Via Cainis)

Cada Camino tiene méritos, defectos y poderes de las Disciplinas específicos.

Asimismo, los Vampiros del mundo árabe, así como los de otras tierras alejadas de Europa, tienen sus propias filosofías. De momento, aquí sólo quedan reflejados los Caminos con los que se puede jugar en Edad Oscura.

Autor de la ilustración: Mateusz Michalski

CAMINO DE LA BESTIA

Los Apóstatas aceptan su destino como depredadores. La Bestia no podrá llegar a dominarlos si son capaces de domarla antes. El Camino de la Bestia, probablemente el más antiguo de cuantos existen, enseña a los Cainitas a sobrevivir según sus propias capacidades y en comunión con la naturaleza.

Comen cuando tienen hambre, duermen si están cansados, matan si están ante un peligro. No son asesinos indiscriminados. Matar es una cuestión de supervivencia, de necesidad para continuar defendiendo tu propio territorio. Su mundo se divide en aquí y ahora, en cazador y presa, aliado y enemigo. Huyen de la civilización y el orden social, elementos que consideran que conducen a la esclavitud y al asesinato injusto e indiscriminado de inocentes. Cada monstruo tiene sus reglas y nadie puede tener autoridad sobre otro.

Este Camino genera extrañas uniones sociales, basadas en conceptos que recuerdan al de manada o jauría. Evitan en lo posible el trato con las ciudades y con las ideologías religiosas o filosóficas. Pueden respetarlas siempre que sigan sus ideas de predominio del fuerte y valeroso. Si no es así, se alejan de cualquier cruz o sermón en cuanto pueden. No tienen rituales propios, aunque la Caza tiene un valor casi sagrado para los seguidores de este Camino.

CAMINO HABITUAL PARA: Gangrel, Nosferatu, Ravnos, Lhiannan, Noiad, Anda, Tlacique, Ahrimanes… bárbaros alejados de la civilización, nómadas, antiguos vikingos o celtas.

REFLEJO EN EL AURA: Amenaza

SENDEROS:

Cazador (Via Praedator)El seguidor de esta Senda entiende el mundo como una lucha continua entre los fuertes y los débiles. Es un superviviente nato, que vive de la caza y evita las grandes urbes. Caza lo que necesita para alimentarse y es un agresivo defensor de su territorio.

Nómada / Viajes (Via Erronis / Tariq el-Bedouin)El Apóstata nómada trata de huir de cualquier tipo de esclavitud. Difícilmente estará en un sitio mucho tiempo, y evitará cualquier lazo de vasallaje. No en pocas ocasiones se unen a grupos rebeldes o furores, aunque prefieren continuar después su camino hacia nuevas tierras.

Salvaje / Liberación (Via Feritas)Odio y furia. Son los pilares de un Apóstata salvaje. Estos Cainitas son depredadores puros, violencia desatada. Han decidido tomarse la revancha por su condición, por la destrucción de las antiguas creencias, por el sistema feudal o por cualquier otra razón. Defienden a muerte su territorio y a sus aliados y el mundo es para ellos una filosofía que no va más allá de “amigo” o “enemigo”.

Cazador Gris (Via Venator Umbra)Estos Vampiros utilizan la filosofía del Camino dentro de las cortes. La manipulación y la intriga política son sus especialidades, las cuales desarrollan con la capacidad instintiva de un depredador. También los salones de los palacios están repletos de gente que estas Fieras consideran o bien presas o bien rivales.

Einherjar: Esta variación es conocida sólo por los seguidores del Camino de origen nórdico. Es una Senda que valora los principios de la responsabilidad personal, el crecimiento individual, la valentía, la lealtad extrema hacia los amigos y el legado que trascienda las épocas. Estos Vampiros tienen además profundas creencias religiosas que beben directamente de la mitología nórdica y del culto a Odín.

Yasa (Via Yasaq)Los seguidores del Camino que han adoptado las costumbres de los nómadas de las estepas han asimilado buena parte de la personalidad de esos pueblos. La Bestia es la herramienta para alcanzar la gloria y el éxito mediante la conquista. La familia, el honor y la protección del rebaño tienen suma importancia para estos Cainitas, quienes son sumamente disciplinados y brutalmente honestos.

CAMINO DEL CIELO

Dios ha elegido a los Cainitas. Bien sea como Su herramienta en Su obra, o bien sea condenándolos como seres malditos, el Creador ha fijado su atención en la herencia de Caín. Los Fieles son Vampiros que se mueven gracias a sus fuertes creencias religiosas, ya sea en Dios, Alá, Yahvé o cualquier otra deidad.

Algunos son penitentes o sacerdotes que tratan de purgar sus penas, mientras que otros no desmerecen a ningún inquisidor por la violencia de sus actos. No pocos están entre los Vampiros más poderosos, controlando la Iglesia con mano de hierro y liderando a su lado a masas de fieles o cruzados. Este Camino es seguido por Vampiros de muy diversas creencias, por lo que Cainitas paganos, druidas celtas o eruditos hebreos pueden sostener a la Bestia con los principios de esta vía moral.

Esta Vía es una de las más jerarquizadas. Existen sacerdotes de cenizas encargados de predicar los principios de la Vía Caeli, así como congregaciones e incluso órdenes monásticas o de caballería Cainitas (como la Orden de Canticler). Asimismo, estos Vampiros devotos tienen sus propios templos y celebran sus ritos religiosos, incluso sometiéndose al peligro de verse heridos por la Fe Verdadera. En función de la fe concreta de cada comunidad de Vampiros que sigan este Camino se establecen diferentes organizaciones y estructuras y los seguidores participarán en distintos ritos concretos propios de cada religión.

CAMINO HABITUAL PARA: Capadocios, Toreador, Salubri, Lasombra… frailes, sacerdotes, cruzados, profetas.

REFLEJO EN EL AURA: Santidad

SENDEROS:

Las creencias religiosas imperantes en la Edad Oscura han dado pie a tres grandes Senderos que se corresponden con las fes mayoritarias: componen la Senda de Cristo, el Derechchaim o Senda de la Vida judía y la Senda del Profeta. Existen además otras divisiones: 

Divinidad (Via Divinitatis)Estos Fieles se consideran los pastores de la Humanidad. Se ven por encima de ella, con la divina misión de guiarla y llevarla hacia la luz. Se consideran superiores y especialmente favorecidos por el Altísimo, y no toleran la intromisión de la humanidad o de otros Cainitas en la dirección espiritual de su rebaño.

Venganza (Via Vindicta)Estos Cainitas son los estandartes de las guerras de religión. Convencidos de que Dios sabrá salvar a los suyos, se consideran las manos que obran Su furia. Se comportan bajo rígidos códigos de conducta y tienen una visión particular de la sangre: al igual que la Comunión pacifica el espíritu, la toma de Vitae calma a la Bestia.

Penitencia (Via Pinaculum)Estos Vampiros se consideran condenados por Dios y creen que deben pagar tal condenación eterna purgando sus pecados hasta el final de los tiempos. Muchos comparten la vida ascética de muchos monjes mortales, ahondando en las miserias de su condición de monstruos entre los Hijos de Dios. Se alejan de los lujos para humillar a la Bestia y, así, dominarla.

Lágrimas (Via Dolorosa / Tariq el-Alaam)Esta es una Senda casi exclusiva de los cazadores fanáticos del Clan Salubri. Creen que Dios les maldijo con la obligación de exterminar el Mal del mundo, particularmente el infernal o demoníaco. Y a ello entregan su existencia. Si el Diablo llega a vencerles o a poseerles, son quizá los únicos Vampiros capaces de suicidarse.

CAMINO DEL DIABLO

Los seguidores de este Camino se han abandonado a la devoción y sumisión por los poderes del Diablo. No hay dos Infernales iguales. Unos son seres despiadados, otros astutos políticos, otros devotos sacerdotes oscuros. Pero todos y cada uno de ellos rinden pleitesía a Lucifer.

Su mayor objetivo es corromper los mandamientos religiosos, sembrando la discordia, el odio o el miedo entre humanos y Cainitas. No son pocos los que crean cultos de adoración o de devoción en torno a ellos mismos.

Los seguidores de este Camino son odiados y perseguidos por los seguidores de todas las otras Vías, incluyendo la del Pecado. Poco les importa, ya que han vendido su alma y se han aferrado a su esclavitud para lograr ser superiores a cualquier otro Cainita.

CAMINO HABITUAL PARA: Baali e infernalistas de cualquier otro Clan

REFLEJO EN EL AURA: Maldad

SENDEROS:

Hyron (Via Hyron)Esta Senda es anterior incluso a la noción de “diablo” de la tradición judeo-cristiana. Estos Baali basan sus creencias en la idea de que son un enjambre unido, una colmena que actúa como una legión unida frente a cualquier restricción moral o virtuosa. Se unen en nidos que actúan siempre al unísono como jinetes del Apocalipsis.

CAMINO DE LOS HUESOS

Los Estudiosos están entre los Cainitas más evitados por el resto de sus congéneres. Son Vampiros llenos de preguntas y de inquietudes acerca de la muerte. Para ellos el vampirismo es un estado de congelación, no están vivos ni muertos. Y se preguntan cuál es la razón de este estado, cuáles sus características.

Amantes del conocimiento, son maestros de la experimentación. Muchas de sus actividades son consideradas heréticas por la Iglesia o la sociedad en general, por lo que suelen recluirse en lugares aislados y alejados de ojos indiscretos para hallar la respuesta a sus dudas. No deja de tener un punto paradójico este aspecto, ya que para muchos el Camino es una profundización definitiva en la propia teología.

No pocos de ellos han tomado la determinación de investigar los secretos de la muerte provocándola. Estos Estudiosos son Cainitas sin sentimiento alguno, capaces de matar a sangre fría sólo para seguir abriendo incógnitas en sus incansables mentes.

CAMINO HABITUAL PARA: Capadocios y Tzimisce. Algunos miembros del Clan Malkavian se han interesado por él, aunque no es su Vía favorita. Suelen ser estudiosos, monjes, ermitaños…

REFLEJO EN EL AURA: Silencio

SENDEROS:

Rueda: Esta Senda es muy minoritaria, y la mayor parte de los Estudiosos desconoce su existencia. Estos Vampiros consideran que los Cainitas deben abandonar su estado de congelación y volver a introducirse en el ciclo de vida y muerte. Buscan incansablemente métodos científicos para llevar la naturaleza vampírica a un nuevo estado de regeneración.

Muerte: Algunos seguidores de la Senda ignoran cualquier referencia religiosa del Camino y se centran en sus rasgos científicos. Dejan de lado buena parte de la filosofía original de la Senda, por lo que suele ser un Sendero seguido por los escasos miembros de Clanes diferentes al Capadocio que siguen esta vía.

CAMINO DE LA HUMANIDAD

Los Pródigos se aferran para bien o para mal a su condición de humanos. Quizá ahora reconvertidos a una nueva naturaleza, pero humanos en aspecto, sensaciones, intereses y forma de vivir. Todos recuerdan a su familia, sus amantes, lo que una vez fueron… y lo que no quieren dejar de ser.

Seguir este Camino es una lucha contra la Bestia indómita que habita en todo Cainita por la vía de la negación de la misma. El vampirismo es una condena para el Pródigo, que intenta reforzar su recuerdo de la mortalidad para no enloquecer y convertirse en un monstruo. Intenta conservar cualidades como la misericordia, la caridad, el compañerismo o la sinceridad.

El Pródigo evitará matar a menos de que sea estrictamente necesario. Como humano que intenta ser, es un animal social que acude a reuniones y lugares de encuentro de los humanos, desde iglesias a plazas del mercado. No pocos tienen a humanos como protegidos o siguen la vida de la descendencia de su propia familia. Algunos incluso llegan a mantener determinados comportamientos rituales como celebrar su cumpleaños, por ejemplo.

CAMINO HABITUAL PARA: Toreador, Salubri, Brujah, Tremere… Puede ser seguido por miembros de todas las clases sociales.

REFLEJO EN EL AURA: Normalidad

SENDEROS:

Aliento (Via Anima)Estos Pródigos tratan en todo momento de parecer humanos en su no-vida y en sus actos. Trabajan como ellos, viven entre ellos si es posible y procuran no alimentarse de personas vivas. Niegan su condición para convencer a su Bestia de que no han perdido su naturaleza humana. Tratan de redimir sus pecados con comportamientos extraordinariamente virtuosos.

Vigor (Via Vireo)Estos Vampiros están entre los más alejados de la ética purista del Camino. Son Vampiros que se trasladan continuamente de ciudad en ciudad, buscando nuevas culturas o nuevas aventuras. Muchos de ellos participan en batallas para vivir las pasiones de los humanos o se enrolan en caravanas de comerciantes. No se consideran necesariamente iguales a los mortales, pero saben que necesitan evolucionar con sus sociedades para no quedarse anquilosados.

Comunidad (Via Communitas / Tariq el-Unma)Estos Cainitas buscan la salvación mediante la compañía. Desde alumnos hasta amantes, de cultos de devoción al Cainita hasta verdaderas cuadrillas de amigos. Este tipo de Vampiros viven siempre en las ciudades y tratan de formar parte de las estructuras sociales de los mortales.

Iluminación (Via Luminis)En su camino hacia la salvación, estos Vampiros defienden que el asesinato de Abel a manos de Caín no es un crimen realmente, ya que Caín no había recibido leyes u órdenes con las que vivir. Si el Dios cristiano (una deidad que consideran falsa en su esencia) maldijo a los hijos de Caín fue injusto, ya que lo hizo a sabiendas de las consecuencias de un acto que Caín no podía saber que era pecaminoso. De ahí que consideren que no están realmente malditos, sino que la Vida Eterna es un viaje (entregado por un Dios Verdadero) para alcanzar el conocimiento definitivo con el que transformar el espíritu. Un viaje que sólo terminará al alcanzar la comunión con la perfección: la Golconda.

CAMINO DE LILITH

Este Camino es una absoluta rareza. Las Brujas o Bahari son devotas seguidores de Lilith, la Madre Oscura, arquitecta del poder de Caín y maga primigenia. El sufrimiento de Lilith, su camino de experimentación y dolor es abrazado con pasión por las seguidoras de esta senda. Rechazan descender directamente de Caín y proclaman la herencia de la Madre Oscura, creadora eterna y de cuya creación nace el dolor.

Estos Cainitas no dudan en infligirse terribles dolores a ellos mismos como modo de entrar en comunión con la deidad a la que veneran, así como vía para alcanzar grados mayores de comprensión y trascendencia. La iluminación definitiva es su objetivo primordial, y no existen la compasión o la ética para alcanzar ese fin máximo. Estos Vampiros celebran sangrientos rituales de purificación y experimentación y suelen rechazar una organización jerárquica estricta.

CAMINO HABITUAL PARA: Lamias y algunas Lhiannan.

REFLEJO EN EL AURA: Fanatismo

SENDEROS:

Espinas / Carne Atormentada: Estas Bahari consideran que el concepto de Lilith es probablemente fantástico, pero abrazan el carácter filosófico y académico de esta vía moral, así como el interés científico derivado del estudio y la experimentación del dolor.  Estas seguidoras estudian los apócrifos bíblicos y consideran que el vampirismo es una bendición que hay que explorar hasta los límites del placer y el dolor.

Velos: Los seguidores de este Sendero rechazan violentamente cualquier relación con los Hijos de Caín, es decir, con el resto de Vampiros. Consideran que las enseñanzas basadas en Caín atentan contra la libertad y abrazan el desafío de derrocar la sociedad vampírica.

Creación: Estas Cainitas tratan de imitar la creación primigenia de su Madre Oscura y buscan dar luz a una nueva vida entregada a sus creencias. Puede que sigan a familias mortales para ir Abrazando a los miembros elegidos o que se abandonen al infernalismo fascinadas por las características de súcubos e íncubos.

Hierofante: Estos Cainitas forman una élite sacerdotal dentro de los seguidores del Camino. Escogen a quienes ven como potenciales seguidores, castigándoles y torturándoles hasta que logran alcanzar la trascendencia.

Despertar: Este Sendero lo siguen sobre todo miembros del Clan Malkavian y del Toreador, por lo que es ya de por sí muy minoritario. Buscan el conocimiento mediante la destrucción de la realidad, por lo que buscan acabar con ella para ofrecer ese mundo físico aniquilado a la Madre Oscura cuando regrese.

CAMINO DE LA METAMORFOSIS

Trascender para luego lograr la exaltación. El Buscador ahonda en su naturaleza en busca de un estado superior en el que el Vampiro es el ser superior en la escala de la Creación. Y va incluso más allá. Estos Cainitas son empedernidos experimentadores, especialistas en la búsqueda de un estado nuevo incluso para sus propios cuerpos.

Desde estudiosos de las leyendas Cainitas hasta seres andróginos de aspecto indescriptible, los seguidores de este Camino ven el estudio y su propio cambio continuo como el sendero hacia la iluminación. Son seres extraordinariamente solitarios, ascetas del conocimiento en la sociedad Vampírica.

Muchos de ellos se introducen en una espiral de continua transformación corporal y espiritual que les conduce a una nueva imagen exterior e interior. Es difícil determinar si son superiores o no, pero no cabe duda de que son… distintos. La carne es sólo una herramienta para buscar la imagen del alma.

CAMINO HABITUAL PARA: Tzimisce. Algunos miembros de tendencias algo desviadas dentro del Clan Malkavian o del Kiasyd pueden terminar Caminando por la Metamorfosis, pero es difícil ya que se necesita casi de modo obligatorio conocer la Disciplina de Vicisitud.

REFLEJO EN EL AURA: Inhumanidad

SENDEROS:

Carne: Los seguidores de esta Senda reniegan de cualquier trasfondo espiritual para el Camino y defienden una evolución puramente física. El cuerpo es considerado al mismo tiempo una herramienta y una cárcel que es necesario moldear hasta lograr el aspecto más cercano al espíritu interior del Vampiro. En algunos casos esto implica pequeños retoques. En otros, da como resultado Cainitas de aspecto alienígena.

Espíritu: Estos Buscadores son los más puristas dentro del Camino. Defienden como objetivo fundamental el progreso espiritual, que identifican con el conocimiento y la sabiduría, así como con la búsqueda de nuevos paradigmas y dilemas. Los más devotos en la Senda piensan que podrán abandonar su cuerpo físico y dirigirse hacia un estado trascendental posterior.

CAMINO DE LA NOCHE

Los Redentores se consideran un tipo muy especial de Cainitas. Tienen una misión y es casi sagrada. Son los elegidos de la noche, a la que aman y sirven, para hacer justicia en ella. Consideran que el dolor y el padecimiento son la manera de poder salvarse, ya sea inflingiéndolos o sufriéndolos.

No son devotos creyentes como los seguidores del Camino del Cielo ni simples monstruos como los Pecadores. Consideran su filosofía como una consecuencia lógica de su propia existencia maldita. Son seres nocturnos y han de comportarse como tales. No hay quizá esperanza para su salvación, pero creen que cada Vampiro es un agente para castigar a los pecadores mortales y lograr que ellos sí la alcancen.

Son los ojos que vigilan la cosecha y arrancan las hierbas que sobran. Por lo general, no se preocupan en exceso del resto de Cainitas, aunque no tienen piedad a la hora de exterminar a aquellos que fomentan el pecado y los vicios entre la humanidad. Algunos se organizan incluso en cofradías, como los Angellis Ater, del Clan Lasombra, que viven su no-vida como una misión de búsqueda y selección continua.

CAMINO HABITUAL PARA: Lasombra, Salubri, Brujah, Nosferatu… En general, cualquier Clan que mezcle un cierto apego por la humanidad con arrebatos de fiereza y agresividad.

REFLEJO EN EL AURA: Culpa y remordimiento

SENDEROS:

Morada Divina: Aunque los Redentores suelen tener una visión muy homogénea del Camino, unos pocos se han bifurcado a nuevas experimentaciones con sus creencias. Estos grupúsculos consideran que lo fundamental es lograr la salvación del alma del mortal. Una vez logrado ese paso, su cuerpo debe ser eliminado de inmediato para evitar que caiga de nuevo en el pecado.

CAMINO DE LA PARADOJA

Los seguidores de este Camino están convencidos de que todo ser humano tiene una razón por la que cual existe. Al ser Abrazado, el Vampiro resultante se queda en una especie de vacío de motivaciones que debe suplir actuando para potenciar el cambio continuo.

Creen que su labor es guiar a Vampiros y mortales a llevar a cabo sus propósitos huyendo de cualquier elemento que los impida o que los anquilose. Se sirven de engaños y embustes para impulsar a los demás a lograr lo que realmente desean. De otra manera, dicen, nunca se atreverían a coger las riendas de sus propias vidas.

Algunos Embusteros siguen esta filosofía con fanatismo, y no dudan en exterminar a todo aquel que se niegue insistentemente a seguir evolucionando y cambiando. A todo aquel que se quede en un sitio fijo o que desempeñe una única actividad. Este hecho, les convierte en enemigos prioritarios de los Vampiros más antiguos y poco dados a grandes cambios. En cambio, suelen evitar asesinar a humanos, ya que éstos todavía tienen un camino que recorrer.

CAMINO HABITUAL PARA: Ravnos, Malkavian… ladrones, embusteros, mercaderes o artistas.

REFLEJO EN EL AURA: Confianza

SENDEROS:

Paradoja Occidental (Sendero del Oeste)Estos Embusteros son la mayoría en el Camino. Son aquellos que creen ciegamente en el destino personal y en su responsabilidad para guiar a los demás y que encuentren el suyo. Todo medio vale para alcanzar ese fin e ignoran las reglas sociales. Son amantes de actuar contra todo lo establecido y asentado, sea un hombre, un rey o una nación entera.

Paradoja Oriental (Sendero del Este)Esta es la rama más pura del Camino. Tratan de convencer a los Cainitas mediante la enseñanza y mostrando la realidad, en lugar de destruyéndolos. Creen que todo Ravnos ha sido Abrazado como sacrificio a los dioses y que es su deber destruir a los demonios y mostrar a los demás la iluminación de su naturaleza verdadera.

CAMINO DEL PECADO

Los Pecadores se sienten pura y llanamente libres. La manera de sostener a la Bestia es dar rienda suelta a cada pasión, vicio o deseo que alberguen en su anterior. Aborrecen la esclavitud, la moralidad y las normas de cualquier tipo. Dan rienda suelta a sus deseos tanto como pueden.

El resto de Cainitas ve el Camino con desconfianza cuando no con asco. Sin embargo, el Camino del Pecado hunde sus raíces en el epicureísmo y las tradiciones de Grecia y Roma. El Camino defiende la autosatisfacción y la independencia a cualquier precio. Que eso ahora sea un “pecado” es, para ellos, un problema temporal.

Los seguidores del Camino son muy individualistas y cambiantes. No están nunca lejos de los grupos rebeldes que se enfrentan a la moralidad religiosa o al vasallaje feudal. Es un Camino además muy social: los Pecadores tienen sus propias celebraciones y reuniones más semejantes a inmensas orgías o sangrías que a cualquier tipo de cónclave jerarquizado.

CAMINO HABITUAL PARA: Tzimisce, Baali, Seguidores de Set, Ravnos, Hijas de la Cacofonía… libertinos, viciosos, rebeldes, ladrones o prostitutas.

REFLEJO EN EL AURA: Seducción

SENDEROS:

Placer (Via Voluptarius)Estos Pecadores son la representación del hedonismo puro. Son desvergonzados y desinhibidos, además de amantes de todo lo que tenga que ver con el placer (físico o espiritual) y el sexo. Adoran los lujos y las nuevas experiencias.

Crueldad (Via Crudelitas)La no-vida es la oportunidad de la venganza. Estos Pecadores se mueven por el deseo de causar daño y dolor. Carecen de emociones o sentimentos. Indagan en la angustia y la agonía, sea física o mental.

Diablo (Via Adversarius): Al contrario de lo que pudiera sugerir el nombre, no son seguidores de Satanás. Estos son Cainitas egoístas e individualistas para los que vale cualquier medio para lograr el fin que persiguen. Son particularmente expertos en socavar sistemas sociales e introducir la serpiente de la rebelión en las estructuradas urbes medievales.

Aullidos (Via Quiritare)En esencia, esta Senda es semejante al Camino del Diablo. Sin embargo, estos Pecadores han atravesado la línea que siguen los seguidores de la Vía de la Crueldad para establecer relaciones con entidades demoníacas. Inluso el resto de los Pecadores suelen perseguir a estas bestias inhumanas carente de cualquier moralidad o compasión.

CAMINO DE LOS REYES

Orden, jerarquía y respeto. Son los pilares fundamentales de esta senda. El Vástago que elige seguir la Senda de los Reyes se ve sujeto a estas maneras. Siempre hay alguien superior al que tratar con el mayor de los respetos y siempre hay quien, por debajo, tiene que hacer eso mismo con tu propia persona.

Esta Senda es lo más parecido a las maneras cortesanas europeas. Las formas son de lo más importante y un juramento supone un empeño de algo más que una palabra. El honor y el deber para con aquellos que lo merezcan imponen las directrices que en la noche el Cainita va a seguir. Además, son Vampiros que basan su existencia en un mundo de lealtades construidas mediante el Juramento de Sangre y la creación de ghouls.

El Camino de los Reyes está altamente jerarquizado, y es la vía natural para acceder a puestos de importancia en los Principados (desde el propio Regente hasta el Azote o el Senescal). Además, muchos de estos Vampiros forman parte de órdenes de caballería mortales o de algunas creadas específicamente para los Vampiros (como la Orden de las Cenizas Amargas o la Compañía Blanca de Castilla)

CAMINO HABITUAL PARA: Ventrue, Lasombra, Tzimisce… Altos Clanes principalmente, así como nobles, caballeros, cortesanos y todo tipo de personas relacionadas de una forma u otra con ese ambiente.

REFLEJO EN EL AURA: Mando

SENDEROS:

Caballería (Via Equitum)Es la Senda más tradicional del Camino. Abraza los ideales caballerescos del honor y del deber, de señor y vasallo. Los juramentos son sagrados, así como la protección de los más débiles, encarnados fundamentalmente en la humanidad. La ambición personal queda recluida a un segundo plano por detrás del código ético.

Mercader (Via Mercator)Esta Senda es relativamente nueva, y va unida al desarrollo mercantil de Alemania e Italia. El carisma, los contactos y el dinero son los pilares que mueven a estos Vampiros. Muchos usan esta Senda para acumular riqueza y poder y así tener la oportunidad de optar a un título nobiliario.

Tirano (Via Tyrannus)Los Vampiros de esta Senda forman parte de una de las comunidades más monstruosas de la Larga Noche. Se consideran mucho más poderosos que la humanidad, y los conceptos de responsabilidad o de noblesse obligue quedan en un segundo plano. Su único fin es dominar lo que les rodea de cualquier manera, imponiendo si es necesario sus propias leyes. Muchos de ellos son antiguos soldados acostumbrados a lograr la gloria mediante su propia fuerza.

Visir (Via Consuasor)Con diferencia es la Senda más minoritaria del Camino. Estos Cainitas se alejan del poder visible para convertirse en la voz que aconseja tras el trono. Trabajan en las sombras tirando de los hilos necesarios para que las cosas salgan como creen que tienen que salir. Donde otros usan la fuerza y el carisma, estos Vampiros hacen uso de su influencia y de la paciencia.

CAMINO DE LA SANGRE

Hay que ser digno para tener la Sangre de Caín. No todos valen para alcanzar la gloria del vampirismo. Esta es la filosofía que acompaña a los devotos de este Camino, que se ven a sí mismos como los elegidos de la raza Cainita, así como los únicos con derecho a determinar quién es digno y quién no.

La devoción, la disciplina y un rígido código ético acompaña a los Centinelas. Matar o Diabolizar es para ellos un rito, algo sagrado, no una mera excusa para hacerse más fuerte. Un rito sagrado que suele ir dirigido al creador y santo del Camino: Haqim, el fundador del Clan Assamita.

Los seguidores de este Camino tratan de infiltrarse entre los fieles de otros para llevarles hacia la filosofía correcta, para que alcancen el potencial de lo que pueden llegar a ser. Si el candidato no es digno, es Diablerizado. El indigno es corrupto, una mancha en la Sangre. Y es una labor fanática, casi obsesiva, para el Centinela depurar la herencia.

CAMINO HABITUAL PARA: Assamitas. Es muy raro ver a un Cainita de otro Clan siguiendo el Camino.

REFLEJO EN EL AURA: Resolución

SENDEROS:

Justicia:  Este Camino no suele admitir desviaciones ni distintas maneras de verlo. La misión es clara y como tal debe ser cumplida. No obstante, unos pocos se dedican a vigilar a los vigilantes. Estos Vampiros controlan la actividad de otros Centinelas para examinar su rigor y dedicación.

CAMINO DE LA SERPIENTE

Este Camino es una religión en el sentido más puro de la palabra. Los seguidores de este Camino rezan y veneran a Set como deidad suprema. Creen que Osiris creó las jerarquías sociales como muestra del abuso de su poder, renegando las virtudes del dios Set.

Su labor, por tanto, consiste casi exclusivamente en corromper la creación de Osiris. La única ética válida es aquella que defienda la autosatisfacción y mirar por los propios intereses frente a los ajenos.

Los Tentadores defienden la libertad individual y tratan de liberar de sus cadenas a humanos y Cainitas, enfrentándolos a sus amos y centros de poder establecidos. Estos individuos pueden alcanzar su libertad mediante la exploración y desarrollo de sus vicios y deseos.

CAMINO HABITUAL PARA: Seguidores de Set

REFLEJO EN EL AURA: Devoción

SENDEROS:

Tifón:  Los seguidores de esta Senda no utilizan la maldad y la corrupción como una herramienta, sino como un fin. Esparcen tristeza y enfrentamiento allá donde van como si fueran los heraldos del Apocalipsis. Defienden que sólo mediante la inmersión absoluta en la decadencia, puede asimilarse la existencia del mal y alcanzar el conocimiento supremo.

Subversión: Esta Senda se basa en la destrucción lenta y a gran escala de todo tipo de instituciones poderosas. Muchos de estos Tentadores se hacen pasar por miembros de otros Clanes e intentan infiltrarse en la alta sociedad y los centros de poder para corromperlos desde dentro.

Guerrero: Los seguidores de este Sendero son feroces y fanáticos defensores de sus hermanos de Clan. Son quienes defienden los santuarios de los Setitas y quienes eliminan a los enemigos de su Dios Oscuro. Curiosamente, también ejercen como una especie de Inquisición interna que persigue a quienes se desvían de los principios del Camino dentro del propio Clan.

CAMINO DE LA SERVIDUMBRE

Aunque con el paso de los siglos las Gárgolas tomarán consciencia de su vasallaje absoluto y se rebelarán contra él, en su origen este grupo de Cainitas creados por los Tremere encuentran el modo de dominar a su Bestia mediante la absoluta obediencia a sus creadores. Los seguidores de este Camino consideran que su no-vida es fruto de un regalo casi divino, por lo que dedican todos sus esfuerzos a honrar a aquellos que les convirtieron en lo que son.

Este Camino refuerza además su comportamiento gregario y protector entre sí, así como el instinto de competir entre los seguidores de la vía para agradar a los Tremere. Aquellos que van degenerando sin embargo comienzan a plantearse su identidad y actitud, lo que curiosamente en lugar de llevarlos al abismo, como la degeneración en otros Caminos, les acerca a la libertad. Sin embargo, aquella Gárgola que se aleja de la rectitud y la obediencia es vista como indigna por el resto.

CAMINO HABITUAL PARA: Gárgolas

REFLEJO EN EL AURA: Servidumbre

CAMINO DE CAÍN

Este Camino surgió como una filosofía herética dentro del Clan Assamita tras descubrir lo que creen que es la versión original del Libro de Nod. Las enseñanzas de ese libro calaron en aquellos Vampiros del Clan que no seguían al pie de la letra los mandatos de Alamut o que no compartían el auge y gobierno de la casta guerrera. Tiempo después han ido sumándose a esta filosofía miembros de otros Clanes.

Esta Vía funciona como un culto. Estos Vampiros solitarios y reflexivos suelen reunirse para debatir sobre la figura de Caín y para avanzar en el conocimiento mutuo sobre el Padre Oscuro. Los Nodistas ven a Caín como su propio Jesucristo y dedican su no-vida a alabarle y a explorar la verdadera naturaleza de su maldición. El vampirismo es un don y estos Cainitas deben comprender sus fortalezas y poderes tanto como sus debilidades.

CAMINO HABITUAL PARA: Nadie. La mayoría de seguidores de este Camino pertenecen al Clan Assamita.

REFLEJO EN EL AURA: Fe