A cuatro patas: sensualidad y sexualidad entre los hombres lobo

Avatar de Usuario
Alexander Weiss
Bibliotecario de Webvampiro
Bibliotecario de Webvampiro
Mensajes: 1978
Registrado: Dom Jul 14, 2019 1:15 am

A cuatro patas: sensualidad y sexualidad entre los hombres lobo

#1

Mensaje por Alexander Weiss » Lun Jul 15, 2019 2:08 am

A CUATRO PATAS

Por Jim Parks

Es febrero y eso significa que llega San Valentín. Todos sabemos que los vampiros saldrán del ataúd la noche del día 14 para hacer el amour, ¿pero qué pasa con los hombres lobo? ¿Qué? ¿Acaso los hombres lobo no son sexis? Por favor. Son todo músculo, pelaje caliente y esos aullidos…Bien, dejemos que este artículo de Hombre Lobo: el Apocalipsis lo explique.

Los vampiros son sexis. Como si fuera una novedad. ¡Pueden ser cadáveres fríos como la piedra, pero hay algo en morder cuellos que te pone! Aunque el atractivo sexual es una de las cosas que hacer que jugar con uno de los Vástagos sea divertido, los vampiros no son las únicas criaturas eróticas del Mundo de Tinieblas. La sangre de Lupino también hierve.

Los Garou no son inmortales. Si quieren continuar protegiendo a Gaia deben reproducirse. En este aspecto, son más sexuales de forma intrínseca de lo que jamás lo serán los vampiros. Sin embargo, la necesidad desesperada de reproducirse es un aspecto de la existencia Garou que a menudo se ignora. Cierto, los vampiros suelen ser sensuales y los hombres lobo propensos a estallidos de rabia, pero sólo porque los Garou no tengan que seducir a su siguiente plato en el menú no significa que no sean sexis. También necesitan tiempo para dedicarse al cortejo.

Los vampiros son considerados sexuales debido a sus hábitos de alimentación. No estamos hablando de Jenny Craig. Los vampiros necesitan sangre y los mortales la tienen. Puede ser tomada por la fuerza, pero es un proceso que requiere energía es violento y puede que no encaje con el estilo de un vampiro. Lo mejor es encontrar un recipiente dispuesto, y a falta de Dominación, la seducción es una herramienta útil para asegurarse la sumisión de un sujeto. Para la mayoría de los vampiros el sexo es una herramienta. Puede que signifique más a nivel individual, pero para la mayoría es un medio para alcanzar un fin. Su actitud hacia el sexo es calculada: “Sé lo que tienes para mí.”

Para los Garou, el sexo es vida. Como corresponde a su relación con la naturaleza, el sexo Garou es terrenal y natural. No hay nada de los rodeos y apariencias de los Vástagos. El amor y el sexo son partes naturales de la vida de los Garou y son extremadamente importantes. Los Garou deben reproducirse con seres humanos o lobos (u otros Garou si están preparados para romper la Letanía) para continuar sus linajes.

Pero por supuesto, cada tribu ve las cosas de una forma un poco diferente.



CAMADA DE FENRIS

La Camada de Fenris es una tribu muy guerrera y violenta, y esto se refleja en su actitud hacia el sexo. Disfrutan de lo físico, deleitándose con el acto sexual. De hecho su “entusiasmo” puede parecer completamente violento. Aunque raramente son crueles o sádicos, su amor puede aturdir a quienes no están familiarizados con los gustos de la tribu. Sin embargo, la Camada se enorgullece de su condición física, que resulta útil para más cosas que el combate.

No te interpongas entre un Fenrir y su amante. No habrá advertencia ni compasión. Los celos y la rivalidad son habituales. La Camada de Fenris es una de las tribus que más aprecia la familia e interponerse entre un Fenrir y su descendencia es un error.

La mayoría de los Fenrir pasan de un amor breve pero intenso al siguiente, no porque no puedan comprometerse, sino debido a que un amante debe obtener el respeto de un Fenrir si quiere que la relación sea duradera. Sin embargo, cuando se compromete, un Fenrir se aferra al amor.



CAMINANTES SILENCIOSOS

Debido a su estilo de vida nómada, los Caminantes Silenciosos raramente establecen relaciones duraderas. Por la misma razón resulta difícil generalizar sobre su intimidad. Y a la tribu le gusta así.

Lo que se sabe es que los Caminantes Silenciosos dejan a sus amantes satisfechos y con recursos agradables. La tribu parece ser muy selectiva a la hora de elegir compañeros, pero sus criterios son misteriosos. Quienes se convierten en sus elegidos mantienen un silencio discreto y a veces ominoso. Cuando se les pregunta al respecto, simplemente sonríen.

Más que cualquier otra tribu, excepto los Uktena, los Caminantes Silenciosos prosperan en variedad. En sus viajes se encuentran con muchas personas diferentes. Es natural que terminen intimando con ellas. Los rumores sobre esta variedad de experiencias se refleja en sus técnicas sexuales. Bastantes Metis han surgido de los intentos de llegar al fondo de los rumores. Por desgracia los Garou que los experimentan no hablan. Sólo sonríen.



COLMILLOS PLATEADOS

¿Qué se puede decir? Los Colmillos Plateados son los mejores amantes de los Garou. ¿No lo crees? Pregúntales.

Desde luego el apetito carnal de la tribu es inmenso. Los Colmillos Plateados se encuentran entre las tribus más activas sexualmente. También son muy selectivos, eligiendo reproducirse sólo con compañeros de las mejores familias y linajes. Al contrario que las demás tribus, los Colmillos Plateados practican un rígido control de natalidad; los nacimientos son cuidadosamente planificados. Todo lo demás es sólo para divertirse. Sí, el sexo es diversión para los Colmillos Plateados; reproducirse para producir descendencia es algo completamente distinto.

Trágicamente, la preocupación de los Colmillos Plateados por la reproducción selectiva ha debilitado su propio linaje. En algunos lugares, las manadas de la tribu mantienen reservas reproductivas para perpetuarse. Sin embargo, el control de natalidad no siempre funciona, y un Colmillo Plateado descuidado debe procurar esconder a sus bastardos de sus compañeros de tribu o sufrirá rechazo e ignominia. Muchos escándalos surgen cuando un Colmillo Plateado de nacimiento bajo llega a una corte para reclamar la posición y el título de su padre.

Irónicamente, en lo que se refiere a cuestiones sexuales, los Colmillos Plateados son de forma paradójica la tribu más liberal y conservadora.



CONTEMPLAESTRELLAS

Los Contemplaestrellas no son necesariamente los ascetas estrictos que muchos creen que son, pero su actitud hacia la intimidad física es diferente de la mayoría de los Garou. Los Contemplaestrellas consideran el sexo una unión espiritual, no física. El acto físico solo no tiene sentido. Simplemente es un medio de expresión y unión espiritual. Para ellos la técnica sexual es un arte, derivado de las prácticas tántricas, el kundalini y el kamasutra.

Esta perspectiva intelectual del sexo puede explicar por qué existen tan pocos Contemplaestrellas. La técnica parece haber sustituido a la pasión. No es que no existan Contemplaestrellas apasionados, pero esos individuos son la excepción, no la norma. La mayoría de los miembros de la tribu, aunque son buenos compañeros, no suelen satisfacer las necesidades emocionales de sus parejas.



FIANNA

Los Fianna son románticos incurables y no hacen nada a medias. Su gozo los eleva a lo más alto y su desesperación los hunde en las peores depresiones. Pero lo superan.

Los Fianna siempre parecen estar enamorándose o desenamorándose. Un Fianna enamorado es el ejemplo de la devoción desesperada. Mientras una relación dura, nada puede apartar a un Fianna del lado de su amante. Pero normalmente no suele durar mucho.

Sólo enamorados los Fianna son felices de verdad, aunque hayan sido rechazados. El amor es un juego y los Fianna lo juegan bien. El encanto de la caza es lo que alimenta sus pasiones. Una conquista fácil no merece la pena.

No es sorprendente, que los Fianna tengan la reputación de pícaros frívolos. Pero cuando un miembro de la tribu encuentra el amor verdadero, se empareja de por vida y es por completo monógamo. Si semejante amor fuera común, habría muy pocos Fianna. Aunque todos los Fianna ansían encontrar a su amor verdadero, la verdad es que disfrutan más buscándolo.



FURIAS NEGRAS

Las Furias Negras son un estudio de misantropía. Con un poco de exageración algunos podrían decir que las Furias Negras son “feroces feministas” y que para ellas los hombres (y machos) son para amar y tirar. Después de todo, para la tribu sólo sirven para eso.

Sin embargo, existen bastantes madres protectoras y cuidadosas entre las Furias, suponiendo que su descendencia sea femenina. Estas actitudes han proporcionado a la tribu dos apodos: Viudas Negras y Madres Animales. Mejor que no te oigan utilizar ninguno de ellos.

De cualquier manera, las Furias son seres muy sexuales. El sexo es importante para la supervivencia de la tribu. Mucho más porque sólo aceptan a sus hijas y hembras, aunque también a los Metis masculinos. Aunque la actitud de las Furias hacia el sexo puede parecer fría, esto no impide la aparición de sentimientos genuinos. Sin embargo, los compañeros masculinos de las Furias deben aceptar simplemente que la Furia será la parte dominante de la relación.



GARRAS ROJAS

Los Garras Rojas son de raza Lupus. Sólo se aparean con lobos. Punto. La mera idea de aparearse con otro humano o con otro Garou les resulta repulsiva. Si quieres información sobre sus hábitos reproductivos, consulta un documental sobre los lobos en la naturaleza.

Los Garras Rojas que se aparean con humanos o Garou son considerados pervertidos. Esas relaciones son escandalosas y se mantienen ocultas. Pueden estar motivadas por la curiosidad, o en casos extraordinariamente raros, por el amor. Pero puede existir otro motivo más terrible. Los miembros de la tribu cuyo odio por la humanidad está mezclada con un temperamento sádico pueden seducir o violar humanos y matarlos durante el acto sexual. [Oh. Qué agradable. ¡Señor Reprimido! ¡Mire aquí! -Ed Mc].



HIJOS DE GAIA

Como es de esperar, los Hijos de Gaia son muy liberales en cuanto a relaciones físicas se refiere. Son compasivos y protectores, considerando el amor como un medio para mantener la salud física y mental. Reconocen la sensualidad, y no tienen miedo de expresar sus sentimientos. Consideran el amor íntimo una recompensa y disfrutan de sus relaciones.

La libertad sexual con la que se desenvuelven los Hijos de Gaia lleva a algunos a considerarlos libertinos o sibaritas. Nada podría estar más lejos de la verdad. Los Hijos de Gaia se respetan a sí mismos y a sus compañeros. El sexo es una expresión del amor, y para la tribu ambos son inseparables. Si los sentimientos son recíprocos, no hay nada malo en compartirlos con alguien. Ser posesivo no es una actitud habitual entre los Hijos de Gaia, y las relaciones entre varios amantes son frecuentes.



MORADORES DEL CRISTAL

Si hay una tribu que puede competir con el encanto de los Vástagos, son los Moradores del Cristal, sofisticados, urbanos y completamente a la moda. Al contrario que los Vástagos, el interés de los Moradores del Cristal no es fingido. Pueden ser depredadores sexuales decadentes, pero su pasión es genuina. La sexualidad de un Morador del Cristal es innata, mientras que la de un vampiro es un engaño.

Los Moradores del Cristal se tienen en muy alta estima. Pueden ser bastante presumidos y raramente se entregan por completo. Curiosamente, sus relaciones no suelen ser breves. Aunque un Morador del Cristal puede dedicarse por completo a un compañero durante un tiempo y seguir adelante, la relación no termina necesariamente. De vez en cuando los Moradores del Cristal regresan con sus antiguos compañeros y mantienen la relación. La facilidad con la que mantienen varias parejas sólo es sobrepasada por los Hijos de Gaia. De hecho, los Moradores del Cristal obtienen muchos beneficios de sus relaciones, en términos de información y ayuda, como hacen los Roehuesos (aunque es mejor no realizar esa comparación ante un Morador del Cristal). Al contrario que los Roehuesos, los Moradores del Cristal no sienten ninguna lealtad hacia sus compañeros. Quizás en este aspecto es en lo que más se parecen a los vampiros.



ROEHUESOS

Los Roehuesos son muy apasionados. Sus duras vidas en la calle les proporcionan aprecio por la vida, que puede ser brutal y breve. Los Roehuesos establecen relaciones con despreocupación y abandono. Consideran la unión sexual una celebración de la vida y un alivio bienvenido en la guerra contra el Wyrm. Aunque los Roehuesos son despreciados por las demás tribus, pocos pueden encontrar amantes tan apasionados, aunque malolientes.

Los Roehuesos son intensamente leales a sus parejas. Aunque las pasiones se pueden enfriar y los compañeros seguir caminos separados, las separaciones raramente son tensas y desagradables, y estos Garou no olvidan los buenos momentos. A menudo se desvían de su camino para acudir en ayuda de antiguos amantes. Los ataques contra sus seres queridos, presentes y pasados, no pasan sin respuesta. De forma similar, los Roehuesos a menudo pueden recurrir a sus antiguos amantes en busca de información y ayuda.



SEÑORES DE LA SOMBRA

Como animales políticos que son, los Señores de la Sombra tienen una actitud calculadora hacia la intimidad. Juegan en todos los ángulos. Sus emparejamientos siempre incluyen matices políticos y son iniciados para conseguir algún tipo de ventaja. Pero decir que los Señores de la Sombra son amantes aprovechados y cínicos es subestimarlos. Cuando el amante de un Señor de la Sombra deja de ser útil, es descartado o devorado (aunque la segunda opción es castigada si el Garou es sorprendido por sus compañeros).

Los Señores de la Sombra protestan afirmando que se los inculpa injustamente y que pueden ser amantes encantadores y tiernos cuando se lo proponen. No todas sus relaciones son frías y calculadas, pero prefieren disfrutarlas en privado.



UKTENA

Para los Uktena el sexo es un acto de poder político, utilizado para extender a la tribu por todo el mundo, abrazando a muchos pueblos aborígenes. Semejante diversidad ha fortalecido a la tribu y le ha proporcionado gusto por lo exótico. La exploración Uktena de la Umbra también le ha proporcionado algunas preferencias inusuales. Para los Uktena existen pocos tabúes, por lo que son amantes ingeniosos e imaginativos.

Junto a su sexualidad activista en la tribu existe un sentido tradicional de comunidad y familia. Los Uktena no son superficiales. Respetan la individualidad y preferencias de todos, combinando partes divergentes en un todo unificado. En su diversidad los Uktena encuentran una ventaja sin igual. Los Uktena no juzgan y si sus peculiaridades pueden ser toleradas, se muestran especialmente sinceros y abiertos a nuevas ideas.



WENDIGO

Los Wendigo son los más “naturales” de todos los Garou. Con la excepción de los Garras Rojas, son los que permanecen más cerca de Gaia. Para los Wendigo el sexo no es algo elevado, sino una parte más del orden natural. Confian en su sexualidad y sus egos raramente se entrometen a la hora de establecer una relación saludable.

Los Wendigo son amantes amables y protectores. Disfrutan agradando a sus compañeros y a ellos mismos. Este desinterés resulta extraño en criaturas tan llenas de Rabia. Aunque no son tan extrovertidos como los miembros de otras tribus, su sensualidad es silenciosa y llena de poder.



EL SEXO EN EL JUEGO

Así que si tu personaje Garou está preparado para matar y listo para amar, describir su lado sensual puede resultar tan sencillo como jugar con confianza sexual o tan complejo como expresar emociones intensas y profundas. Tu elección debería basarse en la situación y personalidad de tu personaje.

Sólo porque los Garou sean criaturas sensuales no significa que estén dominados sólo por las pasiones físicas. La Rabia es una parte de la identidad de cada Garou. Una combinación de temperamento Garou y naturaleza sensual significa que están en constante peligro de estallar emocionalmente. Interpretar este acto de subidón emocional puede resultar difícil. Es una cuestión de equilibrio y reacción apropiada.

Los Garou dependen sobre todo de su atracción animal para conseguir a sus parejas reproductivas, aunque esto no les proporcione relaciones duraderas. La Maldición -la rabia interna de un Garou- les impide mantener una familia durante mucho tiempo. Algunos Garou, como los Fenrir, mantienen unidas a sus familias mediante una disciplina estricta, lo bastante fuerte para capear cualquier arrebato de furia, aunque los compañeros humanos normalmente terminan temiendo a sus parejas Garou. Otras tribus, como los Caminantes Silenciosos, mantienen muchas familias dispersas sobre una zona amplia y se quedan sólo un período breve con cada una de ellas.

Interpretar a los Garou como seres sensuales también puede ser un contrapunto a su naturaleza violenta. Si la vida de los Garou sólo estuviera llena con violencia, nunca sobrevivirían. Necesitan liberación. Su sensualidad puede ser ese desahogo que los mantiene cuerdos. Es la vieja teoría de “trabaja duro, juega duro.”

Interpretar el lado sensual de los Garou los convierte en personajes con más profundidad. Tenemos vidas amorosas. Los Garou tienen vidas amorosas. ¿Por qué no convertir la vida amorosa en parte del juego? Por supuesto, la lucha para proteger a Gaia siempre terminará destacando en medio de las pasiones de los Garou. Después de todo, Gaia es la primera y última amante de cada hombre lobo.



DANZANTES DE LA ESPIRAL NEGRA

Y no nos olvidemos de los Danzantes de la Espiral Negra. Los Danzantes son el reflejo oscuro del alma Garou, pero siguen siendo Garou.

¿Estás interesado en la sensualidad o quizás sólo la sexualidad de los Danzantes de la Espiral Negra? Es sencillo. Cualquier cosa que consideres vil, repulsiva o degenerada forma parte de la reserva de los Danzantes. Son criaturas pervertidas, da igual cómo definas el término (No esperes que haga tu trabajo sucio).

Los Danzantes de la Espiral Negra son la herramienta perfecta para interpretar el lado sensual de los Garou. De hecho, la llevan al extremo. Su lujuria y perversión son buenos contrapuntos o paralelismos de las pasiones de los personajes. Los contrastes pueden hacer que los jugadores confíen más a la hora de expresar las emociones normales de sus personajes y ver la corrupción de los Danzantes pueden avergonzarles si exageran obsesivamente sus emociones.



CONCLUSIÓN

Aunque cada tribu es diferente con respecto a su intimidad, los Garou comparten la creencia de que el sexo es importante para sus vidas. Sí, todas ellas lo tratan de manera diferente. Las descripciones de las perspectivas de cada tribu son necesariamente generalizaciones; nada dice que tu personaje tenga que ser sexualmente calculador sólo porque es un Señor de la Sombra. Se trata de especulaciones y guías, y nada más.

La clave es que los Garou no tienen por qué ceder terreno a los Vástagos cuando se trata de sensualidad y sexualidad. El romance, el amor y el sexo pueden ser una parte tan importante de Hombre Lobo como de Vampiro.

Avatar de Usuario
Alexander Weiss
Bibliotecario de Webvampiro
Bibliotecario de Webvampiro
Mensajes: 1978
Registrado: Dom Jul 14, 2019 1:15 am

Re: A cuatro patas: sensualidad y sexualidad entre los hombres lobo

#2

Mensaje por Alexander Weiss » Lun Jul 15, 2019 2:08 am

AHROUN Y RELACIONES HUMANAS

Del Libro de los Auspicios

Imagen relacionada

Wolf Mates, Por Jenphilpot

Como lo contó William Canción de Sangre, Ahroun de la Camada de Fenris, en 1949.

Decir que las relaciones de los Ahroun con los humanos son problemáticas sería una tremenda minimización. La Maldición tiene efecto pleno sobre nosotros, y eso hace que cualquier tipo de relación extendida con los humanos sea imposible. Los Ahroun de varias tribus se consideran fuerzas que actúan sobre la sociedad humana para guiarla y mejorarla -esto resulta especialmente cierto entre los Moradores del Cristal, los Hijos de Gaia, los Roehuesos y las Furias Negras- pero al final eso es todo lo que pueden ser: fuerzas que controlan, nada de amigos ni conocidos. Como el nuestro es el Auspicio que más depende de su lugar en la sociedad Garou, somos los más afectados por la percepción de los demás hombres lobo. Los Galliard pueden ser más hábiles socialmente en los círculos Garou, pero nosotros nos dedicamos más a la vida social, porque si nos falla, no tenemos ningún otro lugar al que acudir.

El único ámbito que la sociedad Garou no puede abarcar nuestras necesidades es el emparejamiento. No solemos llevar bien la monogamia a largo plazo -incluso dejado de lado la Maldición, sigue presente el hecho de que debemos ir a la guerra a menudo y no sabemos si volveremos, y eso resulta mucho más duro cuando hay una esposa esperando en casa. Las mujeres Ahroun a menudo descubren que sus parejas masculinas quieren luchar a su lado, pero por supuesto, es imposible. Un marido o una esposa humanos son una dependencia táctica, y un Ahroun no puede dirigir una carga en la batalla y proteger su hogar al mismo tiempo. Por último muy pocas mujeres humanas (y hombres) quieren una relación a largo plazo con un ser tan volátil y sanguinario como un Ahroun. Realmente no podemos relacionarnos en última instancia -por el amor de Dios, somos especies diferentes; ¿por qué deberíamos esperar que fueran capaces?

Por todas estas razones y más, encontrar un Ahroun que mantiene una relación romántica estable es muy excepcional. He oído unas pocas historias sobre algunos supuestamente consiguieron que funcionara, pero como guerrero y Garou tengo cosas mejores que hacer con mi tiempo, así que vete si quieres ir a confirmarlas.

Así que la mayoría de los emparejamientos Ahroun son rápidos, sin compromiso y llenos de pasión animal. Sin embargo, no siempre es tan romántico o placentero como podría parecer. Tras muchos años de experiencia y aprendido cómo la mayoría de los Garou de mi Auspicio encuentran pareja, ahora considero que es un motivo de gran vergüenza para la Nación Garou. Mi experiencia procede de mi propia tribu, pero dudo que las demás lo hagan mucho mejor. Los emparejamientos entre Ahroun y Parientes a menudo fracasan a la hora de respetar los deseos del Pariente en la relación. Normalmente no se trata de una violación explícita, pero sí de un acto egoísta y despreocupado por parte del Ahroun hacia la sexualidad de su pareja.

Existe cierta mentalidad que lleva a muchos Garou a considerar a las mujeres de la Parentela como un botín -su parte de los despojos de guerra puede no incluir sólo fetiches o la primera parte de la presa, sino derechos de reproducción con la más bella (o incluso más inquietante, la más joven o una virgen) de las chicas de la Parentela de un clan. Las mujeres pasan a ser valoradas no como personas, ni siquiera como madres de nuevos Garou para proteger a la Nación, sino como símbolos de gloria y prestigio. Existe un elemento psicológico de “macho alfa” en el deseo que he visto en muchos Ahroun de engendrar hijos -no por la causa de Gaia, sino para extender su simiente, demostrar su superioridad genética asegurando que su linaje sobrevive a su existencia mortal. Los Parientes sólo son herramientas que utilizar para activar esta fórmula de inmortalidad. El problema se magnifica porque no sólo se trata de unos pocos individuos egocéntricos y maníacos que asumen esta actitud sobre la sexualidad; las tradiciones arcaicas y la mitología de la cultura Garou a menudo son mal interpretadas o retorcidas para apoyarla. A la Parentela se le dice desde el día uno que su deber es aparearse con los Garou; incluso aunque se supone que son capaces de decidir si quieres acostarse con un hombre lobo o no, resulta muy difícil negar el consentimiento en el contexto social en que vive la Parentela. Aunque la tradición no fuese un problema, ¿es posible para un ser humano dar un consentimiento válido ante una criatura que lo aterroriza a nivel instintivo? A veces me temo que la brecha de poder entre los humanos y los Garou es demasiado grande...

La nota más trágica de este asunto sórdido es que la verdad no tenemos problema en aparearnos de una forma perfectamente honorable si queremos. La mayoría de los Ahroun son razonablemente jóvenes y se encuentran en una forma física perfecta, y por mucho que nuestra Rabia interfiera en las relaciones humanas a largo plazo, también nos proporciona un atractivo animal a nivel sexual. Así que la clave es que realmente no tenemos problemas en encontrar parejas voluntarias entre la Parentela si dedicamos un poco de esfuerzo y pensamos en sus sentimientos. Sin embargo muchos de nosotros nos imponemos sobre humanos reticentes o involuntarios por lujuria, orgullo o simplemente porque no nos importan. En todos mis años de experiencia no he visto una faceta tan odiosa de la sociedad Garou como ésta. Debo admitir que le lleva a uno a comprender de dónde viene el rencor de las Furias Negras hacia los hombres.

Una nota final: la reproducción, tal como la naturaleza a través de Gaia la ha definido, es un acto que tiene lugar entre un macho y una hembra, pues así tiene la capacidad de producir descendencia. Sin embargo, debido a la Letanía, no es infrecuente entre los hombres de mi tribu y posiblemente en otras, encontrar consuelo y compañía en los brazos de otros hombres. Prefiero considerar esto como una expresión de perfecto amor platónico y camaradería fraternal, como era considerada entre los antiguos griegos, pero por supuesto, muchos Philodox rígidos podrían no estar de acuerdo, considerándola otra forma proscrita de emparejamiento. Sin embargo, ningún Metis surge de las relaciones homosexuales y honestamente, cuando comparo el estilo de estas amistades con el sentimiento de “reproducción” que he visto entre hombres Garou y mujeres de la Parentela a lo largo de mi vida, no me resulta difícil considerar este tipo de emparejamiento como uno de los más honorables entre las decisiones difíciles que debe tomar un Ahroun que desee compañía.



EL OTRO LADO DE LA MONEDA

El cinismo de William ataca de nuevo. Puede tener razón en lo que dice -aunque el término todavía no había sido acuñado en su época, creo que el equivalente Garou de una “cita para violar” podría ser inquietantemente elevado entre los Lunas Llenas. Sin embargo, evita hablar del gran número de Ahroun que se aparean dejando su honor impecable. Muchos Ahroun tienen suficiente empatía para saber si sus parejas quieren lo que ellos quieren, y son lo bastante sabios para dejar que se vayan quienes no lo quieren.

Además he hablado con Parientes de ambos sexos que han compartido sus experiencias reproductivas con los Ahroun -aunque me he encontrado con algunos que fueron maltratados, abusados o utilizados, hay otros muchos que han dicho en palabras que no repetiré aquí que la experiencia fue completamente satisfactoria (extrañamente pienso en el término de “noche de placer desatado”) y que posteriormente se sintieron orgullosos de criar a un hijo de importancia tan generalizada para el mundo como un Garou. Nuestra sociedad nunca ha tenido los grandes problemas de desigualdad de sexos que han tenido los Homínidos a lo largo de la Historia humana, quizás debido al gran poder físico que poseen los dos sexos Garou. La Letanía exige que tratemos a nuestra Parentela con respeto, e incluso en nuestros últimos días como raza, creo que cumplimos este principio mucho mejor que otros grupos sociales, incluso bajo la intensas presiones que recibimos ahora.

-Trébol de Tres Hojas, anciano Ragabash de los Fianna, líder del Clan del Brazo de Lughnasa

Avatar de Usuario
Alexander Weiss
Bibliotecario de Webvampiro
Bibliotecario de Webvampiro
Mensajes: 1978
Registrado: Dom Jul 14, 2019 1:15 am

Re: A cuatro patas: sensualidad y sexualidad entre los hombres lobo

#3

Mensaje por Alexander Weiss » Sab Feb 15, 2020 12:56 am

Tarjetas de San Valentín basadas en las tribus de Hombre Lobo: el Apocalipsis. :violin:

Por ThePhoenix5



Imagen
Imagen
Imagen
Imagen
Imagen
Imagen
Imagen
Imagen
Imagen
Imagen
Imagen
Imagen
Imagen

Editor completo

Volver a “Hombre Lobo”