[TES] 3x01 - Visitando al Jarl

Moderador: IvyReaper

Cerrado
Avatar de Usuario
IvyReaper
Narradora de Vampiro
Narradora de Vampiro
Mensajes: 686
Registrado: Dom Jul 14, 2019 5:41 pm
Ubicación: Barcelona
Mensajes miarroba: 1.606
Antigüedad: 7 de Agosto de 2016
Contactar:

[TES] 3x01 - Visitando al Jarl

#1

Mensaje por IvyReaper » Dom Jul 21, 2019 5:26 pm

StoryTeller
Off Topic
Liv os guió hacia el palacio del Jarl. Estaba en una zona bastante centrica, minimamente bien iluminada por antorchas. La zona no estaba muy concurrida en ese momento. Podíais contar las persosas con los dedos de la mano sin mayor problema, pues la mayoría de la gente se hallaba o bien durmiendo en sus casas o bien presenciando la pira.

El palacio era de un estilo arquitectonico muy clásico en las tierras de Skyrim. Tejados de madera, muy picudos, con adornos llenos de grabados y runas. En las puntas había figuras con forma de dragón. Pese a los años y la climatología, se mantenía en muy buen estado. En la parte frontal había un portón doble, bastante grande. A los lados, el viento mecía los estandártes de Morthal. Mientras os acercáis podéis observar a dos guardias de la ciudad controlando el acceso al palacio.

Liv parecía bastante decidida a entrar directamente por la puerta frontal.
Vestar
Off Topic
Vestar siguió a Liv hasta el palacio. Por la seguridad con la que se movía, estaba claro que conocía la ciudad.

- Dime Liv - comentó el gangrel cuando vió a la mujer dirigirse con paso firme a la puerta - ¿Conoces a la Jarl? ¿Crees que nos recibirá de buena gana?
StoryTeller
Off Topic
Liv siguió andando con paso decidido en dirección al palacio del Jarl.- Por supuesto que la conozco. Es una vieja "amiga" del clan. - no pudo contener una pequeña carcajada mientras hablaba. - No sé si nos recibirá de buena gana, pero debemos tener unas palabras con esa vieja arpía del demonio.
Gothnes Mavheran
Off Topic
Voy tras Liv y Vestar, observando alrededor mientras los escucho hablar, parece ser que Liv tiene todo dominado respecto a lo que confiere a hablar con la Jarl, como también la refinación lingüística pertinentes. Me mantengo cerca de ellos para no perder el hilo de lo que hablan y para parecer integrado al grupo.
StoryTeller
Off Topic
Liv caminó decidida hacia la puerta. Cuando estuvo lo suficientemente cerca, los dos guardias que custodiaban la entrada se interpusieron en su camino. La toreador, sin detenerse un instante ordenó de manera asertiva. - ¡Apartad! - Los guardias se apartaron de su camino torpemente. Uno de ellos trastabilló y logró salvar su caída al suelo por muy poco. En esa orden, Gothnes y Vestar podían llegar a la conclusión de que no era una orden sin más. Cierto es que cuando se lo proponia, Liv podía ser muy intimidante, pero era difícil verla como otra cosa que no fuera una bella mujer.

La Toreador abrió las puertas de par en par con sus delicadas manos y entró. La perdistéis de vista a medida que se adentraba dentro del palacio. No obstante podíais oir a Liv en el interior gritando. - ¡Idgrod! ¡¿Dónde estás maldita vieja?! ¡Sal de una vez!

Los guardias se encontraban estupefactos y os miraban. Después de esa escenita, no parecían interesados en bloquear el paso a los dos vástagos que tenían delante de ellos.
Vestar
Off Topic
Vestar ayudó a incorporarse al guardia que había tropezado trás el ímpetu de Liv.

- Disculpad a mi compañera - Dijo el Gangrel en un intento de ganarse la confianza del guardia - Pero tenemos asuntos importantes que tratar con la Jarl Idgrod.

- Tomad - añadió el vástago sacando un par de monedas de la bolsa que llevaba escondida tras la armadura - Tomaos una jarra de hidromiel cuando acabe vuestro turno. No hay nada mejor que remojar el gaznate tras un duro día de trabajo ¿Verdad?

Vestar aceleró el paso para ponerse a la altura de Liv tras despedirse de los guardia. Pensó en reprocharle a la toreador sus malos modos, pero concluyó que lo mejor sería no enfadarla con tonterías. No valía la pena enemistarse con su compañera por dos insignificantes guardias.
Gothnes Mavheran
Off Topic
Me sorprende la actitud de Liv, pensé que sería más delicada con el trato con una Jarl o con los guardias, pero es todo lo contrario. Pensar que me había relajado respecto a que ella podría manejar la situación con mejor tacto, además que me costaría cuestionarla y mantener mi posición ante una superiora, de cierta manera.

Veo a Vestar socorrer de cierta manera a los guardias, siendo más condescendiente que la Toreadora. Les hago una señal de disculpa a los soldados e ingreso rápidamente tras Liv, me acerco por uno de sus flancos.

-¿Está bien que la trates así? Después de todo estamos en su residencia y pueblo, podríamos mantener las apariencias un poco al menos – digo con tono de sugerencia, aunque la flecha ya había sido lanzada por parte de Liv.
StoryTeller
Off Topic
El guardia miró a Vestar y aceptó las monedas con asentimiento. En su rostro se podía observar una mezcla entre sorpresa y alivio al ver desaparecer a Liv tras las puertas. - Gracias señor. - El otro guardia se puso la mano en la cara, pensando en que le iba a caer una buena poco después por haber ofrecido tan poca resistencia.

- ¿Está bien que la trates así? Después de todo estamos en su residencia y pueblo, podríamos mantener las apariencias un poco al menos.

Liv se encontraba en medio del salón, llamando a gritos a la Jarl. Cuando Gothness se puso a su altura vio como Liv le miraba y con una sonrisa siniestra. - Esta mortal sirve al clan. No está cumpliendo con su cometido, por lo que todo lo que le pueda pasar es culpa suya. - Se acercó a Gothnes, y le susurró a la oreja. - Tranquilo, no morirá, pero a esta gente hay que tratarla así.

- ¿Quien osa molestar a la Jarl de Morthal? - La voz provenía del piso de arriba. Una mujer, de avanzada edad, unos sesenta años, de pelo canoso antaño negro. Empezó a bajar por las escaleras para reunirse con sus invitados. Llevaba una túnica azul, de buena calidad, con bordados dorados, además de una capa fabricada con pieles y pelajes de animales. Cuando llegó abajo, se puso frente al trono que se encontraba al fondo de la estancia, delante de vosotros. - Oh... Liv... ¿Que os trae por aqui?

- Oh... vieja amiga... ¿Podrías empezar por contarnos que está ocurriendo aqui? Se supone que Morthal es un pueblo tranquilo y cuando llegamos estáis quemando viva a una mujer ¿Qué demonios ocurre?
Vestar
Off Topic
Vestar alcanzó a Liv justo a tiempo para escuchar como le susurraba a Gothnes que la Jarl estaba al servicio del clan. En cuanto oyó la voz que de la Jarl, levantó la mirada para observar como bajaba por las escaleras una mujer canosa de avanzada. Un sentimiento de rupulsión se erizó en su columna vertebral ante la imagen de la maldición de los hombres, condenados a marchitarse y morir con el paso del tiempo.

- Puede vestirse de seda y oro - Pensó - Pero su cuerpo es tan caduco como las ropas que lo cubren.

El Gangrel escuchó como su compañera toreador le preguntaba acerca de la escena que acaban de presenciar. Sin duda era una pregunta importante, pero se le antojaba que se que su misión era otra. Probablemente Liv quería esconder sus cartas, pero él no.

- Sentimos irrumpir en su morada de forma tan abrupta - Se disculpó Vestar mientras daba un pasó al frente - Pero hemos recibido noticias de que está desapareciendo gente la ciudad.

Hizo una breve pausa para observar la estancia. El lugar no parecía lo suficientemente privado, y podría haber oídos escuchando, así que optó por continuar con cautela.

- Hay gente que se está poniendo nerviosa con todo este asunto ¿Sabe? - Continuó señalándose el emblema del clan Volkihar - Las desapariciones deben acabar.
Gothnes Mavheran
Off Topic
A Liv respondo escuetamente, pero comprendiendo totalmente su punto.

-Comprendo – le señalo mientras observo que una mujer llama nuestra atención desde lo alto de unas escalares, luego como Liv había señalado, demostró su posición frente a nuestra presencia.

Vestar hace el acto de amenizar un poco el ambiente yendo al grano, aunque no termino de entrever si es la mejor decisión.
StoryTeller
Off Topic
- Liv, querida. Sigues tan hermosa como de costumbre. ¿Porque entrar de esta manera? Vuestro clan es siempre bienvenido a esta ciudad. Es cierto, algunas personas han empezado a desaparecer, sin motivo aparente. Por lo que decidí tomar cartas en el asunto. Esa mujer que ha ardido en esa maldita pira, se merece todo lo que le ha pasado ahora mismo. Y espero que siga ardiendo en el infierno eternamente por toda su hechicería barata. - La Jarl parecía perturbarse e irritarse a medida que hablaba de la mujer que había muerto en la pira. - No hemos encontrado a los cuerpos, pero ha sido ella sin ninguna duda. ¡UNA MALDITA NIGROMANTE DE TRES AL CUARTO!¡EN MI MALDITA CIUDAD! - La Jarl dió un puñetazo en el reposabrazos del trono en el que apenas acababa de sentarse. Cuando lo hizo visteis como el golpe fue bastante fuerte. De hecho, parte de la madera se quebró y no volvió a su forma original. - No tenía pruebas, pero... un confidente me contó todo lo que necesitaba para saber que fue ella... ¡LLEVABA UNA DECADA VIVIENDO EN MORTHAL! ¡ UNA MALDITA DECADA! He fallado a mi pueblo... nunca me perdonaré esto... Pero, ya está, está muerta.

La Jarl denotaba un aura de penumbra y tristeza bastante intensa. Sus palabras os parecían muy sinceras y a su vez llenas de muchos sentimientos a la vez. Ira, rabia, miedo, tristeza. Os miró, cansada y os dijo. - Liv, querida. Podeís estar tranquilos tu, tus compañeros y tu señor. El problema está solventado. Si ese era vuetro cometido ¿Os marcharéis ya?
Vestar
Off Topic
- No, mi señora - respondió Vestar - Lamento contradecirle, pero no nos vamos a ir hasta que hayamos acabado nuestra investigación.

Vestar miró a sus compañeros antes de continuar.

- Hay algunas preguntas más que debemos hacerle - El gangrel esbozó una sonrisa burlona. La situación estaba empezando a divertirle - Hemos oído algunos rumores curiosos... Al parecer esa bruja estaba enamorada de un tal Hroggar, un hombre casado, y quemó la viva a su mujer e hija por despecho. Sin embargo, hay algunos detalles que no me quedan de todo claro. - El vástago se rascó detrás de la cabeza exagerando una expresión contrariada - Usted ha dicho que los cuerpos desaparecidos no han sido encontrados ¿Tampoco el de esa mujer y su hija?

Hizo una pausa dramática sin dejar de rascarse la cabeza.

-Por otro lado, yo había oído que esa mujer llegó hace poco con su familia, sin embargo su excelencia asegura que llevaba viviendo una década en Monthal. ¿Estamos hablando de la misma mujer? El nombre que yo he oído es Laelette ¿Coincidimos en eso?
Gothnes Mavheran
Off Topic
Observo con sorpresa a Vestar, sus formas son muchos más sutiles al hablar con la Jarl de lo que me esperaría de él, de acuerdo con los rumos que corren en el castillo de él, pero me gusta su tono de confianza e ideas, denotándose que es un cazador pleno para adaptarse a cada situación.

Por otra parte, es agradable que el tomará la palabra en vez de Liv. Observo(*) alrededor de la estancia, concentrándome en mi sangre, tanto para ver a al Jarl como las cosas que adornan la estancia.

* - Ocupo Auspex a 2
StoryTeller
Off Topic
Gothnes percibe media docena de auras, borrosas y confusas. Con esto puede llegar a la suposición de que hay varios guardias repartidos por el palacio del Jarl a distintos niveles, aunque también podrían ser parte de la familia de la Jarl Idgrod. También ve el aura de sus compañeros y de los guardias que habéis dejado atrás. No obstante, los colores son muy cambiantes y difusos, claros y oscuros a la vez. El dunmer no es capaz de escudriñar correctamente el aura de los presentes.

La Jarl miró sorprendida a Vestar, pues no esperaba otra voz que la de Liv. Aunque, después de comprobar el semblante impasivo de la bella toreador, procedió a hablar. - Si, la maldita Laelette. Espero que esté ardiendo en el infierno. ¿Hace poco dices? Deberías contrastar tus fuentes, me temo. Esa vil mujer vino aquí desde Cyrodil, justo antes de que mi hijo Joric naciese. Con este invierno serán nueve los inviernos que mi hijo ha vivido. - Al hablar de su hijo, se podía percibir amargura en sus palabras. - Yo no sabía que tramaba esa mujer hasta que fue demasiado tarde. Pero cuando ocurrió, todo se esclareció rápidamente. Laelette estaba casada con Thorimir, uno de los hombres de la mina, al parecer, esa vil bruja no tenía suficiente con su familia y decidió explorar nuevos horizontes. - Se quedó unos instantes pensativa. - ¡Pero ese no es el problema! Antes de eso desaparecieron personas, gente del pueblo, algunos de ellos muy queridos. Como Jonna, la posadera. Menos mal que Alva sigue llevando la posada con criterio, si no hubieramos perdido un gran activo de esta ciudad. Pobre criatura... Matar a una persona inocente sin motivo es terrible, pero ¿a una criatura?. Helgui era amiga de mi Joric, ¿Cómo le explico yo que su amiga ha muerto calcinada? ¿Cómo le explico que el fuego fue tan intenso que su cuerpo se deshizo por completo? Es terrible... El cuerpo de Sigfrid fue encontrado entre los restos del incendo, pero el de Helgi no. Pero es que apenas quedan los cimientos de la casa. La gente del pueblo recogió lo que quedó de los cuerpos y les dieron sepultura a los dos en la colina frente a la mina.

- ¿Y el tema de la Nigromancia? - preguntó Liv con agudeza.

- Su marido así lo aseguraba mientras se emborrachaba en la posada junto a sus compañeros mineros. No hay hombre más honesto, que el que disfruta de la Hidromiel. - Respondió la Jarl. - Falion lo escuchó con atención y dijo que era muy posible, aunque no estaba seguro. Además de que en el caso de que fuera cierto, encajaba con las desapariciones. Falion será un guardia rojo, pero es un hombre inteligente.
Vestar
Off Topic
Vestar tamborileó pensativo con los dedos de su mano derecha sobre la pechera de la armadura. En ese momento recordó el tesoro que llevaba allí oculto. Lo notaba frío contra la piel, como si quisiera recordarle algo.

- Mentiras y secretos - Pensó el Gangrel.

Sin dejar de mirar a la Jarl, se reclinó contra el oído de Liv. Ahí había más de lo que la Jarl estaba contando.

- ¿Conoces a su hijo? - Preguntó a la Toreador intentando que la mortal no lo oyera - Tal vez tenga relación con el odio que destila la Jarl hacia esa supuesta bruja.

Vestar esperó paciente a que la Jarl acabara de hablar. Probablemente tendría tiempo de hablar con Liv cuando la audiencia hubiera acabado.

- Está bien - Dijo al fin - Tendremos que hablar con ese tal Thorimir. ¿Sabe dónde podríamos encontrarlo?
Gothnes Mavheran
Off Topic
Quedo algo impávido con lo que logro percibir, pero no veo nada extraño, lo que no era lo que me esperaba. Las señales son muy confusas, quizás el viaje me ha agotado o simplemente no me concentre lo suficiente.

Dejo eso y me centro en la conversación, observo a Liv y a Vestar, esperando la ocasión correcta para acotar algo o simplemente seguirles fuera.
StoryTeller
Off Topic
- Thorimir andará muy probablemente en la posada, gastandose las pocas monedas que le quedan en hidromiel. No lo puedo asegurar, pero es muy probable que así sea. - Dijo la Jarl ante la pregunta del gangrel.

Liv te miró mientras le susurrabas y te paró con el dedo antes de que acabaras la pregunta como dandote a entender que ese tema lo tocaríais más adelante. Se dirigió hacia la Jarl y le dijo. - Esto es todo por ahora. Pero no te creas que te has librado. Más tarde mantendremos una charla tu y yo. - Se giró decididamente encaminandose hacia la salida. - Vamonos... - Cuando ya se acercaba a la puerta gritó. - ¡Y DILE A TUS GUARDIAS QUE NO METAN LAS NARICES! - Finalmente salió por la puerta.

Instantes después de que Hlaalu dejaste la ya extinta pira en dirección al palacio del Jarl pudo observar como unos soldados se llevaban el cuerpo de Laelette hacia lo que parecía un cuartel, custodiado por un par de solados imperiales. Y vió como Liv salía por la puerta del Palacio del Jarl a voces. El dunmer sabía que Liv era una mujer con carácter, pero pocas veces la había visto dirigirse así a alguien.
Vestar
Off Topic
Vestar siguió a Liv hasta la salida con media sonrisa debajo de la nariz. Aunque no aprobaba las malas formas de la Toreador, le resultaba tremendamente divertido pensar en la impotencia que debía sentir la Jarl al ser tratada de esa forma en su propio palacio. Acostumbrada como estaba a ser ella la que daba órdenes sin posibilidad de discusión, que alguien le arrebatara la autoridad en su propia casa le debía producir la misma sensación que beberse una jarra de hiel.

- ¿Y bien? - Dijo el gángrel cuando cruzaron el umbral - ¿Qué queréis hacer ahora? ¿Vamos a ver si ese tal Thoromir está ahogando sus penas en hidromel, o preferís ir a buscar al resto del grupo?

Vestar elevó su mirada hacia los cielos de Skyrim mientras pensaba en otras opciones. Siempre había vivido bajo ese mismo cielo, pero no dejaba de fascinarle la belleza de la luna suspendida en aquel mar de estrellas. No sabía a que se debía, pero muchos viajeros le habían comentado que Skyrim era uno de los lugares de Tamriel dónde la luna brillaba con más más fuerza.

- También podríamos interrogar al marido de Laelette - Comentó sin dejar de mirar la luna - O a ese soplón de taberna, el tal Falion... Sin olvidarnos de Joric y su relación con la supuesta bruja, claro.
Gothnes Mavheran
Off Topic
Sigo al grupo de momento y no añado mucho, la verdad que no puedo aportar más a lo que ya han dicho, quizás visitando la taberna o revisando los detalles proporcionados por la Jarl me toque hacer algo por nuestra tarea.
StoryTeller
Off Topic
La toreador se alejó un poco de la puerta del palacio del Jarl y divisó a Dryston a lo lejos, acercandose hacia su posición. Hizo un gesto a sus compañeros para que se dieran cuenta de ello y esperó a que éste les alcanzára.

- La Jarl es algo así como boba. Pero sirve a nuestro clan. No por eso deja de ser una mortal prescindible. Recomendaría un cambio de aires en esta zona más pronto que tarde, seguro que su hija mayor es más que capaz de gobernar estas tierras. En esencia, nos ha confirmado que la tal Laelette era una nigromante, no creo que tuviese idea de su condición, sinceramente. Y básicamente se la culpa de quemar por despecho la casa de su amado no correspondido con su mujer e hija. No han encontrado el cadaver de la niña, aunque dan por hecho que si, ya que encontraron unos ropajes con cenizas. No me cuadra que hayan encontrado el cuerpo de Sigrid, la mujer, pero en cambio el cuerpo de Helgi, la niña estuviera completamente hecho cenizas. Algo me dice que la niña está viva. - hizo una pausa al pensar en Helgi. - No... niños, niños y más niños... Espero que Helgi esté muerta y remuerta.

Se dirigió a Vestar y comentó. - Respecto a lo que me preguntabas antes. No sé si te habras fijado de que Idgrod la Vieja, se la apoda así por algún motivo. Los dioses la bendicieron con un hijo no hace mucho, Joric. El crio tendrá siete o nueve años, lo ignoro, lo que si que sé es que es muy enfermizo y que me sorprende que siga vivo sinceramente. Ella debe creer que Laelette o alguna bruja habrá dedicado su tiempo a maldecir a Joric para hacerlo enfermar. Como ya dije antes... Creo necesario un relevo en estos lares.

Mientras hablabáis os percatasteis de una presencia gélida e inquietante. Aunque os era familiar, no dejaba de ser una sensación algo perturbante en el ambiente. A escasos metros teníais a Dryston dirigiendose a vuestra posición.

Mira a Dryston y pregunta. - ¿Y vosotros qué? ¿Habéis descubierto alguna cosa?

Os encontrábais todos reunidos a excepción de Hlaalu y Celarion, a unos metros de la puerta del Palacio del Jarl. Era una zona bastante tranquila, no había demasiada gente andando por la zona, por lo que teníais bastante intimidad. Era poco más de media noche por lo que os quedaban unas cuatro a cinco horas al amparo de la noche.
Vestar
Off Topic
Vestar asintió con un gesto de cabeza tras escuchar a Liv.

- Me gustaría conocer a tu candidata a Jarl - Dijo tras meditarlo unos instantes - Puede que Idgrod sea una inútil, no obstante deberíamos asegurarnos la lealtad de su hija antes de mover ficha. A Idgrod, aunque sea una vieja idiota, parece que ya la tienes domada ¿No? Sangre más joven e imprudente podría acabar causándonos más problemas.

El Gangrel hizo una pausa mientras observava a Dryston acercarse a su posición.

- No me entiendas mal - Añadió al fin mientras cruzaba los brazos por delante del pecho - Confío en tu criterio. Pero si tenemos ocasión no estaría de más tener una pequeña charla con la hija de la Jarl.

Vestar dió un paso atrás cuando Liv empezó a hablar con el aire. Sin duda debía de tratarse de Celarion o Hlaalu, o tal vez de ambos, ocultos tras algún tipo de magia. Al Gangrel nunca le habían gustado esa clase de subterfugios, prefería a la gente que venía de cara, sin embargo prefirió no decir nada y se limitó a esperar a que Dryston alcanzara su posición para discutir el siguiente paso.
StoryTeller
Off Topic
- ¿Candidatos? Su hija Idgrod la Joven nos valdrá, a fin de cuentas sólo debemos aplicarle la influencia necesaria para que cumpla con su cometido. He hablado alguna vez con ella y parece ser más que capaz. De hecho se pasa el día cuidando de su hermano pequeño, Joric y llevando las finanzas del gobierno. A fin de cuentas, ya se encarga de todo por la vieja de su madre. Además, es mucho más agraciada físicamente que su madre, me he cansado de tratar con una vieja estúpida. Si quieres conocerla, podemos hablar con ella más tarde. No creo que a estas horas esté emborrachandose como la mitad del pueblo en la posada. Quizá mañana, pronto, podamos encontrarla aqui mismo en el palacio, acabando las tareas que la vieja de su madre debería hacer y no hace.

Gothnes Mavheran
Off Topic
Asiento a las palabras de Vestar y Liv, como para parecer parte del grupo y dar a entender que les llevo el hilo de la conversación. Ambos tienen buenos puntos que defender y saben los pasos que quieren seguir, por lo que no me parece momento de añadir nada, estoy aquí más como un escolta y observador, aunque antes no estuve a la altura para entender bien lo que debía de observar.

Mi mirada se centra en la calle.

- Entonces, ¿ahora toca revisar la casa incendiada y revisar la taberna? – consulta sin observar a ninguno en particular.
Dryston Merwin
Off Topic
Dryston pareció llegar justo a tiempo para encontrarse con sus compañeros, que acababan de salir del edificio que, a juzgar por el tamaño y la arquitectura, debía ser el palacio de la Jarl Idgrod y por tanto la sede del gobierno de aquella ciudad. Decidió no andarse con rodeos y responder al informe que solicitaban.

- Intentamos hacernos con el cuerpo de Laelette para inspeccionarlo pero los imperiales metieron sus narices... el Legado en persona se interpuso. Demasiados testigos para un enfrentamiento marcial... optamos por la diplomacia. Hemos conseguido que Celarion supervise la autopsia del cadáver, ya está en camino del campamento imperial. En cuanto a Hlaalu... le he perdido de vista, pero estuvo presente en la plaza controlando la situación... a su manera. ¿Siguiente movimiento?

Aguardó en silencio a una respuesta de sus compañeros.

StoryTeller
Off Topic
La bella toreador asintió con la cabeza ante el breve pero eficaz resumen del lasombra. Se quedó pensativa un instante valorando las posibles actuaciones. - Bueno, la noche es aun joven y se nos abren varios frentes. No me preocupa demasiado el tema del cuerpo de la tal Laelette, salvo el tema de los colmillos, poco más van a sacar. Además, confío en que Celarion está más que capacitado para entorpecer a las autoridades locales con su labia. - Se echó el pelo hacia atrás y miró hacia el pueblo. - Deberíamos tomar ejemplo de Hlaalu, seguro que está haciendo algo de provecho en vez de parlotear. - Se mostró pensativa unos instantes y continuó. - Deberíamos hacer varias cosas, tenemos la taberna de la posada, según la Jarl es probable que encontremos allí al reciente viudo llorando las penas. Quizá también se encuentre el cotizado Hroggar y podamos preguntarle que opina del asunto. Espero que sea un tipo guapo, en caso contrario me llevaré una buena decepción y luego está la desaparición de Jonna, la dueña de la taberna... También deberíamos mirar las ruinas de la casa, quizá encontremos algo que los mortales hayan pasado por alto. - Dio un vistazo rápido a todos los presentes. - Deberíamos separarnos. Personalmente, me interesan las ruinas de la casa.
Vestar
Off Topic
- Yo iré a la taberna - Anunció Vestar - Me interesa hablar con el tal Hroggar, y sondear al viudo.

El gangrel empezó a caminar hacia la taberna sin esperar contestación. si alguien quería ir con él, tan solo tenía que seguirle.

- Ah, y una cosa más - Dijo deteniéndose tras unos pocos plazos - Deberíamos encontrar refugio antes de que termine la noche. No sé si Liv lo tendrá ya planeado o no. En cualquier caso, si no tenemos sitio aún, pediré posada en la taberna.
Gothnes Mavheran
Off Topic
Asiento a las palabras de todos y cuando Vestar señala que ira a la taberna, comenzando a alejarse, el sigo de inmediato, deteniéndome abruptamente cuando se gira.

-Deberíamos asegurarnos un lugar, ¿habrá cavernas cercas que saquear? – digo consultando a Vestar – No sé si todos podamos apañarnos con un lugar donde descansar.

Acompaño al hombretón a la taberna sin más.
Dryston Merwin
Off Topic
- Ya he malgastado demasiada saliva con los imperiales -respondió secamente el Lasombra- No me apetece seguir lidiando con más estorbos parlantes... Yo me decanto por las ruinas.

Dryston se cruzó de brazos esperando a Liv y a quien más quisiera apuntarse, pues la verdad es que desconocía el paradero de la casa. La idea de investigar las ruinas sin duda era la más atractiva de todas para él. Sabía que su rol en esa misión no era el de diplomático precisamente, y algo de trabajo de investigación se ajustaba un poco más a su especialidad. Además, sería una buena ocasión para utilizar a sus mastines... y es mejor tenerlos cerca y controlados.
Imagen

Cerrado

Volver a “[TES] Primera Temporada: Una leve molestia*”