Edad Oscura: Kiasyd

Información y debate de Vampiro Edad Oscura
Avatar de Usuario
Alexander Weiss
Bibliotecario de Webvampiro
Bibliotecario de Webvampiro
Mensajes: 2384
Registrado: 14 Jul 2019, 01:15

Edad Oscura: Kiasyd

#1

Mensaje por Alexander Weiss » 26 Oct 2019, 21:03

EDAD OSCURA: KIASYD

Por Magus

Imagen

Apodo: Ladrones de niños

Apariencia: Los Kiasyd tienen un aspecto claramente inhumano. El Abrazo estira sus cuerpos, pudiendo superar los dos metros. Aparte, su piel adquiere un tinte azulado pálido que por algún motivo brilla bajo la luz de la luna, y sus ojos se vuelven completamente negros, inundando todas sus cuencas y otorgándoles una mirada inquietante. A pesar de este aspecto, algunos individuos muestran una extraña belleza.
Debido a su apariencia, los Kiasyd procuran disimular sus rasgos para mantener la discreción, aunque no tienen ningún inconveniente en mostrar sus extraños rasgos cuando pueden permitírselo. Normalmente suelen utilizar largos mantos o hábitos monásticos, con amplias capuchas para camuflar sus rostros y guantes para ocultar sus manos. Algunos incluso se vendan el rostro y las manos y se hacen pasar por leprosos, lo que también les permite mantener su soledad.
Refugio y presas: Por lo general los Kiasyd suelen buscar privacidad y discreción, pero también buscan un espacio amplio para guardar sus colecciones de objetos y libros. Por lo que se refiere a sus presas, procuran buscar un Rebaño eficiente, a menudo adquiriendo esclavos o atacando a recipientes que no serán echados de menos. Procuran que la alimentación les ocupe el menor tiempo posible, ya que prefieren dedicarse a cuestiones más importantes, principalmente sus estudios e investigaciones.
El Abrazo: De la misma forma que en su alimentación, los Kiasyd son pragmáticos y escrupulosos a la hora de elegir a sus chiquillos. Pocos Kiasyd son Abrazados contra su voluntad, y en esas ocasiones normalmente se debe a que son demasiado valiosos para sus sires y es la única forma de salvar sus vidas. Si el chiquillo rechaza el ofrecimiento del Abrazo, los Kiasyd normalmente los matan o los convierten en cáscaras sin mente.
Creación del Personaje: Normalmente los Atributos Mentales son Primarios, y tanto Atributos Físicos como Sociales pueden ser secundarios. Los Conocimientos suelen ser habituales, pero también algunas Técnicas y Talentos son especialmente valorados. Entre los Trasfondos, Generación, Mentor y Recursos son los más comunes. La gran mayoría de la línea de sangre suele decantarse por el Camino de la Humanidad, aunque existe una minoría que sigue el Camino del Cielo.
Disciplinas de la línea de sangre: Mytherceria, Obtenebración, Potencia
Debilidad: Debido a su extraño origen, que según los rumores parece estar relacionado con ciertas hadas y duendes, los Kiasyd sienten aversión por el hierro frío. Una herida provocada por un arma o instrumento de hierro sin forjar o mal forjado (algo relativamente frecuente en Edad Oscura) les causa daño agravado. En las cercanías de objetos de hierro frío las dificultades de evitar el frenesí se incrementan en +1, y si tocan objetos de hierro deben hacer una tirada para resistir el frenesí.
Organización: Los miembros de la línea de sangre se mantienen en contacto unos con otros, y todos guardan lealtad a su fundador, que reside en la ciudad de Estrasburgo, desde donde transmite órdenes a sus descendientes y recibe embajadas de otros clanes. Por lo general cada Kiasyd conoce a un miembro de su linaje con el que mantiene al menos correspondencia regular, y al que puede acudir si necesita ayuda.
Cita: ¿Sorprendido? Tu reacción es natural, el miedo es un escudo frente a lo desconocido. No debes preocuparte, no te haré daño, al menos mientras no te interpongas en mi camino. Mi cometido está muy por encima de tus ignorantes temores.

HISTORIA
Los Kiasyd son una línea de sangre que ha resurgido recientemente y que hasta entonces se consideraba una mera leyenda, que sólo recordaban unos pocos antiguos del clan Lasombra. Según los rumores, durante el Bajo Imperio Romano un grupo de Magistri realizaron pactos con el diablo o participaron en orgías con los dioses paganos de los bosques germánicos, o fueron maldecidos por un hechicero por algún crimen desconocido. En cualquier caso, ningún Lasombra parece recordar –o está dispuesto a hablar sobre lo ocurrido.
El resultado fue la aparición de unas abominaciones que fueron destruidas por los Lasombra. Pero uno de los Cainitas del grupo sobrevivió, bien debido a la clemencia o porque consiguió huir gracias a sus nuevos poderes. Poco después los germanos invadieron el Imperio Romano, y los Lasombra que habían estado presentes en el castigo de sus hermanos descarriados fueron destruidos en los siglos siguientes o cayeron en el letargo.
Sin embargo, a finales del siglo XII se produjeron una serie de sucesos extraños en la ciudad de Estrasburgo. El Príncipe del clan Ventrue y sus vasallos fueron destruidos o expulsados del dominio por la repentina aparición de un grupo de jinetes oscuros que cabalgaron por las calles de la ciudad sembrando el terror entre los Cainitas locales. En pocas semanas los extraños jinetes que se decía que habían surgido del infierno se habían apoderado del dominio de Estrasburgo, que adquirió una reputación “maldita”.
Sin embargo, la sorpresa más grande estaba por llegar. Pronto varios destacados Lasombra, en especial los Amici Noctis, comenzaron a recibir embajadores procedentes de Estrasburgo, extraños vampiros de rasgos escuálidos e inhumanos que venían en nombre del “Príncipe Marconius, señor de la Casa del Crepúsculo.” Los Magistri se sintieron intrigados e intercambiaron enviados con los extraños, que se hacían llamar “Kiasyd”, y que expresaron su deseo de realizar investigaciones académicas para lo que solicitaban su colaboración. También reconocieron que su fundador era uno de los Cainitas corruptos de los que hablaban las leyendas, pero que no guardaban resentimiento alguno hacia los Lasombra y habían dejado atrás la necesidad de la venganza.
Desde entonces los Kiasyd han surgido de Estrasburgo y se han extendido por varios dominios europeos, actuando de forma enigmática y colaborando con los Lasombra como bibliotecarios e investigadores. Numerosos rumores circulan entre la Estirpe sobre esta extraña línea de sangre, rumores siniestros sobre violaciones rituales, festines de carne humana a la luz de la luna, y lo más preocupante, adoración demoníaca.
Los Kiasyd no han hecho nada por desmentir su siniestra reputación, que de hecho suelen utilizar como protección para mantener a otros Cainitas alejados o procurarse un reticente respeto. Sin embargo, en ocasiones esta reputación se ha manifestado como un arma de dos filos, atrayendo sobre ellos la ira de los Cainitas más devotos, y especialmente del clan Ventrue, que no perdona la pérdida de uno de sus dominios más importantes en el corazón de Europa y la destrucción de varios miembros respetables de su linaje.
Por lo que se refiere al propósito de los Kiasyd, en general parecen obsesionados con la búsqueda de conocimiento, dedicándose a investigaciones misteriosas y esotéricas, lo que les ha llevado a menudo a encontrarse con Cainitas eruditos, con reacciones mixtas desde la fascinación al rechazo hostil. Sin embargo, parece un hecho innegable que por dondequiera que pasan los Kiasyd parecen sentirse atraídos por determinados individuos, especialmente niños, que terminan desapareciendo. El motivo de estos secuestros se desconoce, pero las miradas suspicaces no dejan de señalar a Estrasburgo, donde se dice que el fundador de la línea está tramando algo, posiblemente un sacrificio a sus señores infernales.
Lejos de las murmuraciones Cainitas, los Kiasyd trabajan laboriosamente, ajenos a los rumores, dedicándose a sus propios asuntos como si lo que ocurre a su alrededor no fuera con ellos. Aliándose con los Lasombra acuden a las cortes nobiliarias, se infiltran en monasterios e instituciones eclesiásticas y rebuscan en los vestigios del pasado. Sus búsquedas son tan numerosas como los miembros del linaje, y muchos se preguntan cuál es el motivo que les lleva a dedicarse a una acumulación tan variopinta de conocimientos diversos.

QUI SOMMES?
De las palabras de Bartholomew el Cantero:
¿De dónde venimos? Desde que Marconius me arrebató de las garras de la muerte no ha hablado mucho de sus viajes antes de establecerse en Estrasburgo. Quienes lo acompañaban también guardan silencio, aunque entre ellos hay quienes han nacido entre germanos, eslavos y otros pueblos.
Nos hacemos llamar los Kiasyd, como los espíritus salvajes que habitan en las tierras paganas del este, y con los que al parecer nuestro señor guarda una misteriosa e inescrutable relación. Nos ha dicho que nuestro padre es el Clan de las Sombras, del que se separó hace siglos, y en su exilio se encontró con criaturas anteriores al cristianismo que lo acogieron como uno de los suyos y le enseñaron sus artes. De su estancia entre ellos nada sabemos, aunque algunos han acudido a Estrasburgo y lo visitan en su corte, donde son bien recibidos.
Marconius y sus visitantes han pactado una alianza, conquistando tierras en el Otro Mundo, donde yo y mis hermanos estamos construyendo una ciudad para él y sus aliados . En esas tierras necesita vasallos, y por eso ahora ha enviado a sus descendientes en busca de esclavos y sangre. Poco a poco su reino va tomando forma, un reino de piedra y sangre, y sus vasallos robados no pueden dejar de inclinarse aterrorizados ante la oscura majestad de su señor.


EDAD OSCURA
Los Kiasyd son unos recién llegados a la política vampírica de Edad Oscura…o quizás no, pues parecen haberse adaptado muy bien a la sociedad Cainita. Aunque rodeados de un aura de impasible serenidad, parecen trabajar como hormigas en un hormiguero, buscando, observando, analizando y acumulando conocimiento…y entregándose a otro tipo de prácticas más siniestras de forma igualmente imperturbable.
Al mismo tiempo se dedican a reclutar adeptos, eligiendo muy cuidadosamente a sus chiquillos, que poco a poco van incrementando sus filas. Hacia 1230, la mayoría de los Cainitas de Francia y el Sacro Imperio conocen la existencia de los Kiasyd, al menos como una leyenda siniestra, especialmente dentro del clan Lasombra, con el que parecen guardar una relación más estrecha.
Desde el siglo XII, cuando reaparecieron en Estrasburgo, los Kiasyd se han dispersado por los países del centro de Europa, pero poco a poco se extienden más allá, siempre en busca de conocimiento o siguiendo sus misteriosos objetivos. En estos momentos quizás haya unos veinte miembros de esta línea de sangre, algunos en posiciones de visibilidad, actuando como exóticos consejeros o chambelanes en las cortes de los Lasombra. Otros se escurren entre las sombras con igual maestría que los Magistri, espiando y buscando secretos. Los monasterios y las incipientes universidades son sus principales objetivos, y especialmente sus bibliotecas. En estos lugares también encuentran muchos chiquillos potenciales y la mayoría de los Kiasyd Abrazados en la Edad Oscura tuvo algún tipo de relación con las instituciones eclesiásticas en vida.
Los más extraños de todos los Kiasyd son los Primogénitos, los chiquillos que acompañaron a Marconius en la conquista de Estrasburgo. Entre sus filas se encuentran guerreros, brujos y nigromantes que manifiestan poderes desconocidos y poseen habilidades extraordinarias, quizás como resultado de su alianza con los señores feéricos.
Frente a la actividad visible de los Kiasyd, los miembros de la línea de sangre se dedican a secuestrar y esclavizar mortales, para llevarlos a la Ciudad Sin Nombre, extendiendo las leyendas sobre ogros y duendes que vienen en la noche para llevarse a los niños. De hecho, los Kiasyd prefieren secuestrar niños y criarlos al margen de la sociedad humana para educarlos a su servicio y convertirlos en esclavos más dispuestos, ignorantes de lo que han perdido. Los más meritorios entre ellos también terminan recibiendo el Abrazo.
En lo que se refiere a la política de la Guerra de los Príncipes, en principio la línea de sangre se ha aliado con varios antiguos Lasombra, especialmente en Francia y el Sacro Imperio Germánico, pero algunos también han aparecido en los dominios mediterráneos de los Magistri, y uno de ellos incluso se ha convertido en embajador de su linaje en Sicilia, en la corte del Antediluviano Lasombra. Sin embargo, a medida que pasa el tiempo, los Kiasyd diversifican sus intereses y se presentan a otros Cainitas, sobre todo cuando comparten intereses eruditos. Estas alianzas a menudo suelen redundar en provecho mutuo.

LA CIUDAD SIN NOMBRE
Cuando Marconius destruyó y expulsó a los Cainitas de Estrasburgo, lo hizo con un plan en mente. Durante el tiempo que pasó entre los señores de las hadas, descubrió la existencia de los reinos del Otro Mundo, y que debido a las extrañas características de su sangre, alterada misteriosamente mediante una poderosa magia, era capaz de entrar en ellos. Tuvo noticia que en Estrasburgo, la ciudad donde había recibido el Abrazo, se encontraba la puerta a uno de estos reinos, y lo consideró el lugar perfecto en el que situar su base de poder.
Tras expulsar a los Cainitas de la ciudad y con la ayuda de varios aliados, entre ellos una oscura reina de las hadas, Marconius y sus chiquillos abrieron las puertas del Otro Mundo, situadas en las catacumbas de la catedral y entraron en un lugar de pesadilla del que se apoderaron, expulsando a sus habitantes. El fundador de los Kiasyd y sus descendientes se pusieron manos a la obra, dispuestos a construir una ciudad magnífica en la que pudieran refugiarse lejos de la atención indiscreta de los demás Cainitas y donde pudieran gobernar sin oposición.
En estos momentos los Kiasyd continúan dedicándose a la construcción de la Ciudad sin Nombre utilizando sus poderes sobre la tierra del Otro Mundo y trayendo esclavos del mundo físico, que les proporcionan mano de obra y sangre. Bajo la guía de Bartholomew, un cantero y arquitecto Abrazado por el propio Marconius, poco a poco se van alzando edificios y fortificaciones con formas extrañas que se alzan sobre un paisaje de pesadilla. Los aliados feéricos de Marconius y criaturas desconocidas también recorren los senderos de este oscuro reino.

CONSIDERANDO A LOS DEMÁS
Altos y Bajos Clanes: Por asociación con el clan Lasombra, y debido a sus intereses académicos y eruditos, los Kiasyd se consideran parte de los Altos Clanes. Consideran que esta división, reflejo de la sociedad medieval en la que habitan, es perfectamente adecuada para sus propósitos y la fomentan. De hecho, los Kiasyd se consideran miembros de un linaje selecto y exclusivo, y al igual que su clan padre, están más que dispuestos a “corregir” a sus miembros, a veces de forma muy expeditiva.
Por lo que se refiere a los Bajos Clanes, los Kiasyd consideran que forma parte del orden establecido que algunos Cainitas reciban el Abrazo para gobernar mientras otros han sido elegidos para obedecer. Sin embargo, consideran que la erudición y la sabiduría son valores que deben ser apreciados al margen del linaje.
Capadocios: El Clan de la Muerte ha atraído a unos pocos Kiasyd, interesados por sus conocimientos y en especial por sus búsquedas esotéricas. Debido a sus intereses mutuos y su gusto por la discreción y el aislamiento, los contactos entre ambos linajes han demostrado ser muy prometedores. Los Kiasyd han demostrado ser unos aprendices y ayudantes dispuestos, mientras que los Capadocios pueden ofrecer muchos milenios de conocimiento acumulado. No obstante, no todos los Ladrones de Tumbas se han mostrado tan entusiastas, y algunos antiguos del clan consideran que no se debe confiar demasiado en los recién llegados.
Lasombra: El clan padre de los Kiasyd mantiene una relación privilegiada con sus “hijos pródigos” que acaban de regresar. Algunos Magistri se muestran suspicaces ante la buena voluntad de Marconius y sus descendientes, pero por el momento se han mostrado dispuestos a aceptar su oferta de alianza. Y es necesario decir que los Kiasyd han sido fieles a sus pactos: como heraldos, diplomáticos, consejeros, chambelanes y bibliotecarios, han demostrado con creces su utilidad a cambio de acceso al conocimiento, y tratado de hacerse merecedores de la confianza de sus aliados. Los Lasombra están satisfechos, pero están más que acostumbrados a la intriga y la traición como para no sospechar que sus nuevos aliados ocultan algo…
Tremere: La existencia de los Tremere es fascinante para los Kiasyd, tanto debido a su conocimiento esotérico celosamente guardado como a su agitada y reciente historia, que les ha llevado a convertirse en un clan de Usurpadores. Aunque a nivel individual algún Kiasyd ha pensado en que su fundador podría tomar ejemplo de Tremere, lo que más interesa a la línea de sangre es poder compartir conocimiento con ellos. Aunque los Usurpadores muestran una fama más que justificada de traicioneros, cuando encuentran terreno común con los Kiasyd son capaces de conseguir resultados admirables. Por desgracia estas alianzas no suelen durar mucho.
Ventrue: La conquista de Estrasburgo ha constituido todo un ataque para el clan Ventrue, que ha recogido gustosamente el desafío. La caída de uno de los suyos y la pérdida de un dominio influyente en el corazón de Europa ha convertido a los Kiasyd en enemigos de los Sangre Azules, y ninguno de ellos ha sido bien recibido en las cortes dominadas por este clan. Por lo que se refiere a los Kiasyd, asumen esta enemistad con pragmatismo, como una consecuencia calculada de sus planes. Normalmente prefieren evitar el conflicto abierto con los Ventrue y suelen recurrir al apoyo de los Lasombra para defenderse de sus enemigos.

INTERPRETAR UN PERSONAJE KIASYD
La presencia de un Kiasyd en una Crónica requiere algún tipo de interés compartido con el resto del grupo, ya que prefieren llevar a cabo sus objetivos en soledad, lejos de las miradas de otros. Sin embargo, como miembro del séquito de un noble Lasombra, compartiendo la biblioteca de un monasterio con un erudito Capadocio o intercambiando información con un investigador Tremere, existen algunas posibilidades que pueden aprovecharse.

DESARROLLO DEL PERSONAJE
Los Kiasyd son casi obsesivos en su búsqueda de conocimiento, aunque no todos se interesan por el mismo tipo. Por lo general buscan aprender todo tipo de Conocimientos, pero también Técnicas que les puedan parecer útiles como algún tipo de Pericias para la elaboración de libros, carpintería, etc. o Talentos como Expresión o Empatía para manifestar mejor sus conocimientos o analizar el comportamiento de quienes les rodean. Muchos también se vuelven especialmente hábiles en Sigilo, para poder observar sin ser vistos o poder ejercer su influencia de forma indirecta.
Por lo que se refiere a Disciplinas, la mayoría se decanta por las de su propia línea de sangre, pero muchos de ellos, en su asociación con los Lasombra han descubierto que los fundamentos de la Dominación resultan muy útiles para poder hurgar y experimentar en las mentes de quienes les rodean, por lo que su uso se está extendiendo rápidamente entre los Kiasyd, en detrimento de las artes físicas. En su pragmatismo, algunos también encuentran utilidad en los poderes de Auspex y Ofuscación, para poder investigar y ocultarse. Los que poseen inquietudes más esotéricas a menudo tratan de aprender los misterios de la muerte y la magia, aunque se trata de búsquedas muy peligrosas, y su acceso es mucho más difícil.
Políticamente hablando, la mayoría se muestran indiferentes ante la Guerra de los Príncipes, aunque se mantienen leales a su alianza con los Lasombra. Normalmente procuran ocupar posiciones subordinadas que les permitan dedicarse a sus estudios mientras otros Cainitas se ocupan de sus necesidades y de las intrigas. Sin embargo, debido a su análisis frío y pragmático, a menudo se convierten en excelentes mediadores y consejeros, pero pocos se preocupan por las nimiedades del poder mundano.
Las obsesiones académicas de los Kiasyd terminan apoderándose de ellos, lo que les lleva a aislarse sobre sí mismos para dedicarse al estudio o la investigación autodidacta. Muy posiblemente sea este mismo estudio el que le lleve a actuar para incrementar su conocimiento o sabiduría de alguna forma.

PAPEL DENTRO DEL GRUPO
Los Kiasyd pueden encajar en un grupo que se encuentre cerca de un centro de conocimiento o dedicado a su búsqueda. También pueden ocupar una posición subordinada en una corte Cainita, posiblemente como parte de algún tipo de alianza o para satisfacer algún tipo de necesidad mundana. Como la mayoría de ellos son seleccionados en función de sus conocimientos, constituyen buenos consejeros y consultores.

Imagen
KIASYD DESTACADOS
Debido a su pequeño número y su actitud discreta, los Kiasyd son casi desconocidos en la sociedad Cainita. Sin embargo, entre ellos los miembros de la línea de sangre se conocen muy bien, y a menudo suelen poder contactar entre sí con asombrosa rapidez cuando es necesario.

MARCONIUS, EL FUNDADOR
El fundador de la línea de sangre Kiasyd es sin duda el más conocido y enigmático de todos sus miembros en la sociedad Cainita. A primera vista un hombre adulto y de mediana edad, habla con fluidez en latín, como si fuera su lengua materna, pero a menudo intercala palabras de algún idioma germano o eslavo, que sin duda ha debido de aprender en sus viajes.
El origen de Marconius es un misterio, y él mantiene silencio al respecto. Hay quienes dicen que en vida fue un general romano o un caudillo germano aliado con Roma, mientras que otros rumorean que fue un esclavo adquirido para un sacrificio ritual que alteraría significativamente su condición vampírica. El único superviviente y testigo de lo ocurrido, varios Cainitas sospechan que durante sus siglos de silencio Marconius entró en contacto con las hadas, y el nombre de “Kiasyd” que llevan sus descendientes y que parece atribuirse a un pueblo feérico de Europa Oriental, así parece confirmarlo.
Desde la conquista de Estrasburgo, Marconius se ha dedicado a gobernar su dominio, recibiendo embajadores del clan Lasombra y en ocasiones de otros linajes, pero cada vez pasa más tiempo en el Otro Mundo, supervisando la construcción de la Ciudad sin Nombre, en compañía de sus descendientes y aliados feéricos. Algunos de sus chiquillos afirman que la Ciudad es un regalo de matrimonio para una reina de las hadas.

BARTHOLOMEW, EL CANTERO
En vida Bartholomew fue un habilidoso cantero de Inglaterra, que tras haber matado a un hombre por haber violado a su hermana se vio obligado a huir de su hogar, dedicándose a recorrer buena parte de Europa aprendiendo y dedicándose a vivir de su habilidad tallando la piedra. Varias esculturas en iglesias y catedrales del norte de Francia y del Sacro Imperio Germánico son testimonios mudos de su paso.
La habilidad de Bartholomew no pasó desapercibida para Mrconius, que decidió concederle el Abrazo, y llegó a tiempo para salvarlo cuando agonizaba tras ser atacado por unos bandoleros.
Bartholomew acompañó a Marconius y sus hermanos de sangre en la conquista de Estrasburgo, pero él tenía preparado un trabajo especial. Tras atravesar las puertas del Otro Mundo, comenzó a trazar los planos de la Ciudad sin Nombre donde Marconius gobernaría sobre un reino de pesadilla.
Las habilidades de Marconius tallando la piedra han mejorado desde su Abrazo, de hecho, ha refinado su poder hasta el punto que es capaz de moldear la tierra con sus propias manos. Por lo general pasa casi todo el tiempo en la Ciudad sin Nombre, aunque en ocasiones ha acompañado a su sire de regreso al mundo físico y ha aconsejado a varios de sus hermanos de sangre sobre la mejor forma de construir y proteger sus refugios.

EL FLAUTISTA
Entre los mortales del Sacro Imperio Germánico existe una reciente leyenda sobre una villa –su nombre varía de una versión a otra- infestada por las ratas que contrató los servicios de un flautista para deshacerse de ellas. El flautista tocó una melodía que hizo salir a las ratas de sus escondites y se arrojaron al río cercano, donde se ahogaron. Como no recibió la recompensa prometida, el flautista se marchó de la villa llevándose al son de su música a todos los niños, que jamás volvieron a ser vistos.
Sea cierta la leyenda o no, entre los Kiasyd ha surgido una figura que parece haberle dado origen –o que ha decidido encarnarla. Oculto bajo un disfraz de ilusiones, este “Flautista”, cuyo verdadero nombre se desconoce, recorre toda Europa, viajando de feria en feria, encandilando a los lugareños con su música. A su paso desaparecen niños y adultos –que son enviados a Estrasburgo para terminar en la Ciudad sin Nombre como esclavos o alimento para sus habitantes.
El Flautista ha encontrado aliados en su empresa en la forma de una caravana de Cainitas del clan Ravnos, que se dedican al secuestro y el contrabando. Se desconoce qué les ha ofrecido a cambio de su alianza, aunque la desaparición de varios vampiros, aparte de mortales, al paso de esta caravana parece indicar que el Flautista les ha ayudado a obtener la sangre de varios antiguos y que esta cuadrilla ha encontrado un especial gusto por el diabolismo.

Avatar de Usuario
Mu_
Narrador de Vampiro
Narrador de Vampiro
Mensajes: 853
Registrado: 07 Ago 2019, 00:47
Ubicación: Saigón
Mensajes miarroba: 4.106
Antigüedad: 15 de Junio de 2014

Re: Edad Oscura: Kiasyd

#2

Mensaje por Mu_ » 28 Oct 2019, 17:38

Muy chulo
Chào mừng những con ma cà rồng Sài Gòn

Avatar de Usuario
Justycar
Narrador de Vampiro
Narrador de Vampiro
Mensajes: 1649
Registrado: 14 Jul 2019, 07:43
Ubicación: Valencia
Mensajes miarroba: 2.302
Antigüedad: 26 de Septiembre de 2017

Re: Edad Oscura: Kiasyd

#3

Mensaje por Justycar » 29 Oct 2019, 11:52

Está genial, pero si me permites una sugerencia, Cold Iron yo no lo traduciría como Hierro frío, sino como Hierro puro (sin alear). Por otro lado, siendo que existen otras líneas con sangre feérica, como los Maeghar y posiblemente las Hijas de la Cacofonía, yo los vincularía de algún modo, como enemigos o rivales. Por cierto, lo de Potencia me parece un poco raro ¿No sería mejor Dominación? Es la que gastan en el juego de cartas.

Avatar de Usuario
Alexander Weiss
Bibliotecario de Webvampiro
Bibliotecario de Webvampiro
Mensajes: 2384
Registrado: 14 Jul 2019, 01:15

Re: Edad Oscura: Kiasyd

#4

Mensaje por Alexander Weiss » 29 Oct 2019, 13:03

Mantuve la expresión original "hierro frío", aunque reconozco que hierro puro es más acertado. Escribí este extracto sobre los Kiasyd tiempo antes de la edición 20 aniversario y de la aparición de los Maeghar, que de alguna manera son los supervivientes de una purga de los descendientes de Marconius sobre el resto de abominaciones feéricas.

Respecto al juego de Disciplinas, son las que aparecen en la mención de los Kiasyd en el Libellus Sanguinis I: Señores del Lugar.

Avatar de Usuario
Mu_
Narrador de Vampiro
Narrador de Vampiro
Mensajes: 853
Registrado: 07 Ago 2019, 00:47
Ubicación: Saigón
Mensajes miarroba: 4.106
Antigüedad: 15 de Junio de 2014

Re: Edad Oscura: Kiasyd

#5

Mensaje por Mu_ » 29 Oct 2019, 13:17

Tengo pendiente escribir sobre este tema en el foro de Changeling, pero ayer me terminé enterando de que el hierro frío no existe.

En la tradición no significa nada, es sólo un epíteto poético.

En la fantasía moderna es usado habitualmente, pero el significado cambia (por ejemplo, podría ser hierro de origen meteórico). Creo que la más común no es hierro sin alear, sino hierro sin forjar o moldeado de una forma más rudimentaria.

Por tanto la traducción "hierro puro" podría no ser buena, porque dependiendo de lo que entendamos por "hierro frío", podría ser incluso más impuro que el forjado.
Chào mừng những con ma cà rồng Sài Gòn

Avatar de Usuario
Justycar
Narrador de Vampiro
Narrador de Vampiro
Mensajes: 1649
Registrado: 14 Jul 2019, 07:43
Ubicación: Valencia
Mensajes miarroba: 2.302
Antigüedad: 26 de Septiembre de 2017

Re: Edad Oscura: Kiasyd

#6

Mensaje por Justycar » 29 Oct 2019, 13:51

El hierro meteórico creo que es más propio de la mitología oriental (tibetana y china). Cuando me refiero a Puro me refiero a que no se ha aleado, no se ha trabajado, forjado o limpiado. El hierro en la naturaleza raramente se encuentra en estado puro, suele estar asociado a óxidos. Aunque estoy casi seguro de que se no se refería a hierro meteórico en la mitología celta con Cold Iron, es muy curioso como ha permeado el término de metales caídos del cielo en la fantasía: El Mithril, el Ithilmar, incluso la kriptonita. En cualquier caso, considero que lo que importa es valor poético de que el hierro, por vulgar, hiere a las hadas, más allá del porcentaje de pureza. Sobre las disciplinas, menudo baile llevan los Kiasyd, entre Nigromancia y Mytherceria con las tres Lasombra han pasado por casi todas las combinaciones posibles. A la que yo me refiero es la Guía del Sabbat de 3a, creo recordar.

Avatar de Usuario
Casemir
Narrador de Vampiro, Mago y Changeling Oriental
Narrador de Vampiro, Mago y Changeling Oriental
Mensajes: 1192
Registrado: 14 Jul 2019, 22:23
Mensajes miarroba: 7.523
Antigüedad: 15 de Junio de 2013

Re: Edad Oscura: Kiasyd

#7

Mensaje por Casemir » 29 Oct 2019, 15:11

Yo siempre he entendido que hierro frío era el que no se había aleado con ningún metal u otro elemento, como sucede por ejemplo con el acero. Para mí el hierro podía ser forjado sin perder eficacia contra las hadas (los Changeling usan a veces armas de hierro, como en la noche de los Cuchillos de Hierro).

Avatar de Usuario
Justycar
Narrador de Vampiro
Narrador de Vampiro
Mensajes: 1649
Registrado: 14 Jul 2019, 07:43
Ubicación: Valencia
Mensajes miarroba: 2.302
Antigüedad: 26 de Septiembre de 2017

Re: Edad Oscura: Kiasyd

#8

Mensaje por Justycar » 30 Oct 2019, 10:27

Pero al forjarlo lo estás trabajando, lo estás calentando, pierde esa cualidad de Frío, literalmente.

Avatar de Usuario
Nyxe
Mensajes: 463
Registrado: 01 Ago 2019, 19:13
Mensajes miarroba: 4.012
Antigüedad: 1 de Mayo de 2016

Re: Edad Oscura: Kiasyd

#9

Mensaje por Nyxe » 30 Oct 2019, 12:15

No se si se esta discutiendo el trasfondo de Changeling o simplemente de la tradicion, pero yo tambien creo que "frio hierro" es simplemente una figura retorica. Estoy segura de que el manual de Changeling matiza que tiene que ser sin haberse forjado, es decir, moldeado a golpes, pero a mi me parece una tontería. Para empezar porque no creo que eso sea posible siquiera sin calentarlo al menos en alguna parte del proceso. Y luego, porque tambien hay un Merito en el que el Hierro no te quema al tacto, pero que dice que aun asi es peligroso porque podrias sentarte en un banco hecho de hierro y perder todo el Glamour de golpe. ¿Quien narices haria un banco, una valla, o cualquier otra cosa sin calentar el hierro, a ver?

Y lo de hierro puro... quiza mejor. ¿Pero cuanto es puro? Yo haria un poco como en Hombre Lobo, que no valen cosas como el sulfato de plata, pero tampoco hace falta que sea purisima. Con que se le pueda llamar plata vale. Lo mismo haría con los Changeling y los Kyasid. Tiene que ser hierro, no acero. Pero puede ser un hierro oxidado o con bastantes impurezas.

Avatar de Usuario
Mu_
Narrador de Vampiro
Narrador de Vampiro
Mensajes: 853
Registrado: 07 Ago 2019, 00:47
Ubicación: Saigón
Mensajes miarroba: 4.106
Antigüedad: 15 de Junio de 2014

Re: Edad Oscura: Kiasyd

#10

Mensaje por Mu_ » 01 Nov 2019, 10:28

Creo que la forja es un proceso que va más allá de fundirlo y moldearlo, algo que se hace porque si no es quebradizo.

Por otro lado, no confundir la mezcla o aleación con un compuesto químico, en el segundo caso se trata de materia diferente con propiedades diferentes. Un hombre lobo no debería ser herido por el sulfato de plata de la misma manera que no podemos respirar agua aunque sea H20, pero sí podemos respirar el oxígeno cuando está mezclado con helio, nitrógeno o la flatulencia de algún desconsiderado (incluso los peces no respiran el oxígeno del H2O, sino oxígeno que está disuelto en agua).
Chào mừng những con ma cà rồng Sài Gòn

Editor completo

Volver a “Vampiro Edad Oscura”