La Camarilla

ccornetLa Camarilla es LA sociedad vampírica. O al menos eso cree. En los tiempos actuales, la Secta ha alcanzado una expansión absoluta, tiene presencia en todos los continentes y en las principales ciudades del mundo. La Camarilla mantiene una estructura centenaria, con grandes cortes urbanas bajo el Gobierno de un Príncipe que hace defender las Tradiciones de la sociedad nocturna. Los miembros de esta Secta consideran al Sabbat y al resto de enemigos potenciales como una molestia constante, pero controlable al no tener la extensión geográfica de la Torre de Marfil. Aunque debe librar batallas continuamente, es la Secta con mayor número de adeptos entre los Vástagos.

La Camarilla es un inmenso grupo muy organizado cuyo objetivo principal es mantener en secreto la existencia misma de la raza vampírica. Disimulan sus acciones, desarrollan su influencia con la máxima sutileza posible, entierran cualquier sospecha y dejan que los humanos vivan en la ignorancia sin tener pruebas de su existencia parasitaria nocturna. Son conscientes del peligro que supone una humanidad que sepa la verdad e intente protegerse ante ella. Recuerdan las hogueras medievales y por ello esconden sus actividades y sacan el máximo beneficio posible de su papel de gobernantes ocultos de las tinieblas. Han construido con los siglos una inmensa red de mentiras y de desinformación para mantener su existencia oculta y todos siguen los principios de la Humanidad.

Hay que reconocer que la Camarilla ha logrado buena parte de sus objetivos. Esa nube de desinformación, conocida como La Mascarada, permite a los Vástagos moverse con libertad sin llamar la atención del mundo mortal. Los jóvenes Vampiros encuentran en ella protección y una guía de actuación. La Camarilla desecha las creencias mitológicas y casi religiosas sobre el origen del vampirismo. Dan por hecho que los Antediluvianos, los Vampiros que componían la Tercera Generación, están o bien muertos o bien ni siquiera llegaron a existir.  No obstante, es una inmensa Secta anquilosada en el tiempo, en la que los mayores viven en la paranoia viendo enemigos por todas partes y los jóvenes comienzan a verse atraídos por las ideas revolucionarias de los enemigos de la Torre de Marfil.

Aunque cualquier Vampiro puede declarar públicamente su sometimiento a un Príncipe de una ciudad y a las Tradiciones para, de ese modo, engrosar las filas de la Camarilla, lo cierto es que la inmensa mayoría de la Secta está compuesta por miembros de sus Clanes fundadores: Brujah, Gangrel, Malkavian, Nosferatu, Toreador, Tremere y Ventrue.

Prácticas y Rangos de la Camarilla

La Convención de Thorns

Autora de la ilustración: Carmen Cornet