[Tradición] Euthanatoi / Chakravanti

Avatar de Usuario
Justycar
Narrador de Vampiro y de Mago
Narrador de Vampiro y de Mago
Mensajes: 4244
Registrado: 14 Jul 2019, 07:43
Ubicación: Valencia
Mensajes miarroba: 2.302
Antigüedad: 26 de Septiembre de 2017

[Tradición] Euthanatoi / Chakravanti

#1

Mensaje por Justycar » 24 Ene 2021, 16:12

Próximamente, mi buen amigo Darkosca, va a jugar uno de estos brujos guardianes de la rueda kármica, asesinos ninjas de las 9 Tradiciones. Y dado que he sido yo el que la sugerido esta Tradición, creo conveniente abrir este hilo para indicarle posibles fuentes de inspiración sobre este grupo de Magos. Los Eutanathoi son conocidos en Mago por manipular la muerte, pese a ser los guardianes del ciclo de la vida, suelen tener un cierto tono sombrío y morboso y es habitual encontrar conceptos de personaje entorno a la idea de asesino religioso o despiadado guerrero sagrado. Al igual que los assamitas, es fácil quedarse con su faceta de mercenarios y matadores. El que su personaje más conocido sea Voormas, un mago renegado que lleva a cabo el peor tipo de nigromancia, no mejora demasiado su reputación.

Imagen

Avatar de Usuario
Alexander Weiss
Bibliotecario de Webvampiro
Bibliotecario de Webvampiro
Mensajes: 5690
Registrado: 14 Jul 2019, 01:15

Re: [Tradición] Euthanatoi / Chakravanti

#2

Mensaje por Alexander Weiss » 24 Ene 2021, 21:05

LAS HEBRAS DEL DESTINO: LAS FACCIONES

Los Eutánatos se formaron en respuesta a un deseo de preservar la magia que podría no haber sobrevivido a la ortodoxia de sus culturas. Los ritos de la muerte y el destino fueron proscritos, cayeron en la clandestinidad y fueron rechazados –incluso por otros místicos. Desde la Guerra del Himalaya en adelante, la Tradición siempre se ha identificado con una serie de prácticas vitales que el mundo siempre ha intentado perseguir.
Aunque esta hebra común las une, cada cultura que se unió a la Tradición tiene su propia perspectiva sobre las artes de girar la Rueda. Todos los magos de la muerte creen que la similitud entre estas prácticas revela una poderosa verdad subyacente sobre el Lokha (Teluria), pero creen que deben buscar la verdad mediante una serie diversa de prácticas. De hecho, esta diversidad demuestra que la verdad de la Rueda es más grande que cualquier paradigma.
Existen dos facciones que normalmente no aceptan Shravaki. La primera es el Cáliz Dorado. Es necesario ganarse un lugar en el Cáliz, o ser bendecido con talentos de asesino que la secta no pueda permitirse ignorar. La otra es el Albireo. Son los diplomáticos de élite de la Tradición; ninguno de Quienes giran la Rueda es invitado a unirse sin haber demostrado su dedicación a los ideales de los Eutánatos. Estas dos sectas (y según se rumorea, otras cuya existencia es un secreto) son las Vrati (“juramentos” o “directivas”).

CHAKRAVANTI: LOS CUSTODIOS DE LA ETERNIDAD

La más antigua de las sectas Tanatoicas organizadas, los Chakravanti definen la identidad de la Tradición. Estos Euthanatoi remontan sus orígenes a la Guerra del Himalaya, y la expulsión con éxito de la Hermandad Akáshica del sur de la India. Ya antiguos en la época de la Gran Convocatoria, los Chakravanti siempre han conservado sus costumbres al mismo tiempo que han impulsado a la Tradición a encontrar el camino de la Rueda en una serie de culturas y métodos siempre en crecimiento.
Esto ha dividido la secta en dos direcciones. Los Natatapas y otros Chakravanti tradicionalistas se contentan con permitir que las nuevas creencias se limiten a confirmar la verdad del Ciclo. Asignan a la innovación un papel secundario en la práctica mágica. Al mismo tiempo, los Lhaksmistas exploran el filo cortante de la tecnología y la metafísica. Argumentan que las ideas nuevas no sólo confirman la antigua ortodoxia –la ponen en cuestión. Estos magos radicales quieren actualizar el paradigma Tanatoico al siglo XXI.
Filosofía: Los Chakravanti se adhieren a la esencia de la doctrina Eutánatos. Las almas son eternas y se reencarnan a través del tiempo. Las vidas humanas prosperan o se marchitan según el karma que acumulan. Los Siddhi son los frutos del conocimiento iluminado y permiten a un mago competente contactar con el alma superior, intercambiando los atributos de su karma por los de un ser divino o una propiedad universal.
Títulos: Los Chakravanti utilizan el sistema de títulos de la Tradición en conjunto porque se originaron en la secta. Sin embargo, reconocen otras posiciones. Un Muni (“sabio”) sirve como consejero y asesor espiritual en los Marabouts Chakravanti. Un Pramatar (“juez”) es un Acarya que es regularmente convocado para que decida sobre cuestiones legales y cuyas interpretaciones de la Chodona se consideran autoridad.
Sectas: Los Chakravanti tienen una identidad común en sus orígenes culturales, pero no se organizan en un mismo cuerpo excepto cuando la ocasión lo requiere. La última vez que se produjo una reunión específicamente Chakravanti fue durante y después del Juicio, cuando la secta de la India se reunió para planificar su respuesta a los horrores del momento.
En el pasado solía haber muchas más sectas Chakravanti. Debido a la presión Akáshica los Handura se desintegraron, mientras que los Dacoit degeneraron en bandidos y asesinos a sueldo. Recientemente la Sapindya Sadananda (La Consanguinidad del Eterno Goce) fue proscrita como Naraki. Pocos de sus miembros sobrevivieron a las purgas que siguieron; la mayoría de los Eutánatos consideran el exterminio de la prole de Helekar una preocupación prioritaria.
Los Natatapas (“danzantes sagrados”) son la secta Tanatoica más antigua que sobrevive, remontándose a la victoria de Vedavati y Subranamian sobre la Hermandad Akáshica en el año 354 a.C. Entre las cenizas de la fortaleza Akáshica de Ayamandala, los aliados proto-Tanatoicos se unieron bajo el liderazgo de los dos Acaryas, formando la Consanguinidad del Eterno Goce y los Natatapas. Cada secta se complementaría con la otra, de la misma forma que sus líderes se habían unido para crear el Avatar de Hierro que ganó la guerra.
Siguiendo esta doctrina, originalmente ambas sectas se dividieron por sexos. Los Natatapas eran la mitad femenina de la unión divina. A medida que los Chakravanti se incrementaron terminaron abandonando este sistema, pero las Dakini (Las mujeres que giran la Rueda) todavía supervisan la mayoría de los principales ritos de la secta.
Los Natatapas son la secta Tanatoica más conservadora. Sus artes se basan en la fusión de dioses y diosas védicos y canalizar ese poder para cambiar el mundo. La mayoría de los Danzantes se especializan en un puñado de divinidades, aunque unos pocos dedican sus vidas a unirse con una única manifestación de la divinidad.
La secta también se aferra al tradicional Viaje Agama para realizar el Diksha. Resulta un poco más fácil para los Natatapas debido a su acceso a los Marabouts más poderosos de la Tradición, pero el proceso sigue reclamando las vidas de muchos aprendices debido a que el remolino de almas aullantes se cobra su precio. Esto ha provocado un declive de Natatapas completamente iniciados. Los supervivientes son magos endurecidos que preservan el conocimiento del Inframundo.
Aunque se aferran a raíces antiguas los Devasu (“flecha divina”) es la secta más reciente de toda la Tradición. Con la caída de la Consanguinidad del Eterno Goce, los Natatapas decidieron que era necesaria una contrapartida nueva. Varios asesinos Natatapas se unieron con unos pocos magos de la muerte de la India para formar la secta en el año 1997.
Como sustitutos de la Casa de Helekar, los Devasu han realizado un trabajo admirable. La secta se ha formado justo a tiempo; sus talentos fueron utilizados al límite durante el Juicio, cuando los escuadrones de la Tecnocracia intentaron conquistar el territorio Chakravanti que rodeaba el campo de batalla contra el rey demonio. Aunque los Chakravanti simpatizaban con el deseo de la Unión Tecnocrática de supervisar la zona, los Devasu impidieron que la operación se convirtiera en una ocupación completa maldiciendo y matando a los Tecnócratas que se acercaban demasiado a los dominios Tanatoicos. Aunque la confusión del momento permitió alcanzar la victoria, todavía está por ver si la Tecnocracia tomará represalias o no.
La magia de los Devasu se enfoca en torno a Rudra, arquero de los dioses védicos, padre de los espíritus purificadores conocidos como Maruts y uno de los aspectos de Shiva. Utilizan la disciplina del yoga y las artes marciales para canalizar el poder de Rudra en defensa de las tierras y Marabouts tradicionales de los Eutánatos. Al contrario que la antigua Consanguinidad, los Devasu no tienen el mandato de vigilar a las amenazas internas. Esa labor se encuentra en manos del Albireo.
Los Lhaksmistas son la secta más revolucionaria de los Chakravanti, sino de todos los Eutánatos. En sus orígenes eran un subculto de los Natatapas, y la secta extendió su devoción a la Diosa de la Fortuna para incluir otras manifestaciones del azar. A medida que surgieron matemáticos y físicos cuánticos, las filas del grupo se incrementaron hasta el punto que los Natatapas los reconocieron como un grupo separado.
Como secta independiente, los métodos de los Lhaksmistas aumentaron su sofisticación y diversidad. Los ordenadores les ayudaron a comprender mejor el azar; la Telaraña Digital les permite jugar con la fortuna sin alterar el flujo kármico del mundo real. En la era moderna, la teoría de la información, las matemáticas del caos y las apuestas son consideradas señales del trabajo de la Diosa.
Los Lhaksmistas siguen un dharma inusual. Creen en la diosa Lhaksmi hasta tal punto que tomarán una decisión importante tirando dados o monedas. No es algo tan arbitrario como podría parecer. Por una parte, dominar la Entropía significa que “confiar en la suerte” se manifiesta como poner a prueba el deseo iluminado del mago contra los dictados del karma. Si un Lhaksmista no puede tirar una moneda para determinar su camino entonces no está destinado a seguirlo. Además, aunque el azar pueda determinar cierto curso de acción, la mayoría de los Lhaksmistas se aseguran de que los resultados estén sujetos a interpretación. La sensibilidad a la Rueda no debe sustituir el juicio.
Esta extraña devoción es el motivo por el que los Lhaksmistas modernos tienen reputación de rebeldía. ¡Después de todo, si existe la posibilidad de robar, ganar o superar sistemas de seguridad es porque la Diosa así lo quiere! Éste es el origen de su apodo moderno (y algo irónico) de “Locksmiths” (Cerrajeros).

MADZIMBABWE: LA CORTE DE LOS FANTASMAS

Una leyenda popular cuenta que los Madzimbabwe llegaron a la Gran Convocatoria en busca del “Zeerda Rostam.” Parece que el Sirdar Rustam visitó África en su último viaje –del que nunca había regresado. La historia de los Eutánatos muestra a los Madzimbabwe como una facción joven que se unió al seno de la Tradición durante la Gran Convocatoria.
De hecho, los Madzimbabwe habían existido durante muchos siglos como un grupo organizado con creencias compartidas. Como los magos Tanatoicos de otros lugares, raramente eran apreciados en su propia cultura.
La Historia y la leyenda cuentan la historia del Gran Zimbabue, la ciudadela en el corazón de un Imperio subsahariano. Las tradiciones Madzimbabwe los vinculan a ese lugar que fue habitado al menos desde el siglo III. Los propios Madzimbabwe afirman que el Gran Zimbabue fue un lugar de reunión y encuentro para los Despertados del sur de África; por lo tanto se benefició de su sabiduría. Un corazón de hierro y piedra fortaleció al pueblo, que extendió sus artes mediante el comercio, la guerra y el discurso filosófico. Estructuras más pequeñas, llamadas madzimbabwe (“cortes”) todavía se encuentran en la zona como testimonios de los logros de los antiguos.
El nombre de la facción no es una coincidencia. Muchas de las “cortes” contenían Nodos poderosos. Los Madzimbabwe modernos todavía aprecian esos lugares, que representan su herencia así como la fuente de su poder místico. Los Madzimbabwe afirman que en el pasado cuando la prosperidad fluía en las cortes, algunos magos utilizan el poder para su propio beneficio. Estos Ngoma aconsejaban a sus mecenas Durmientes para que obtuvieran más poder del que necesitaban, contribuyendo a la caída del Gran Zimbabue.
A medida que los Imperios Mwene Mutapa y Rowzi declinaban, los Madzimbabwe se encargaron de conservar las antiguas costumbres. Escucharon a los fantasmas del Gran Zimbabue. Cuando los muertos no podían encontrar la paz, las Cortes buscaban la causa y la eliminaban, utilizando medios anónimos como enfermedades y sequía. Cumplían a la vez el papel de sacerdotes y brujos. Naturalmente, los Ngoma se opusieron a ellos, viendo corrupción cuando los Madzimbabwe servían a la ley natural.
Ambos grupos acudieron a la Gran Convocatoria. Los Ngoma abandonaron la reunión en respuesta a las actitudes paternalistas del Concilio, pero los Madzimbabwe vieron la oportunidad de ocupar el lugar de honor que sus rivales les habían negado durante mucho tiempo. Aceptaron los principios básicos de la Chodona y se unieron a los Eutánatos.
Los Euthanatoi Madzimbabwe nunca fueron numerosos. Desde el siglo XVII en adelante, las Cortes se dividieron sobre cómo responder al avance europeo. Aunque la victoria sobre los portugueses fue alentadora, aisló a los magos más tradicionalistas. El problema sólo se intensificó cuando los países subsaharianos comenzaron a caer bajo la rueda colonial. Los magos que se encontraban en esos países fueron en gran parte absorbidos en el núcleo de los Eutánatos y comenzaron a perder su estilo distintivo. En el siglo XIX sólo la presencia del mago Senex impedía que la Tradición declarase extintos a los Madzimbabwe.
Durante el siglo XX cayeron los antiguos regímenes coloniales. Liberados de la lucha por la independencia, los Madzimbabwe asumieron un interés renovado por los Eutánatos. Ahora el número de los Madzimbabwe se está incrementando, y los Euthanatoi africanos están volviendo a sus raíces.
Filosofía: Los Mandzimbabwe son los benefactores secretos de su pueblo. Respetar a los ancestros y guiar a los muertos constituye un deber vital para los vivos. Así, fantasmas y espíritus deben ser apaciguados y honrados. La magia se encuentra en ambos lados del Ciclo utilizando la sabiduría de los muertos para guiar el mundo de los vivos. Esta actitud también neutraliza la influencia de los espíritus malignos, que en el paradigma de los Madzimbabwe se consideran responsables de las dolencias físicas y de la mala suerte.
La muerte es una herramienta sagrada que nunca debería utilizarse para intimidar. La brujería Madzimbabwe es anónima. Plagas y venenos son las herramientas favoritas para eliminar a quienes sirven al mal o rechazan las enseñanzas de sus ancestros. La gente puede rechazar al brujo que trae mala suerte sobre ellos sin darse cuenta de que se trata de su vecino y benefactor.
Títulos: Los Madzimbabwe utilizan sus propios títulos cuando hablan entre ellos o se encuentran separados de los demás Eutánatos. Un Sviriko es un aprendiz que acaba de comenzar a comunicarse con su Avatar (a menudo identificado con un ancestro espiritual o de sangre, especialmente en el caso de los Ta Kiti). Un N’anga (además del nombre de la corriente africana de los Madzimbabwe) es un mago completamente iniciado capaz de venerar a los muertos y guiar a los vivos.
Sectas: Los Madzimbabwe consideran a los N’anga su secta ortodoxa. Es a la que pertenece Senex y no se pronuncia su nombre separado a menos que sea necesario para diferenciarlos de los Ta Kiti. El movimiento renacido de la facción también utiliza títulos propios para nombrar a los miembros de las Cortes que se aferran a sus prácticas ancestrales. Como muchos Madzimbabwe combinan sus Artes con métodos Tanatoicos comunes, a veces se considera una división innecesaria. Después de todo, los Madzimbabwe “no tradicionales” han estado cuidando de la casa mientras sus compañeros estaban en otros lugares.
Los N’anga son chamanes y los herederos directos de las riquezas culturales del Gran Zimbabue. Los Madzimbabwe N’anga normalmente son devotos de uno o más de sus ancestros. Vigilan celosamente la influencia de los espíritus malignos, ante los que los espíritus mudzimu que honran los chamanes son especialmente sensibles. Estos espíritus pueden ser wraiths, Umbrole o incluso proyecciones personales del Avatar del mago. Los N’anga rechazan realizar clasificaciones precisas y creen que todos los espíritus ofrecen sabiduría de la misma fuente.
Esta carencia de diferenciación no es una actitud derivada de la ignorancia. Los N’anga saben perfectamente que existen diferencias entre cada tipo de espíritus. Prefieren adoptar una visión general, considerando las fuerzas sobrenaturales que representan los espíritus como parte del movimiento del Ciclo mayor. Esta visión les proporciona algunas ventajas, pues los Madzimbabwe son capaces de examinar los impulsos de su propio Avatar de igual manera que el testimonio de un fantasma o un espíritu de la naturaleza.
Los Ta Kiti son vuduístas y santeros Tanatoicos que remontan sus orígenes a los Shona, y por lo tanto a los Madzimbabwe originales. Esta secta ha declinado en los últimos tiempos, pues muchos de sus miembros se han unido a los Cuentasueños o el Culto del Éxtasis, o simplemente se dedican a la magia en solitario en sus culturas natales. Los Ta Kiti invocan a los Iwa o a los Orishás: ancestros espiritualmente avanzados (algunos dirían que Ascendidos) que pueden ver todo el flujo del Ciclo. Estos espíritus les proporcionan poderes de profecía y habilidad sobrenatural a sus devotos. Otros Euthanatoi creen que se unen con un ser divino, pero los Ta Kiti creen que funciona al revés: un ser divino se une con ellos.
Los Ta Kiti modernos suelen estar divididos entre las ventajas que ofrece pertenecer a una Tradición y la pureza de sus propias creencias. Los Eutánatos asumen una visión abstracta de los dioses y ancestros que no es del todo compatible con la visión de los Ta Kiti. Con el tiempo, se han distanciado de sus parientes N’anga.
De todas formas las prácticas de los Ta Kiti han tenido una influencia tremenda sobre los Eutánatos. Muchos magos de la muerte utilizan métodos del vudú o la santería. Sea lo que sea que ocurra en la secta, sus Artes seguirán siendo una parte importante del repertorio mágico de la Tradición.

HIEROCHTHONOI: LOS SACERDOTES DEL DESTINO

Los Eutánatos utilizan costumbres védicas para definirse, pero las Artes de Grecia siempre han influenciado la Tradición. Sin embargo, no son necesariamente los métodos utilizados por otros místicos grecorromanos. Los Hierochthonoi (“sacerdotes de la tierra”) no ofrecen sacrificios tradicionales o siguen una adoración convencional de los dioses; en su lugar prefieren sacrificarse personalmente para llevar a cabo su deber.
Los cultos cthónicos se remontan a la época de Homero. Aparte de los doce grandes dioses del panteón olímpico, siempre han existido otros dioses y diosas, que se encargaban de regular la vida y la muerte mientras sus parientes utilizaban el mundo como patio de juegos y campo de batalla. Después de la caída de Troya, los sabios hablaban de los Ixoi, un culto de espías y hechiceros que habían cumplido la profecía de Casandra. Se decía que habían hechizado a los Mirmidones para que atravesaran invisibles las puertas de Ilión, inspirando el mito popular del “Caballo de Troya”. También se rumoreaba que los Ixoi habían sido la verdadera causa de la muerte de Agamenón y las tribulaciones de Odiseo, convirtiéndolos en algo más que justos servidores aqueos. ¿Eran mercenarios o seguidores imparciales de la Necesidad?
Los dioses cthónicos como las Parcas normalmente eran adorados lejos de las ciudades, en cuevas o santuarios naturales donde la presencia del Inframundo y el flujo sin palabras de la naturaleza se podían sentir. Cuando Alejandro Magno llevó a su ejército a la India, los cultos habían establecido ritos comunes. Aunque en ocasiones se desconfiaba de ellos, los primeros Hierochthonoi fueron utilizados como curanderos y nigromantes por los generales de Alejandro. En la India se encontraron por vez primera con los Chakravanti, magos de la muerte enemigos con habilidades similares a las suyas. Este encuentro fomentó los intercambios entre ambos grupos. Durante la caída de Roma cada uno estaba familiarizado con el otro.
El declive del Imperio Romano cortó las comunicaciones entre ambos hasta el Primer Samashti. Por esa época el cristianismo y el Islam habían obligado a los cultos de Hierochthonoi a ocultarse, pero la antigua popularidad de los cultos mistéricos cthónicos los habían preparado para los tiempos difíciles que se avecinaban. Entre ellos el Deme de la Granada alcanzó la preeminencia y se convirtió en el nombre genérico de los Euthanatoi cthónicos.
Durante la Gran Convocatoria, el Deme de la Granada estaba más que contento de renovar lazos con sus compañeros de la India. Al ser europeos, dieron a la naciente Tradición una posición más fuerte en el Concilio. A cambio sus raíces fueron honradas cuando los magos de la muerte reunidos acordaron el nombre de su Tradición y su signo heráldico: la letra omega. Su orden guardiana entró en el campo de batalla de la Guerra de la Ascensión. Los Caballeros de Radamantis aprendieron a cooperar con las demás Tradiciones y dieron a Quienes giran la Rueda un rostro honorable frente a la desconfianza causada por su secretismo.
Filosofía: El Destino da su parte adecuada a cada ser, pero los estúpidos y orgullosos cruzan los límites violando la propiedad y el orden natural. La destrucción aleatoria, la profanación de los muertos y la traición de las leyes de la hospitalidad son ejemplo de hubris y merecen el castigo del infortunio o la muerte.
La magia invoca el poder de los dioses cthónicos que regulan la moria (el destino) y thanatoio (la parte de la muerte que llega a todos). Viviendo una vida de arete (excelencia en función de la posición de uno) y eleos (sabiduría compasiva y piedad) el mago se gana el derecho a utilizar los atributos divinos, manifestar el poder de las Furias y considerarse el representante del Destino y la Muerte.
Títulos: Los Euthanatoi Hierochthonoi utilizan libremente sus títulos ancestrales y los que son habituales para el conjunto de la Tradición. Como participantes clave en la formación de los Eutánatos creen que cualquiera de las convenciones resulta adecuada.
Un mago de la muerte de cualquier rango recibe el nombre de Mantis (“Sabio”). Las Erinias (“Furias”) son los magos que dispensan la Buena Muerte. Un Maestro es un Anax Mantis (“gobernante de los sabios”) y los magos más grandes son Tarchuoi (“divinos”). El líder del Deme de la Granada es conocido como el Tríope; su contrapartida entre los Caballeros de Radamantis es el Basileo. Ambas posiciones permanecen sin ocupar, esperando que llegue un mago lo bastante sabio o heroico para conseguir el respeto de toda una secta.
Sectas: Los Hierochthonoi no son un grupo organizado, sino una clasificación basada en afinidad cultural. A pesar de sus orígenes comunes, el Deme de la Granada y los Caballeros de Radamantis son cuerpos independientes y actúan en la Tradición como facciones separadas.
Sin embargo, son estrechos aliados y extienden su amistad a otros Eutánatos que comparten sus orígenes. De vez en cuando algunos Euthanatoi fuera de ambas sectas aprenden prácticas grecorromanas, bien como practicantes solitarios o como parte de cultos marginales. Normalmente estos Hierochthonoi son respetados como “parientes” de ambas sectas.
El Deme de la Granada es una amalgama de cultos mistéricos precristianos centrados en torno a la adoración de la Triple Diosa: Perséfone, Koré y Deméter. La secta moderna reconoce que estas tres diosas son una metáfora del ciclo mayor de la creación. Este aspecto mágico del Ciclo es personificado por Hécate, diosa de la magia y de la muerte, mientras que la estructura fundamental de la realidad es regulada por las Moirae (Parcas). En todos los casos la Doncella representa el potencial primario de la Creación, la Madre da nacimiento a su forma y la Anciana preside su fin necesario.
Unos pocos miembros del Deme de la Granada han dominado las Artes de la vida eterna. Ocultan su número, pero se rumorea que pertenecen a una organización secreta conocida como los Cabiri. Vinculando su Avatar a una sombra virtuosa, el mago utiliza ambas mitades del Ciclo para regenerar su cuerpo y volver a habitarlo. En el proceso pierde su habilidad para utilizar la magia de Esferas, pero para compensarlo aprende poderosas artes estáticas. Para más información del juego sobre estas “momias” Tanatoicas, consulta Mundo de Tinieblas: Momia 2ª edición y Momia: la Resurrección.
Los Caballeros de Radamantis se originaron como simbólicos “jueces de los muertos” en los ritos mistéricos del Deme de la Granada, pero crecieron hasta convertirse en un grupo propio durante la Edad Media, cuando su secta madre necesitó una orden de guardianes para protegerse de las autoridades eclesiásticas. En el año 1144 formaron una orden de caballería conocida como los Caballeros de San Gregorio de Nisa. Supuestamente dedicados a buscar y proteger los lugares sagrados de Asia Menor, la orden sirvió como cobertura y protección para los cultos cthónicos de Grecia y Persia.
Después de la Gran Convocatoria, los Caballeros asumieron su nuevo título (Ya no era necesario ningún engaño entre compañeros igualmente perseguidos) y se les encargó luchar en la Guerra de la Ascensión junto a las demás Tradiciones. Demostraron ser casi tan hábiles como la Hermandad Akáshica en las artes de la guerra y eran más fáciles de encontrar en Occidente, así que sus servicios fueron muy valorados. Hasta el día de hoy el Concilio paga a los Caballeros en Tass (normalmente un peón por rango y semana) para que luchen fuera de sus propias cábalas.
La magia de los Caballeros se centra en juramentos de lealtad a su patrón. Prometen ejercer su sabiduría cuando juzgan quién debería vivir o morir. Combinan los sacramentos de la caballería con la adoración de los dioses cthónicos (a menudo disfrazados como santos o imágenes específicas de la Madonna). El viaje y la compañía con otras Tradiciones los ha abierto a otras influencias, así que suelen ser de mente abierta en cuestiones de técnicas mágicas. Móviles y cosmopolitas, utilizan de forma pragmática las Artes que consideran adecuadas para hacer girar la Rueda.

EL CÍRCULO ÓRFICO
Podría esperarse que un culto de la muerte griego –el Deme de la Granada- habría oído hablar de otras organizaciones similares. El Círculo Órfico, un resto oculto de una antigua organización de sacerdotes y místicos, desde luego encaja en esa descripción. El Círculo Órfico se formó en respuesta a las manipulaciones de antiguos sacerdotes vampíricos que combinaban su conocimiento nigromántico con la profecía y contaban con seguidores voluntarios entre hechiceros mortales. Sometidos por poderosos juramentos, los miembros del Círculo mantuvieron una existencia velada desde la que ejercían una influencia sutil en las tierras de los muertos y evitaban con cuidado enfrentarse a otras entidades sobrenaturales. Teniendo en cuenta que el Círculo Órfico también solía interferir en asuntos fantasmales e infernales, sería de esperar que los Eutánatos griegos actuaran y “corrigieran” a este grupo de magos maliciosos. Sin embargo, a pesar de la vigilancia del Deme de la Granada, los Eutánatos pasaban la mayor parte de su existencia sin conocer las manipulaciones del Círculo.
Con su visión profética y una combinación de aliados sobrenaturales, el Círculo Órfico consiguió de forma consistente y continua evitar la atención de los Eutánatos. Al principio de la formación de la Tradición unos pocos miembros incluso cayeron en las intrigas del Círculo y utilizaron su influencia para ocultarlo. Posteriormente el Círculo se dio cuenta de forma dolorosa que la magia Tanatoica podía ser capaz de romper sus juramentos de secretismo y adoptó una estrategia diferente: Mantener a los Eutánatos ocupados con otros problemas.
Cada vez que el Deme de la Granada se acercaba a investigar los asuntos Órficos, una agencia de la Tecnocracia –convenientemente alertada por “amigos y simpatizantes” que eran amigos de asociados de distantes manipuladores Órficos- aparecía. Hasta donde el Deme de la Granada sabía, cada vez que realizaba una investigación de unos misteriosos magos de la muerte vinculados a los antiguos ritos griegos, descubrían que la Unión Tecnocrática también estaba investigando al mismo tiempo. Cuando la Unión aparecía, los Órficos ya habían abandonado los lugares investigados y como es habitual en los Tecnócratas, no dejaban muchas evidencias que investigar y los Eutánatos se quedaban con las manos vacías. El resultado final es que la Unión, como no comprendía las bases de la conspiración mística, se limitaba a vincular sus hallazgos con algún grupo aberrante; los Eutánatos, que podrían haber conectado las piezas, nunca consiguieron las evidencias que necesitaban para hacerlo.
Cuando la conspiración del Círculo Órfico saltó por los aires (literalmente), perdió la influencia para activar el tipo de estrategia mencionado, así que decidieron provocar un problema interno mayor a los Eutánatos. Como el Inframundo contiene copias de todos los documentos importantes destruidos, resultó sencillo para los Órficos encontrar los viejos documentos ocultistas que necesitaban. Estos escritos señalaban a conspiraciones ocultas que posteriormente afectaron a los Eutánatos y sus compañeros de las Tradiciones.
Aunque el Círculo Órfico ni conocía ni le preocupaba el conjunto de las Tradiciones, era necesario desviar la atención de los Eutánatos si el Círculo quería tener la oportunidad de reconstruirse –así que se enviaron unos pocos documentos cuidadosamente seleccionados. Los Eutánatos descubrieron una antigua biblioteca todavía intacta y de repente toda una Casa de la Orden de Hermes se convirtió en un problema para los Tanatoicos. En el conflicto resultante el Círculo Órfico consiguió mantener a los Eutánatos completamente ocupados en sus problemas con el resto de las Tradiciones y en la vigilancia interna, en lugar de dedicarse a perseguir a magos de la muerte ajenos a la Tradición que realizaban prácticas corruptas.
Así que ahora hay guerra en las Tradiciones –pero el resultado podría no ser el esperado. Los Jenízaros supervivientes han descubierto que toda la información sobre la conexión entre Jenízaros y Ksirafai está anticuada en el mejor de los casos. Los agentes Tanatoicos se han dado cuenta de que algunos jóvenes reclutas Jenízaros no tienen nada Tecnocrático en su adiestramiento y creencias. Como resultado, después de todo los Jenízaros puede que sobrevivan, mientras que los Eutánatos podrían convertirse en la seguridad interna de facto de las Tradiciones. Si eso ocurre, los restos del Círculo Órfico podrían encontrarse en graves problemas, pues tanto Jenízaros como Eutánatos están comenzando a preguntarse cómo comenzó todo y han puesto sus importantes recursos de investigación a trabajar.
Para más información sobre el Círculo Órfico consulta Los Vivos y los Muertos, Médiums y Cazador: Primer Contacto.


AIDED: LOS BARDOS DE LA MUERTE

A pesar de encontrarse en el extremo occidental de las migraciones indoeuropeas, los Aided (“historia de muerte”) todavía conservan estrechas similitudes con sus compañeros Chakravanti. La convulsa historia de la Europa céltica los ha dejado con escasa información sobre sus orígenes, pero los fragmentos de la antigua escritura Ogham recuerdan a los druidas responsables del sacrificio ritual de los reyes. Se suponía que estos sacrificios garantizaban la procesión del ciclo natural “matando” al invierno, permitiendo que comenzaran meses de crecimiento. Entre otros deberes relacionados de estos druidas se encontraba la declaración de Geasa. Aunque la mayoría de estas prohibiciones aseguraban el bienestar del pueblo, los Geasa restrictivos también terminaban provocando la muerte de reyes y héroes orgullosos. Estas maldiciones volvían humildes o destruían a quienes intentaban privar a la Rueda de su tributo.
Con el ascenso de Roma, los Chakravanti recibieron información sobre la existencia de sus contrapartidas celtas. El Sirdar Rustam siguió los rumores durante la Edad Media y descubrió a los Aided en las Islas Británicas. La Historia de la Muerte todavía se practicaba abiertamente allí, pero sus practicantes sentían el puño de la Iglesia y la Razón sobre ellos. En respuesta, enviaron una cautelosa delegación al Primer Samashti. Sus líderes se ocultaron entre la delegación y permitieron que sus aprendices hablaran en su nombre.
En la Gran Convocatoria los Aided se ganaron una reputación de contradicción y oposición que los ha seguido hasta el día de hoy. El ingenio del Cardo de Pwyll de los Aided desenmascaró la presencia de espías Templarios y Nefandos, pero también dejó perfectamente claro que la facción no sentía amor por los cristianos ni sus compañeros paganos. Los Verbena intentaron reclutarlos, sólo para que les dijeran que sus Artes se basaban en una mentira. “Si los dioses disfrutan de la vida”, dijo el Cardo, ¿no os resulta extraño que les guste llevársela tan a menudo?” En lugar de celebrar el poder de dioses y héroes, los Aided preferían meditar sobre sus muertes.
Los Aided modernos continúan siendo versados en teología pagana, la muerte y la naturaleza del alma. La facción es más fuerte en Irlanda y la diáspora celta en Norteamérica, pero tiene poco interés por promover un renacimiento celta. Parte de la razón deriva de la Orden del Sauce Negro.
Hace doscientos años los Aided permitieron la formación de un movimiento popular llamado la Orden del Sauce Negro para promover sus enseñanzas entre la baja nobleza inglesa. Por desgracia la Orden resultó tentada por la riqueza (la mayoría de sus miembros eran irlandeses pobres) y la decadencia de sus nuevos aliados. Abandonaron la doctrina Aided por una ética egoísta de su propio diseño. El infernalismo extendido que infectó sus filas los convirtió en objetivos de las Grullas de la Muerte Aided; el experimento no ha vuelto a repetirse. Si se añade el rechazo de los Aided a los valores paganos convencionales, el reclutamiento y aprendizaje Aided se ha convertido en un proceso cuidadoso y secreto.
Filosofía: Los Aided creen que cada ser está sometido a un Geasa que dirige el verdadero destino de cada individuo. Las grandes recompensas son equilibradas por grandes Geasa, así que un mago del destino debería mostrarse humilde y pasivo fuera de su camino elegido. Los tontos que rompen sus Geasa se condenan y terminan en una nueva encarnación.
En ocasiones los dioses encargan a un hombre o una mujer ingeniosos la administración de sus intereses en el mundo. En ese caso, el dios asume las limitaciones del mago para que pueda actuar con libertad –pero abandonar el camino de un dios es todavía peor que desviarte del tuyo.
Títulos: Un Vate es un Aided de rango de Aprendiz o Iniciado que descubre su propio Geasa y aprende habilidades mágicas esenciales. Cuando su educación está completa pasa a los Tuatha de Medb. Como hijos de la anciana que traicionó a Cu Chulainn, están liberados de la adherencia a las virtudes paganas del valor y pueden dedicarse a sus tareas. Los Aided utilizan los títulos Tanatoicos generales para distinguir su poder ante los extraños, pero en gran parte ignoran las distinciones o el rango entre ellos.
Sectas: Los Aided tienen una fuerte identidad de grupo, pero diferencian entre diferentes ocupaciones. Cada Aided puede cambiar de una práctica a otra, dedicar igual tiempo a ambas, o simplemente trabajar en un aspecto más oscuro de la herencia mágica de la facción. La mayoría de los Aided tienen una visión muy práctica de sus Artes. Por esta razón son conocidos por su habilidad para dispensar la Buena Muerte con pocos ornamentos y distracciones. Otros de sus hechizos muestran la misma utilidad pragmática; La Historia de la Muerte se guarda los asuntos espirituales; los magos utilizan la magia para conseguir resultados, no para demostrar su “iluminación.”
Las Corriguinech (“Grullas de la Muerte”) son los asesinos de los Aided. La mayoría siguen a la Morrigu: la Triple Diosa celta de la guerra y la muerte. Su nombre procede de un hechizo utilizado por el dios Lugh para obtener fuerza marcial del Otro Mundo. Esta “grulla mágica” es la identidad de la secta, combinando maldiciones poéticas, combate cuerpo a cuerpo y el “Morral de los Fianna.” Este último está lleno de herramientas que, aparte de su propósito mágico, representan los tesoros de los dioses. Tradicionalmente incluyen un cuchillo sagrado dedicado a Manannan, el dios del mar; huesos que representan el precio de la muerte por el padre de Lugh y un gancho de hierro consagrado a Goibniu (que puede utilizarse como un gancho de escalada o como un arma con un mango).
Aparte de estos focos, las Grullas de la Muerte utilizan la furia para incrementar sus habilidades físicas y canalizar a la Triple Diosa. Cuando tienen la oportunidad, la mayoría asumen Geasa místicos adicionales. Estas limitaciones incrementan sus habilidades, pero finalmente terminan provocando su muerte, por lo que las Corriguinech más dedicadas también suelen ser las de vida más corta.
Los Filidh son videntes y magos prácticos. Cuando pueden llevan bastones u horcas de tejo como focos y los emblemas de su oficio. Muchos Durmientes que han sido educados en una cultura celta saben que pueden confiar en un mago que lleve uno. La manipulación del clima, buscar agua y el emparejamiento de animales son las artes al servicio de la comunidad que suelen utilizar los magos rurales. En la ciudad, la magia para crear dinero y los hechizos protectores cumplen necesidades similares. Los Filidh vigilan comunidades pequeñas y suelen molestarles las interferencias externas. El dios Dianchecht es popular entre ellos, aunque Donn recibe su tributo cuando uno de sus protegidos muere. En ese caso, el Filidh vigila la tumba para impedir que el difunto se alce de nuevo –un fenómeno que se ha vuelto demasiado frecuente en estos días.

VRATI: LOS JURAMENTADOS A LA RUEDA

Si las otras facciones son consideradas las raíces y ramas de los Eutánatos, los Vrati (de la palabra sánscrita para “directivos”) son sus flores. Cada secta se supone que representa el ideal Tanatoico en su forma más pura. Los magos de la muerte son una Tradición más democrática que la mayoría, pero reconocen que el Chakradharma es un deber difícil. En situaciones sensibles o graves, ese deber sólo se puede confiar a unos pocos.
Cada Vrata tiene un propósito claro y selecciona a los Euthanatoi que mejor pueden cumplirlo. En su mayor parte, eso significa que los Euthanatoi nunca reciben iniciación o aprendizaje en un Vrata. En su lugar, se ganan una posición en ellos destacando en otra secta. La única excepción es el Cáliz Dorado, que en ocasiones toma un Shravake verdaderamente excepcional y le proporciona un entrenamiento intensivo en las artes del asesinato. Estos “asesinos natos” raramente fallan a la Tradición, pero los Euthanatoi más jóvenes cuestionan las prácticas que promueven el Jhor desde el principio y atrofian el desarrollo espiritual.
A los Vrati se les prohíbe convertirse en líderes de la Tradición. Aunque los Eutánatos son bastante descentralizados, las facciones individuales y los Gurús prestigiosos trabajan para alcanzar consenso bajo los términos de la Chodona. Se supone que los Vrati se encuentran exentos de ese proceso y simplemente siguen la política general y el consejo de destacados líderes de Quienes giran la Rueda al margen de la élite de la secta.
Por lo menos así se supone que debería ser. El Albireo y el Cáliz Dorado emprendieron acción directa contra la Casa Jenízara de la Orden de Hermes sin consultar a ningún Acarya ajeno a sus Vrati. Esta actitud ha causado controversia entre los Euthanatoi y otros magos del Concilio. Algunos Tanatoicos temen perder su autonomía ante una junta del Albireo, mientras que otros aplauden la rápida respuesta a una amenaza a las Tradiciones –una respuesta que algunos argumentan que debería haberse producido cuando la Casa de Helekar se convirtió en un nido de Naraki.
Sectas: Los Vrati están separados unos de otros, pero comparten información entre ellos con más frecuencia que con otras facciones. Confían en quienes superan las ordalías necesarias para convertirse en miembros. Sin embargo, la mayoría de los Vrati Euthanatoi mantienen lazos estrechos con sus antiguas facciones. Esto anima a las demás facciones a confiar en ellos e impide que las habilidades mágicas que aprendieron como Shravaki se oxiden.
El Cáliz Dorado es un grupo de asesinos que remonta sus orígenes a Bizancio e incluso hasta la legendaria Troya, afirmando descender de los legendarios Ixoi de la época de Homero. Las Artes clásicas del Cáliz Dorado se especializan en la alquimia y la invocación de los poderes planetarios. Perfeccionada durante el último florecimiento de Roma, su magia tiene un cierto aire Hermético. Los miembros contemporáneos del Cáliz combinan estos métodos con su magia nativa y tecnomancia vanguardista. El Cáliz Dorado abraza la nueva tecnología y los últimos medios de espionaje y operaciones encubiertas.
El Cáliz Dorado se especializa en neutralizar poderosos Nefandos y a las élites corruptas de la sociedad Durmiente. Se divide en los Protocolos Alfa y Omega. El Protocolo Alfa se encarga de las misiones sutiles, como infiltrarse en Laberintos Nefandos o gobiernos corruptos. Sus miembros son entrenados en las artes del disfraz, el engaño y el envenenamiento. Unos pocos especialistas también utilizan pirateo informático para conseguir información y atacan sistemas informáticos a través de la red mundana y la Telaraña Digital.
El Protocolo Omega entra en escena cuando no se desea sutileza o es innecesaria. Equipos mágicamente mejorados, demoliciones y habilidades de supervivencia sirven para entrenar a los soldados Tanatoicos. La liberación de rehenes es su especialidad; los captores son ejecutados y el rehén trasladado a un lugar seguro. Por desgracia el Protocolo Omega es obstaculizado por una carencia crónica de fondos. Aunque sus miembros pueden tener las habilidades necesarias para utilizar todas las herramientas y métodos de operaciones especiales, normalmente sólo tienen acceso a un mínimo de equipo.
Ambos Protocolos son dirigidos por “Iago.” Esta figura enmascarada de bronce sin sexo ha existido a lo largo de la historia de la secta y nunca ha sido sustituida, llevando a la mayoría de sus miembros a creer que él o ella en realidad es una serie sucesiva de Euthanatoi anónimos.
Los Chakramuni (“Sabios de la Rueda”) rastrean el paso de los avatares a través de sus encarnaciones como magos. Saben más sobre las encarnaciones Tanatoicas, pero tratan de mantener cronologías de las almas de tantos magos como sea posible.
Muchos Euthanatoi estudian el paso del Atman como un hobby, aunque sólo se dediquen a estudiar sus vidas pasadas. Los Chakramuni lo han convertido en su profesión principal. Esperan que el estudio de los avatares lleve a nuevos descubrimientos sobre la naturaleza del karma y el Lokha. En un aspecto más práctico, los Chakramuni también descubren antiguas amenazas y mejoran la comprensión de la Tradición sobre su propia historia. Existen rumores de que los Sabios de la Rueda marcan a algunos magos para su eliminación basándose en el conocimiento prohibido que puede acechar en sus almas sagradas, pero pocos creen en esos rumores.
Los Chakramuni tienen una relación peculiar con la Hermandad Akáshcia y sus propios sabios de los avatares, los Karmachakra (consulta el Libro de Tradición: Hermandad Akáshica). Aunque un proyecto para rastrear y eliminar los avatares de “Tecnócratas reiterados” fracasó, en estos momentos comparten proyectos conjuntos para investigar la Guerra del Himalaya y la Edad Mítica de Asia.
Otras preocupaciones de la secta incluyen investigar los efectos del Juicio en la reencarnación y el destino último de los Avatares sometidos a Gilgul. Si los fragmentos de espíritu permanecen después de que las almas sean destrozadas, ¿qué les ocurre a los magos que sufren el proceso por la condena del Concilio?
El Albireo recibe su nombre de una estrella de la constelación del Cisne para honrar a Cygnus Moro de la Primera Cábala. Sus esfuerzos diplomáticos y su valentía ante la Gran Traición de Heylel Teonim solidificaron la posición de los Eutánatos en el nuevo Concilio de las Nueve Tradiciones. En sus papeles oficiales pueden ser identificados por los broches con forma de cisne plateado que llevan. Cada broche está encantado con un vínculo simpático a su portador y con hechizos que les impiden ser neutralizados.
Los Cisnes de Plata representan los intereses Eutánatos en el Concilio, dirigiendo misiones diplomáticas a las Capillas y defendiendo las perspectivas Tanatoicas. Es un trabajo difícil; la ética de Quienes giran la Rueda tiene pocos amigos fuera de la Tradición. Muchos son Heraldos (consulta La Senda Amarga). El juramento Albireo de mantener la unión entre las Nueve Tradiciones es bien conocido.
El Albireo también realiza otro juramento secreto: eliminar las amenazas internas al Concilio. Solía ser un secreto inquebrantable; los Eutánatos estuvieron dispuestos a permitir que la Consanguinidad del Eterno Goce permaneciera sin castigo durante años para mantenerlo. Al final, el conflicto reciente con la Casa Jenízara de la Orden de Hermes ha revelado la misión secreta del Albireo al resto del Concilio, pero en medio de la controversia y las batallas, los Cisnes también revelaron evidencias innegables de que la Casa Jenízara era la encarnación moderna de los maestros espías de la Orden de la Razón: los Ksirafai.
Aunque comprensiblemente la Orden de Hermes se encuentra enfurecida, otras Tradiciones han apoyado la posición del Albireo. Apreciando su efectividad, una facción importante del Concilio afirma que los Cisnes de Plata deberían recibir la tarea de vigilar a las Tradiciones. En estos momentos el Albireo observa y espera; sus acciones podrían provocar una guerra civil o podrían proporcionarles un nuevo papel como guardianes del Concilio.

REQUISITOS DE ENTRADA
Excepto en el Cáliz Dorado, los personajes no pueden pertenecer a un Vrata a menos que hayan destacado en otra secta y superen una serie estricta de requisitos de entrada. A los personajes sin la habilidad necesaria pero que destaquen en otra disciplina (sea mágica o mundana) en ocasiones se les pedirá que proporcionen entrenamiento y apoyo a un Chakra Vrata. Puede incluir una participación activa en el proyecto de un Vrata, pero el acuerdo seguirá siendo temporal. A veces estas operaciones pueden facilitar la admisión de un personaje, pero también pueden revelar sus debilidades. La conducta buena o mala se toma en consideración.
Cáliz Dorado: Los asesinos de élite de los Eutánatos celebran pruebas una vez al año. Los candidatos se reúnen en un lugar de Europa (la localización cambia cada año) y son sometidos a lo que uno de los candidatos (fallido) llamó “una combinación de entrenamiento SEAL e intriga del palacio de los Borgia.” Las sufridas pruebas físicas son complementadas con ataques por sorpresa, enigmas alquímicos y escenarios de interpretación de engaño y traición. Las pruebas duran las 24 horas del día durante dos semanas.
En términos de juego los Rasgos requeridos son: una puntuación de 4 o más en al menos cinco de las Habilidades siguientes: Esquivar, Subterfugio, Armas C.C., Armas de Fuego, Sigilo, Tecnología, Enigmas y Ocultismo; y al menos dos Esferas a rango 3 o más. Finalmente, el candidato debe tener al menos un rasgo excepcional (los políglotas y piratas informáticos de élite son muy demandados) o una aptitud mística rara (como el Mérito: Protegido de la Tormenta). Estos rasgos por sí solos no garantizan el éxito; el proceso de prueba incluye examen de ética y esfuerzo duro así como técnica. En última instancia el personaje debe esperar una invitación que podría llegar un día o varios años después –o nunca.
En ocasiones el Cáliz Dorado adiestra a un novicio excepcional. Este sujeto debe recibir la aprobación del Narrador, pero estos personajes normalmente tendrán dos Rasgos excepcionales y un Avatar poderoso.
Chakramuni: Los Sabios de la Rueda valoran la habilidad académica y mágica. Los candidatos reciben la visita de un Sabio Acarya que los pone a prueba. La prueba consiste en un examen oral y escrito así como un ejercicio: investigar un Atman elegido por el maestro durante 18 encarnaciones. Esto puede llevar a los candidatos a una aventura por el mundo o en un Reino buscando pistas. Aparte del estudio de un Avatar, los Rasgos requeridos son más directos: Academicismo (Historia) 4, Enigmas 4, Lingüística 3 (debe incluir sánscrito y griego antiguo), Ocultismo 4; además el candidato debe conocer al menos las siguientes Esferas: Espíritu 3, Mente 3 y Tiempo 2.
Albireo: Los Cisnes de Plata potenciales deben pasar por lo menos un año trabajando a prueba. Pueden decir que representan al Albireo pero no pueden llevar el cisne de plata o finalizar ningún trato con otra Tradición en nombre de los Eutánatos. Si el candidato hace más de lo que su deber requiere y se le pueden confiar secretos Tanatoicos, se le aconseja que aprenda ciertas habilidades representadas por los siguientes Rasgos: Liderazgo 3, Subterfugio 4, Etiqueta 4, Investigación 4, Leyes (Tradiciones) 4 y el primer rango de la Esfera de Mente (para impedir intrusiones mentales). A un candidato aprobado se le revela el verdadero propósito del Albireo y puede llevar el broche de plata. El nuevo Cisne a menudo tiene que realizar juramentos vinculantes y místicos, pero se deja a discreción del supervisor del candidato.

OTROS DESTINOS, OTRAS ARTES

El camino de la Gran Rueda no se puede confinar en una sola cultura o serie de artes. Los Eutánatos protegen lo que consideran un principio universal. Reciben la desconfianza de los magos ortodoxos y son temidos por sus protegidos Durmientes, pero la Tradición siempre ha buscado la confirmación externa de sus creencias. Cuando una nueva cultura asume la causa Tanatoica incrementa la confianza de los magos de la muerte en su camino y añade un nuevo aliado contra los enemigos de la Buena Muerte.
La Gran Convocatoria mostró de una vez por todas que los Chakravanti no estaban solos en su respeto por las vicisitudes de la vida y la muerte. Las primeras iniciativas de añadir diversidad a la Tradición fueron renovadas con vigor. Muchas sectas nuevas entraron entre los magos de la muerte; aunque la mayoría fueron absorbidas en otra facción, unas pocas mantuvieron sus elementos distintivos con el paso del tiempo. Algunos de ellas se han aliado con Quienes giran la Rueda por conveniencia. Otras quieren incrementar su conocimiento de lo oculto vinculándose a un cuerpo más diverso.
Los Guardianes del Yggdrasil: Los Ahorcados siguen al dios Odín y al gigante decapitado Mimir. Cada uno guarda los secretos de la sabiduría trascendental que sólo llega cuando alguien ha sufrido la muerte y ha regresado. Cada Ahorcado cuelga de un árbol como hizo el Padre de Todos cuando buscaba los secretos de las runas. Con ese poder ayudan a otros a buscar su destino –o les impiden que lo eviten. El Wyrd (Destino) se manifiesta con más fuerza en los campos de batalla, porque los dioses toman nota de las hazañas violentas y gloriosas y dan poca importancia a la vida débil y hogareña.
En los pasados dos siglos los Guardianes del Yggdrasil han extendido su definición de “batalla” para incluir cualquier situación en la que las reservas mentales, físicas y espirituales de un individuo sean presionadas al límite y el riesgo de muerte sea grande. Los Ahorcados modernos vigilan a bomberos, paramédicos y otros profesionales de alto riesgo –y los reclutan. Estudian las artes de la curación para ayudar a los valientes a volver a la refriega y dar a los cobardes una segunda oportunidad de demostrar su heroísmo.
Los Ahorcados se consideran Eutánatos de pleno derecho pero rechazan los títulos y costumbres de la Tradición con la excepción de la Chodona. Muchos trabajan con los Caballeros de Radamantis como médicos de combate.
Pallottino: Esta familia de magos de la muerte italianos son descendientes directos de los sacerdotes etruscos. Como tales, conservan magia que se ha perdido en el mundo moderno. Sólo la familia Pallottino recuerda el lenguaje etrusco y los rituales exactos que utilizaban para apaciguar a sus ancestros –y las tumbas de los antiguos gobernantes de Italia deben mantenerse absolutamente intactas. El aura de la magia de la Alta Edad Mítica (con naturaleza y propósitos desconocidos) inunda esas criptas secretas, alzándose en crescendo siempre que son alteradas. En 1443 una familia de nigromantes venecianos intentó robar varias de esas tumbas. Desde entonces la familia Pallottino ha mantenido un odio especial y miedo –hacia los ladrones, cuyas habilidades nigrománticas rivalizan con las suyas. Reverencian a los espíritus divinos de sus ancestros (que a menudo se manifiestan como sus Avatares) y les preocupa que podría ocurrir si se alzaran del sueño de la muerte.
Cada Pallottino lleva consigo una parte de sus ancestros, como el hueso de un dedo o un diente. Esto conecta a los miembros de la familia con un linaje de sucesión que se remonta a la Carrera Dorada (consulta Magia Muerta) y les da poder sobre el mundo de los fenómenos. Con el tiempo han acumulado una riqueza necesaria para proteger las tumbas. La iniciación en los misterios de la familia y varios matrimonios cuidadosos con los talentos místicos de Europa han proporcionado a la familia la garantía de que siempre habrá uno o dos magos y varios hechiceros entre ellos en cualquier momento dado. La mayoría se unen a otra facción de los Eutánatos tras descubrir sus talentos mágicos. Sus habilidades excepcionales a menudo son muy valoradas para unirse a los Vrati.
Los Pallottino tienen sus propias tradiciones y linaje familiar, y sólo un tenue intercambio de información desde hace varias generaciones los mantiene en contacto con el conjunto de los Eutánatos. La mayoría de los Pallottino consideran a los magos de la muerte poco más que una curiosidad, un grupo de extraños.
Yum Cimil: Rechazados por todas las demás Tradiciones, los seguidores de Ah Puch, el dios maya de la muerte, se aliaron con los Eutánatos durante la Gran Convocatoria. Los Yum Cimil (“Señores de la Muerte”) regresaron después a sus hogares y nunca volvieron a presentarse a los Eutánatos.
Buscar a los Yum Cimil es algo que muchos Chakras Tanatoicos realizan a lo largo de su existencia. Los insectos, la disentería y el frío de los Andes suelen ser sus únicas recompensas –excepto que en ocasiones, estos obstáculos parecen sobrepasar las protecciones mágicas que los más cuidadosos magos de la muerte suelen utilizar antes de emprender la búsqueda.
En lugar de encontrar a los Señores de la Muerte, los Euthanatoi suelen ser encontrados por ellos, normalmente para transmitir algún tipo de información importante o para notificar a los Eutánatos que realicen algún tipo de rito o acción en particular si quieren que se les permita viajar por América Central.
Muchos Euthanatoi sienten curiosidad sobre esta situación. ¿Qué es lo que hacen los Yum Cimil? ¿Por qué no quieren que sus supuestos aliados lo sepan? ¿Va terminar de verdad el mundo en el año 2012 [Nota: obviamente, no]?
Para más información sobre la magia de los Yum Cimil, consulta Magia Muerta.

Avatar de Usuario
Alexander Weiss
Bibliotecario de Webvampiro
Bibliotecario de Webvampiro
Mensajes: 5690
Registrado: 14 Jul 2019, 01:15

Re: [Tradición] Euthanatoi / Chakravanti

#3

Mensaje por Alexander Weiss » 24 Ene 2021, 21:13

DANIEL RIVERA

Daniel nació en Madrid, en una familia acomodada. Tuvo una infancia feliz, y nunca tuvo grandes problemas. Era un niño curioso y sensible, siempre dispuesto a ayudar a sus amigos y en el colegio sacaba muy buenas notas.

La infancia de Daniel quedó truncada cuando su madre contrajo un cáncer, y aunque al principio pareció que el tratamiento médico funcionaba, un día se desplomó en casa. Daniel llamó a urgencias, pero su madre murió en el hospital.

La vida de Daniel dio un giro. Se vio obligado a ocuparse de la casa, y especialmente de su padre, que había caído en una profunda depresión. Eso no impidió que siguiera esforzándose en los estudios y que luchara por seguir adelante. Encontró un gran consuelo en su mejor amigo, Víctor, quien lo apoyó en los años siguientes.

Cuando llegó el momento de ir a la universidad, Daniel eligió la carrera de Psicología. Cuando llegaron los resultados de la selectividad, lo celebró con sus amigos y en un aparte con su amigo Víctor, lleno de euforia, nerviosismo y envalentonado por el alcohol, le reveló su homosexualidad y le dijo que le quería. Víctor se mostró confuso ante la confesión de su mejor amigo, pero le contestó con un fuerte beso.

Víctor le pidió mantener su relación a escondidas, al menos por un tiempo, por miedo a cómo reaccionara su familia, pero a Daniel no le importó. Ambos mantenían encuentros clandestinos y Daniel comenzó su vida universitaria con entusiasmo, mientras Víctor comenzaba una formación profesional de mecánica, pensando en trabajar en el taller familiar. Su relación se prolongó durante meses hasta que un día Daniel vio en la televisión un reportaje sobre grupos neonazis y vio a su amigo con el brazo en alto entre los hinchas de un equipo de fútbol. Fue a su casa y le pidió explicaciones, y Víctor no supo qué decir y no pudo negarlo. Ambos se enfadaron y rompieron.

Daniel intentó compensar su dolor y frustración volcándose en los estudios y frecuentando locales de ambiente homosexual en Madrid. Sus nuevas relaciones no solían durar mucho, ya que el recuerdo de Víctor todavía seguía fresco.

Una noche, mientras volvía a casa con una de sus amistades esporádicas fue asaltado por una banda de neonazis. Su amigo consiguió huir, pero cuando vio a Víctor entre ellos comprendió que venían a por él. Comenzaron por insultarle y atemorizarle, y después comenzaron a pegarle, y aunque intentó mantener la compostura, finalmente se derrumbó en sollozos, sintiéndose asustado y traicionado. Finalmente Víctor, que había permanecido en segundo plano en silencio se adelantó y dijo:

-Bueno, parad. Esta maricona ya tiene lo suyo.

Pero no pararon. Encendidos por la sangre y el ansia de causar daño los neonazis siguieron golpeándole, y pateándole en el suelo. Daniel escuchó cómo la voz imperiosa de Víctor se quebraba y comenzaba a asustarse. De repente su ex novio se enfrentó a sus propios compañeros, e intentó detenerles repartiendo golpes y patadas, pero simplemente eran demasiados. Una navaja brilló en la oscuridad y a pesar de su fortaleza, Víctor terminó cayendo en el suelo.

No contentos con darles una paliza, los neonazis arrastraron a los dos chicos y los arrojaron al río Manzanares. Daniel no sabía nadar y sintió cómo se hundía hasta que unas manos poderosas lo alejaron del fondo. Su mirada se cruzó con la mirada de Víctor, con los profundos ojos que había amado y entonces llegó la oscuridad…y después una luz. Vio que se encontraba en el fondo de un pozo excavado en la roca y la figura transparente de Víctor lo asía y lo llevaba cada vez más arriba, por un laberinto de túneles que parecía no tener fin.

Despertó para encontrarse en la habitación blanca de un hospital. Un médico le dijo que había estado en coma tres días. Cuando preguntó por Víctor le dijeron que no habían encontrado su cuerpo. Por otra parte, a pesar de que afirmó haber sufrido una agresión, el médico le aseguró que no tenía ninguna herida ni traumatismo, externo o interno. Su padre y sus amigos, que habían estado aguardando nerviosos, se alegraron de que se hubiera recuperado.

Daniel regresó a casa lleno de preguntas e intentó rehacer su vida. Sin embargo, comenzó a tener extraños sueños sobre el laberinto gris, poblado por las almas de los muertos, y comenzó a recibir las visitas de Víctor, quien le pedía perdón por haberle traicionado de aquella manera.

Una noche Daniel fue abordado por un policía, que afirmó que venía a hablar con él sobre el ataque que había sufrido. Sin embargo, a medida que hablaba el policía comenzó a desviar la conversación, haciéndole preguntas sobre mitos griegos, magia y la experiencia que había sufrido en coma, y de la que parecía saber más de lo que aparentaba. El agente lo visitó dos veces más y finalmente lo guió hasta la Tradición Eutánatos. Los magos le enseñaron a comunicarse con las almas de los muertos y a guiarlos para que trascendieran su existencia.

Actualmente Daniel es un psicólogo en prácticas, que dispone de su propia consulta en Madrid, y uno de los alumnos más brillantes de su promoción. Sigue estudiando con los Eutánatos, pero no se centra tanto en llevar la buena muerte a los corruptos, como en aliviar las consecuencias de sus acciones, y muy especialmente a tratar las heridas psicológicas y las almas atormentadas que dejan a su paso.

Imagen: Daniel Rivera es un chico atractivo, mediada la veintena, aunque parece más joven. Rubio y de ojos azules, parece un modelo de revista, aunque no es muy coqueto. Su piel es muy pálida y a veces quienes lo miran por el rabillo del ojo creen ver un ligero matiz azulado, como el que se ve en los muertos por ahogamiento. Normalmente le gusta vestir de negro o gris, formalmente en su consulta o de manera más informal cuando va por la calle. Tiene una mirada muy intensa, y se le da muy bien escuchar a los demás.

Consejos de Interpretación: Daniel siempre está atento a lo que te rodea, tanto en el mundo visible como en el invisible. Habla con voz suave y compasiva, pero si la ocasión lo requiere puede adoptar un tono especialmente duro y serio. Sabe que a veces es necesario cumplir la voluntad de sus pacientes, pero igualmente a menudo es necesario separarlos de sus obsesiones y las cosas a las que se aferran. Lo mismo ocurre con los muertos.

Magia: El Avatar de Daniel ha adoptado la forma de su amante Víctor, y en él encuentra consuelo y guía. Utiliza la magia de Entropía para destruir las cosas que atan a los muertos al mundo material y la magia de Espíritu para llamar a los fantasmas. La magia de Mente te permite ayudar a tus pacientes, tanto vivos como muertos. Su estilo se basa en la magia ceremonial griega, pero también utiliza métodos psicológicos y terapia moderna.

Tradición: Eutánatos

Facción: Deme de la Granada

Esencia: Primordial

Naturaleza: Protector

Conducta: Arquitecto

Atributos Físicos: Fuerza 2, Destreza 3, Resistencia 2

Atributos Sociales: Carisma 4, Manipulación 3, Apariencia 3

Atributos Mentales: Percepción 4, Inteligencia 3, Astucia 3

Talentos: Consciencia 3, Empatía 3, Intimidación 1, Expresión 3, Subterfugio 2

Técnicas: Conducir 1, Etiqueta 2, Meditación 3, Tecnología 1

Conocimientos: Academicismo 2, Cosmología 3, Enigmas 3, Informática 2, Investigación 2, Ocultismo 3

Esferas: Entropía 3, Espíritu 3, Mente 2

Trasfondos: Avatar 3, Contactos 1, Mentor 3, Recursos 2, Sueño 3

Areté 3

Fuerza de Voluntad 7

Resonancia: (Entrópica) Escalofriante

Avatar de Usuario
Jebediah_Gogorah
Narrador de Mago
Narrador de Mago
Mensajes: 5151
Registrado: 14 Jul 2019, 11:50
Ubicación: Umbra Profunda
Mensajes miarroba: 9.932
Antigüedad: 30 de Octubre de 2016
Contactar:

Re: [Tradición] Euthanatoi / Chakravanti

#4

Mensaje por Jebediah_Gogorah » 25 Ene 2021, 12:47

Una de las Tradiciones más injustamente clicheadas. No obstante, estamos ante uno de los grupos más culturamente ricos, sin duda, y con una historia de lo más interesante.

Su libro de Tradición es uno de mis preferidos, y la propia Tradición una de mis favoritas.

Si el otro dia con los Verbena, hablabamos segun criterio de Justycar, de una de las mejores facciones para iniciarse, en mi opinión aquí, estamos justo al contrario. Es una tradición compleja cuyo paradigma y esfera afín, puede llevar a confusión. Pero sin duda, quien conecta con el inri de un tanatosi, es complicado que quiera volver a jugar con otras facciones.

No suelo ser amigo, de obligar a un jugador a leerse algo para poder jugar a excepción del básico, pero en este caso, recomiendo encarecidamente, la lectura de la segunda edición de su libro de Tradición.
"- ¡¡¡Fenomenales poderes cósmicos!!!... y un espacio chiquitín para vivir" (Genio - Aladdin)

ImagenImagen

Avatar de Usuario
Justycar
Narrador de Vampiro y de Mago
Narrador de Vampiro y de Mago
Mensajes: 4244
Registrado: 14 Jul 2019, 07:43
Ubicación: Valencia
Mensajes miarroba: 2.302
Antigüedad: 26 de Septiembre de 2017

Re: [Tradición] Euthanatoi / Chakravanti

#5

Mensaje por Justycar » 25 Ene 2021, 12:57

Los Eutanathos me parece que están en un punto parecido al de los Herméticos, si te quedas en la superficie son bastante fáciles de introducir en cualquier crónica, si empiezas a profundizar en su paradigma hay muchos, muchos matices y variables que vale la pena cuidar. En el caso del personaje de Alien Avatar, el pregenerado se trata de uno de los caballeros de Radamantys.

Avatar de Usuario
Jebediah_Gogorah
Narrador de Mago
Narrador de Mago
Mensajes: 5151
Registrado: 14 Jul 2019, 11:50
Ubicación: Umbra Profunda
Mensajes miarroba: 9.932
Antigüedad: 30 de Octubre de 2016
Contactar:

Re: [Tradición] Euthanatoi / Chakravanti

#6

Mensaje por Jebediah_Gogorah » 25 Ene 2021, 18:25

Bueno, en realidad, si nos vamos a esa capa de abstracción, todas los jugadores pueden caer en ese nivel de profundidad, si no se inmergen lo suficiente en el paradigma de la Tradición que han escogido. Si no verás, cuando lleguemos a la Hermandad Akáshica.
"- ¡¡¡Fenomenales poderes cósmicos!!!... y un espacio chiquitín para vivir" (Genio - Aladdin)

ImagenImagen

Avatar de Usuario
Voivoda
Fundador
Fundador
Mensajes: 4050
Registrado: 13 Jul 2019, 17:50
Ubicación: Madrid
Mensajes miarroba: 27.018
Antigüedad: 7 de Agosto de 2004
Contactar:

Re: [Tradición] Euthanatoi / Chakravanti

#7

Mensaje por Voivoda » 25 Ene 2021, 18:42

Coincido con Jebediah. Mago es como una lasaña. En la superficie puedes jugar con cualquiera, ya que las Tradiciones representan en esencia a cada prototipo de hechicero tradicional. Incluso los Magos de la Tecnocracia también representan estereotipos muy reconocibles. Pero luego si entras en la metafísica de cada grupo puede no quedar ni rastro de esos estereotipos. Eso es lo que hace este juego tan fascinante y, a la vez, tan difícil.

Sobre los Eutánatos, creo que son los más fascinantes al entrar en esa metafísica ya que básicamente nos permite investigar las infinitas concepciones de la muerte que ha tenido la humanidad. Personalmente siempre ha sido mi Tradición favorita.
Imagen

Avatar de Usuario
Justycar
Narrador de Vampiro y de Mago
Narrador de Vampiro y de Mago
Mensajes: 4244
Registrado: 14 Jul 2019, 07:43
Ubicación: Valencia
Mensajes miarroba: 2.302
Antigüedad: 26 de Septiembre de 2017

Re: [Tradición] Euthanatoi / Chakravanti

#8

Mensaje por Justycar » 04 Feb 2021, 13:36

Imagen
Acabo de concluir la lectura de Euthanatos Revised Tradition Book, me ha dejado una mezcla de sensaciones enfrentadas difíciles de expresar, a ver si soy capaz. Pero antes, poniendo en antecedentes al lector de esta crítica, debo decir que he leído el libro de segunda edición, es de los pocos que tengo en papel, y me gustó mucho, pero también me dejó una sensación extraña y es que esta es la tradición que más quiere molar del juego. En circunstancias normales, me siento muy atraído por los antihéroes, los justicieros grises de moral ambigua, los nigromantes y los que juegan con la magia negra a costa de su propia cordura. Los Euthanatos son todo eso y, aún así, hay algo en ellos que no me gusta, que parece forzado, son un cúmulo de clichés tan exagerado, que me resulta difícil de digerir, pero vayamos por partes.

El libro comienza con una advertencia, en la introducción, que parece sacada de este foro, el autor dice que son la tradición más fácil de interpretar y la más difícil de interpretar bien. El relato inicial es interesante, los dos personajes principales son dos euthanatos que entran en casa de un pedófilo y lo ejecutan, liberan a los niños, pero antes de irse, encuentran a su mujer. Ella ha sido cómplice pasiva de esa situación ¿Hasta que punto es culpable? ¿Hasta que punto actuaba por miedo? ¿Merece la muerte, merece la oportunidad de redimirse? Los Euthanatos no se deciden y se la llevan consigo. Durante el resto del libro volverán a su caso una y otra vez y acabarán matándola y resucitándola, para que limpie su karma como una de ellos.

El capítulo de historia es lo que uno puede esperar, se detiene especialmente en la guerra de los Himalayas, contra la Hermandad Akáshica, en la caída de los Idran, que se convirtieron en los Nagaraja y en la creación de las tradiciones y la primera cábala. Entre cuyos miembros se encontraba Cygnus Moro, un asesino, muy letal, muy seductor y tan poderoso y excelente en todo que resulta ridículo. Por supuesto, muere a manos de la Tecnocracia (ole por ellos).

Pero en la parte final del capítulo entramos en los 90 y el trasfondo nuevo del juego. Aquí los Euthanatoi tienen dos tramas principales: La primera es que el mago más poderoso de las tradiciones es un señor llamado Voormas que quiere convertirse en el nigromante definitivo y destruir el mundo cual villano de opereta. Voormas y sus esbirros de la Casa Helekar son una gran mancha para los Euthanatoi y una enorme vergüenza que tapan constantemente, reflejando los peligros del Jhor. Cuando descubren hasta donde ha llegado la corrupción es demasiado tarde, no consiguen darle caza y sigue acechando a las tradiciones.

La segunda trama es la purga de los Jenízaros, una de mis casa preferidas de la Orden de Hermes. Los Jenízaros eran una especie de "asuntos internos" de las tradiciones, la policía de la Orden de Hermes, que se encargaba de cazar infernalistas o criminales despertados (algo así como los arcontes y alastores de Vampiro La Mascarada). Pero los Jenízaros tenían un oscuro pasado, habiendo formado parte de la Tenocracia antes de unirse a las tradiciones, como los Adeptos Virtuales o los Hijos del Éter.

Cuando los Euthanatoi descubren eso, de una forma muy sospechosa, en realidad informados interesadamente por el Círculo Órfico, se lanzan al cuello de la Orden de Hermes y preparan una trampa en la que ejecutan a casi todos los Jenízaros, iniciando una guerra civil entre tradiciones... otra vez. No sólo me parece estúpido el modo en el que los Euthanatoi se lanzan a ejecutar sin juicio previo, sino lo fáciles que resultan de manipular por el Círculo Órfico, preparando las pruebas y debilitando a las tradiciones. En el fondo, esto transmite una arrogancia supina, la de creerse por encima del resto de tradiciones y perfectamente capaces de juzgar y acabar con el resto por mandato divino. Nada de esto me parece realmente muy kármico o budista, supongo que es una más de las incoherencias, fáciles de ver, que subyacen a esta Tradición, pero es increíble que ellos no la vean.

No es que los Herméticos no se lo merezcan, si hay una tradición que representa el Hubris, son ellos. Los Herméticos han cazado y ejecutado a magos de otras tradiciones en el pasado y casas enteras, como la Diedne. Lo que resulta difícil de tragar es el modo tan absurdo en el que los Chakravanti se lanzan a la guerra contra la Tradición más poderosa, esperando que el resto les aplaudan. Supongo que es el Hubris, también. El libro, sin embargo, sí que transmite notablemente la importancia de la redención, la muerte no es un castigo, sino una nueva oportunidad para purificarse, entiendo que los Euthanatoi matan por un deber sagrado, para proteger al mundo y no por placer. Es un deber sagrado que se han otorgado a ellos mismos.

Una cosa chula del libro es que recoge varios cultos nigrománticos o la importancia de la muerte en varias culturas: Los madzimbawe africanos, los chakravanti indios, los hiero-cthónicos griegos o los adoradores celtas de la diosa Morrigan. Los personajes finales son jugables, complejos, originales y diferentes entre sí. El libro contiene un montón de información, rotes, talismanes y ayudas de juego. El arte está bien, sin más, a menudo demasiado manga para Mago y creo que poco inspirado. Las bellas ilustraciones de Shy se quedan solo en la portada y el resto es dibujo a lápiz y el estilo caricaturesco de Leif Jones, del cual no soy fan. En resumen, es un libro inspirador, aunque a mí me parece que lleno de paradojas.

Imagen

Avatar de Usuario
Jebediah_Gogorah
Narrador de Mago
Narrador de Mago
Mensajes: 5151
Registrado: 14 Jul 2019, 11:50
Ubicación: Umbra Profunda
Mensajes miarroba: 9.932
Antigüedad: 30 de Octubre de 2016
Contactar:

Re: [Tradición] Euthanatoi / Chakravanti

#9

Mensaje por Jebediah_Gogorah » 04 Feb 2021, 14:19

Un análisis magnifico
"- ¡¡¡Fenomenales poderes cósmicos!!!... y un espacio chiquitín para vivir" (Genio - Aladdin)

ImagenImagen

Avatar de Usuario
Rafagast
Mensajes: 54
Registrado: 27 Ene 2021, 16:49

Re: [Tradición] Euthanatoi / Chakravanti

#10

Mensaje por Rafagast » 04 Feb 2021, 15:25

Justycar escribió:
04 Feb 2021, 13:36
Imagen
Acabo de concluir la lectura de Euthanatos Revised Tradition Book, me ha dejado una mezcla de sensaciones enfrentadas difíciles de expresar, a ver si soy capaz. Pero antes, poniendo en antecedentes al lector de esta crítica, debo decir que he leído el libro de segunda edición, es de los pocos que tengo en papel, y me gustó mucho, pero también me dejó una sensación extraña y es que esta es la tradición que más quiere molar del juego. En circunstancias normales, me siento muy atraído por los antihéroes, los justicieros grises de moral ambigua, los nigromantes y los que juegan con la magia negra a costa de su propia cordura. Los Euthanatos son todo eso y, aún así, hay algo en ellos que no me gusta, que parece forzado, son un cúmulo de clichés tan exagerado, que me resulta difícil de digerir, pero vayamos por partes.

[...]


Lo de Voormas es un movidote. Ya en segunda edición nos lo presentan como el líder de la capilla del reino de Entropía (El libro de las Capillas) y nos dicen que aparte de estar muy chalado tenía un nodo que era un antiguo campo de concentración nazi. En Horizonte: Fortaleza de Esperanza explican que el antiguo representante Eutanatos en el consejo sabía lo que hacía pero lo ocultaba para evitar que las demás Tradiciones se le lanzarán encima.
En revisada, el descubrimiento de las maquinaciones de Voormas supone el exilio de Mark Gilliam y en La Ascension se nos presenta como un Boss final (mucho más poderoso que su versión de segunda edición que pretende asimilar la rueda y convertirse en la Muerte misma (ya que su principal motivación es vencer a la Muerte).
Además, según los autores, Voormas contaminó memeticame el concepto de la necromancia para que todo aquel que llegase a cierto nivel deseara destruir el manto que separa el mundo de la piel y la Umbra baja (https://eyebeams.livejournal.com/396330.html) lo cual explica algunas decisiones del Giovanni en Vampiro La Mascarada.

PD: también tuvo sexo tantrico con una diosa japonesa para nutrirse de las almas que está poseía.
Lo de la destrucción de los Jenízaros, en La Ascensión explican que Caeron Mustai sobrevivió a la destrucción de Doisettep y, para redimirse de su traición a la Orden de Hermes y las Tradiciones, se convirtió en el líder en la Sombra del Cáliz de Oro y ordenó la ejecución de los Jenízaros que eran una herramienta de la Tecnocracia.

Sobre los de Leif Jones, me resulta curioso que no te guste porque es un artista que me ha gustado por ese estilo de novela gráfica siempre tan capaz de expresar la idea o concepto de un personaje, a veces con un toque cómico.

El relato del libro me gustó mucho, explicaba bastantes conceptos e historia de manera muy interesante.

Editor completo

Volver a “Mago”