[Requiem for Rome] La estirpe romana

Imagen
Vampiro El Réquiem (for Rome)

Moderador: Justycar

NARRADOR (Justycar)

Re: [Requiem for Rome] La estirpe romana

#11

Mensaje por Justycar » 21 Sep 2020, 16:45

PORTIA, VATICINADORA



"Te puedo asegurar el favor de los dioses, con los adecuados sacrificios. ¿Estáis seguro de que podéis permitiroslos?"

CLAN: Julii

Esta infeliz vampiro fue una vez la esposa de un mercader, abrazada durante un violento frenesí, acabaron con su vida. Avergonzado por sus actos, el noble vástago que la condujo al réquiem la arrastró a la Necrópolis y la abandonó allí a su suerte, nunca revelando su identidad.

Fue encontrada y adoptada por el Culto de los augures e instruida en la adivinación y los rituales. Con el tiempo llegó a creer que que los dioses la habían llevado hasta aquella posición para llevar su mensaje a los vástagos de la Camarilla, esperando aliviar el dolor de sus Réquiems. Ella cree que su marido encontró su fin por no haber realizado los sacrificios adecuados antes de aventurarse en sus negocios.

Portia es una sencilla y dulce mujer vestida con ropas blancas y una capucha. Su largo cabello negro mantenido atado con una cinta. Sus ojos son marrones y blandos, brillando con una triste comprensión. Se mueve lentamente y con cuidado, todavía está tratando de asimilar el trauma de su abrazo.

NARRADOR (Justycar)

Re: [Requiem for Rome] La estirpe romana

#12

Mensaje por Justycar » 21 Sep 2020, 17:44

SECUNDUS JULIUS RAPAX




"Arrodíllate y deja las armas. Eres prisionero de la Legio Mortuum, bajo la sospecha de realizar y enseñar hechicería ilegal. Ven en paz y tendrás la oportunidad de defender tu inocencia. Resístete y serás destruido."

CLAN: Julii

En vida, Secundus fue un hombre más de la Legio XXI "Rapax", sirviendo en Germania Inferior. Combatió y cayó en la batalla del Rin en el 13 d.C., sucumbiendo a las heridas. Un equestrian de la Legio Mortuum llamado Gaiud Julius Drusus estaba con el ejército allí, persiguiendo a un vampiro bárbaro sospechoso de secuestrar a bajos cargos del senado y arrastrarlos a Germania para propósitos desconocidos. Inspirado por el coraje de Secundus ante la muerte, Drusus abrazó a Secundus y lo llevó al servicio ante la Camarilla.

Secundus demostró ser una buena elección. Se repuso del abrazo sorprendentemente rápido y ayudó a recuperar al cautivo y acabar con el secuestrador bárbaro. Por el valor mostrado, fue nombrado Equestre y se le permitió ser entrenado por su sire. Actualmente, Secundus es un rastreador y cazador de la Legio Mortuum, cazando y capturando a los enemigos de la Camarilla. Ha acabado adoptando el nombre de su legión, el "depredador". Aquellos que lo conocen creen que es el título que mejor se ajusta a él.

Secundus es un endurecido veterano, duro y curtido por la batalla. Es duro, lleno de cicatrices y algunas heridas frescas. Sus rasgados ojos grises han adquirido un brillo permanente, como si mirara a través del viento frío de Germania. Lleva el anillo plateado de los equestres en su mano derecha y, cuando está molesto, golpea con él el pomo de la espada.

Cuando está cumpliendo su deber, Secundus posee una figura imponente. Llevando la distintica lorica segmentata negra de la Legio Mortuum, sus placas llevan las marcas y arañazos de miles de batallas y siempre lleva su gran escudo preparado.

NARRADOR (Justycar)

Re: [Requiem for Rome] La estirpe romana

#13

Mensaje por Justycar » 21 Sep 2020, 20:30

NOAH, MÁRTIR DEL LANCEA ET SANCTUM


"Ríete si quieres, búrlate de mí. Tu hora llegará."

CLAN: Daeva

Este vampiro fue una vez un esclavo judío, puesto a trabajar en los establos de la villa de un patricio. Pero fue discretamente sacado de allí y abrazado por un miembro del Lancea et Sanctum, liberado y reclutado entre los fieles. Su amo mortal y su familia murió aquella noche, aunque Noah dice no saber nada de todo aquello o porqué fueron asesinados. Rechaza la implicación de su sire en el asunto y no admite haberlo cometido. Noah ha sido testigo de la destrucción de varios vástagos santificados, así como el efecto electrificante que sus muertes tuvieron entre sus camaradas. En algún momento, decidió que él también estaba destinado a la fama y el martirio y ha estado trabajando para lograr ese objetivo desde entonces.

Noah es prácticamente humano en su apariencia. Tiene algo de fiereza en la mirada, la marca de la Fé, eso hace detenerse a cualquier vástago con el que se cruza. Gesticula salvajemente cuando habla, dotando de intensidad a sus palabras y llamando la atención. Su pelo oscuro es una masa de rizos y su barba está bien cuidada. Lleva las simples ropas de un campesino. Su frente está cubierta con las cenizas de un mártir que murió por el Sanctum, crucificado antes del amanecer por decreto del Senex. La mayor parte del tiempo luce las heridas de una reciente paliza. Hace lo posible por mostrarlas y evitar que cicatricen, llevándolas como medallas de honor.

NARRADOR (Justycar)

Re: [Requiem for Rome] La estirpe romana

#14

Mensaje por Justycar » 21 Sep 2020, 20:40

GALO, MORADOR DE LAS CLOACAS



"¿Desaparesío, dise? ¿En nuestro t´neles? Lo dudo. Veríamos a cuarquiera que bajara aquí abajo. ¿Tas seguro de que estás mirando en el lugar correcto? Nootros estamos aquí toda la noche, todas las noches de esta semana y no hemos visto a nadie."

CLAN: Nosferatu


Galo no tiene ni idea de quien es. Ha sido golpeado hasta caer en letargo y despertado tantas veces que su memoria es una ruina, una amalgama de fantasía, pesadillas y confusa imaginería. Lo que sabe, aun así, es que es un miembro de Peregrine Collegia y podría ser uno de los primeros. El último par de años ha estado intentando unir las piezas sobre qué le ha pasado y porqué. Se ha mantenido en las sombras, adoptando una identidad tras otra en un esfuerzo por dejar atrás a cualquier enemigo que pueda estar vigilándole y rodeándose de lo más bajo, lo más odiado y lo más desesperado que puede ofrecer el Collegia. Solo unos pocos en los que confía saben dónde encontrarle y cómo reconocerlo.

Es un sucio y retorcido Nosferatu, Galo se arrastra vestido entre harapos. Su pelo se ha caído en forma de parches y su piel está cubierta de manchas. Parece como si hubiera sido un leproso en vida, pese a que no está enfermo. Los temblores recorren su cuerpo continuamente, incluso cuando duerme. Tiene un hedor repugnante y las alimañas recorren su piel.

NARRADOR (Justycar)

Re: [Requiem for Rome] La estirpe romana

#15

Mensaje por Justycar » 21 Sep 2020, 20:56

MIU, ASESINA DEL COLLEGIA


"Claro, amor mío, estás a salvo. Estás a salvo."

CLAN: Mekhet

En vida, Miu fue una campesina egipcia. Secuestrada de su casa y esclavizada cuando era una joven adolescente, fue vendida a un burdel romano y puesta a satisfacer la lujuria de los hombres del imperio. La rabia hervía en su interior y, aunque fue sometida a incontables palizas por sus miradas insolentes, nunca se rindió y aceptó las circunstancias. Una noche estranguló a un perverso viejo en lugar de ceder a sus repulsivas demandas. Esperando la muerte por su crimen, cogió la espada de su cinturón, tratando de llevarse por delante tantos romanos como pudiera.

Aunque ella no lo sabía, el viejo no iba abandonar la habitación con vida, lo apuñalara ella o no. Un asesino de los Mekhet lo estaba acechando al hombre invisiblemente, preparándose para asesinarlo y cumplir un siniestro contrato con un miembro del Senex que buscaba venganza. Asombrado con la fuerza y violencia de Miu, el Mekhet la sacó de allí y la convirtió en una no-muerta. Incluso mientras la abrazaba, ella le apulaba una y otra vez. El reía con asombro, sabiendo que había tomado la decisión adecuada.

Miu es una discreta y silenciosa chica con un pelo negro brillante que le cae hasta la cintura. Su piel tiene un tono enfermizo color ceniza, una muestra de su baja humanidad. Sus ojos son de un negro puro e increíblemente profundos, ardiendo con una eterna e insaciable sed de venganza. Es excepcionalmente bella y delicada, en apariencia, haciendo su trabajo mucho más fácil.

NARRADOR (Justycar)

Re: [Requiem for Rome] La estirpe romana

#16

Mensaje por Justycar » 22 Sep 2020, 14:06

VULPES, AGENS IN REBUS




"Te escucho, amigo mío."

CLAN: Khaibit (Mekhet)

Apenas recuerda los vientos del Palatino, las intrigas cortesanas, los besos de Mesalina, las órdenes de Sejanus, el amanecer sobre el Aventino mientras cientos de aves alzan el vuelo. Recuerda una mujer, hijos, familia, un amante esclavo. Pero también el barro frío, una batalla, el puñal destellando a la luz de la luna antes de hundirse entre sus costillas. Vulpes fue un frumentari en vida siglos atrás y murió en Atenas, cumpliendo con su deber como espía y agente secreto del Emperador. Resucitó con la sangre de un vástago extranjero en los labios, la sangre de alguien que quizás quisiera conocer de primera mano los secretos del Imperium. Pero él ya no recuerda su nombre, tan sólo el insulto con el que se referían a él su asesinos, Vulpes. Así llamaban a los correos del Imperium, "viejos zorros".

Tras vender años de su no-vida y todos sus recuerdos al hombre que le resucitó, Vulpes regresó a Roma, convertido en un eco de lo que fue en vida. No le fue difícil ser admitido en la Legio Mortuum y, con el tiempo, su discreción y las habilidades que aprendió siglos atrás le ganaron el ascenso a Agens in Rebus, agente del Senex. Actualmente, Vulpes se encarga de lavar los trapos sucios de la Legio y el Senex, aunque ganando no pocos enemigos en el proceso.

Algunos temen que, como Sejano, se atreva a dar un golpe de estado con su guardia y hacerse con el control de la cámara, estando el más viejo (Senex) todavía en letargo. Pero la vitae extranjera que corre por sus venas se lo impide y al propio Vulpes le resulta más provechoso permanecer en segunda fila, obteniendo secretos de los senadores y cobrándoselos cuando es necesario.

Vulpes es inteligente, de conversación agradable y un buen negociador. Aunque no es el más diestro con el gladius, sabe defenderse, pero el verdadero poder se encuentra en la influencia que puede reunir. Muchas noches se viste de un Peregrino más del Collegia y frecuenta los peores suburbios, tiene numerosos contactos entre los gusanos y constituye un buen enlace entre los peores criminales de la plebe y el senado.

NARRADOR (Justycar)

Re: [Requiem for Rome] La estirpe romana

#17

Mensaje por Justycar » 22 Sep 2020, 14:30

VARRO, MERCENARIO BÁRBARO


"Matar cuesta dinarios. Matar más, más dinarios."

CLAN: Nosferatu

Varro vino del norte, de más allá de Panonia, procedente de una de las tribus eslavas sometidas en las últimas décadas. Los suyos sirvieron como auxilia, aliados del ejército romano, mientras duró la campaña, masacrando al resto de tribus a cambio del poder y la posición dominante bajo el gobierno romano. Pero un guerrero como Varro vive de pelea en pelea, cuando se acabó la campaña no tardó en agotar todo el dinero obtenido en prostitutas y bebida. Un no muerto lo encontró helado, al borde de la muerte, en una carretera perdida. La bestia se acercó para devorarlo, pero él se defendió con bravura, no fue suficiente. Tras drenarlo de sangre, la criatura lo abrazó y lo mandó de vuelta a la colonia, dónde acabó con sus camaradas y se atiborró con su vitae.

Varro huyó hacia el sur, tratando de llegar hasta Roma, dónde decían que se alzaban templos que tocaban las estrellas y palacios blancos como el hueso. Consiguió alcanzar la ciudad, malherido y hambriento, fue acogido por el Collegia. Desde entonces, el bárbaro ha aprendido algo más de latín y se ha convertido en un astuto matón a sueldo. Acepta todo tipo de encargos, pero evita a los santificados, a los que tiene un miedo importante. Muestra una continua mueca salvaje, la huella de los numerosos frenesíes a los que ha sucumbido. Su piel está cubierta por la armadura desgastada de un auxilia, bajo la cual esconde una cruz arriana.

NARRADOR (Justycar)

Re: [Requiem for Rome] La estirpe romana

#18

Mensaje por Justycar » 22 Sep 2020, 15:57

ANASTASIA


"Un lobito se comió sus siete patitas y en serpiente se convirtió."

CLAN: Licinii (Julii)

Educada por los mejores filósofos griegos y esclavos que el dinero podía comprar, preparada para ser la estadista perfecta, la mujer de un senador y una cortesana capaz, Anastasia se convirtió, sin embargo, en un gran fracaso cuando fue incapaz de darle hijos y, además, desafiaba las opiniones de su marido. Tras ser repudiada y divorciarse, consiguió casarse nuevamente, esta vez con un recaudador de impuestos, tampoco consiguió quedarse encinta y nuevamente fue repudiada. Por última vez se casó, con un centurión borracho y putero, pero esta vez fue ella la que le dejó a él. El soldado, iracundo y ebrio, la asesinó, acabando con la vida también del niño que esperaban, pues estaba embarazada. Un vástago presenció el asesinato y decidió que aquella mujer merecía la oportunidad de vengarse, Anastasia renació convertida en una de las bacantes, descuartizando allí mismo a su aterrorizado marido. Después recogió a su hijo no nato y siguió a su sire hasta la Necrópolis.

Anastasia se ha convertido en una inteligente pensadora en el Collegia, a la que acuden a pedir consejo las bandas de peregrinos. Pese a llevar la sangre de los Julii en las venas, ha caído todo lo bajo que se podría caer y ha sido vista en varias ocasiones acunando el cadáver momificado de su bebé, lo cual repugnaría a cualquier romano. Muchos dudan de su estabilidad mental, creen que la noche en la que murió parte de su alma se quedó en el hades y que una sombra se apoderó de su cuerpo. La mujer alterna momentos de brillante lucidez con angustiosos episodios traumáticos que pueden durar meses. Su familia inmortal, los Licinii, tratan de silenciarla y que pase lo más desapercibida posible. Afortudamente para ellos, de vez en cuando resulta útil.

NARRADOR (Justycar)

Re: [Requiem for Rome] La estirpe romana

#19

Mensaje por Justycar » 23 Sep 2020, 21:17

MIROSLAV

"Mátame y nunca más podrás mirar a la oscuridad sin temer mi regreso."

CLAN: Gangrel

Miroslav era un sacerdote eslavo en su otra vida, era un cantador de leyendas, un seguidor de Belobog, cuyo pueblo invocaba en los equinoccios y solsticios. Sin embargo, quizás queriéndole dar una lección, Miroslav fue abrazado por los brujos de Chernobog, el dios negro, lo convirtieron en un no-muerto, en un depredador de la oscuridad. Obligado a renunciar al dios blanco, el Gangrel fue una criaturas de las tinieblas durante un siglo. Su tribu se enfrentó a los romanos, más allá del Danubio, fue así como escuchó los apagados rumores sobre el Dios pálido, las historias del Dios crucificado y Miroslav quiso saber, quiso conocer y viajó a Roma.

No encontró allí al Dios crucificado, tampoco al Dios blanco, los elegidos de los dioses romanos le parecieron arrogantes, ajenos, pretenciosos. Miroslav se refugio entre los Peregrinos, aprendiendo el latín lentamente y oficiando rituales paganos entre algunos gusanos. Ahora se ha convertido en un fugitivo, un hereje en tierra extranjera, un bárbaro, un hechicero negro. Su magia no se parece en absoluto a los vaticinios de los augures, sus sacrificios se realizan en nombre a ignotos dioses eslavos, aquellos que reciben su bendición no ven el futuro, pero sienten la fuerza de las montañas en las venas. Miroslav ya solo desea regresar a su tierra, pero han pasado demasiados años, su pueblo le ha olvidado con total seguridad, no tiene un lugar al que llamar hogar.

NARRADOR (Justycar)

Re: [Requiem for Rome] La estirpe romana

#20

Mensaje por Justycar » 23 Sep 2020, 22:34

LA BESTIA DE LA NECRÓPOLIS

*Chasquidos húmedos y huesos partiéndose.*

CLAN: Larvae (Gangrel)

Los Larvae son una línea de sangre prohibida, una línea de sangre maldita, de asesinos, de bestias enloquecidas y furiosas. No pocas patrullas de la Legio han sido emboscadas y masacradas en los túneles de la Necrópolis por los brutos. Y, sin embargo, aún tiene su utilidad para los senadores o peregrinos dispuestas a pagar el precio de sus servicios como guardaespaldas o de sus ataques contra rivales. Pero La Bestia de la Necrópolis no es uno de ellos. Este bruto ha dejado tras de sí un rastro de cadáveres que lo ha convertido en el vástago más buscado de Roma.

Muchos creen que su reputación es exagerada, que no todo senador o augur que aparece muerto en misteriosas circunstancias responde a los actos de la larva. No importa, la criatura ya se ha convertido en una leyenda, en un monstruo cuyo temor solo es superado por los Némesis y no pocos se preguntan si la criatura no es uno de ellos.

Dicen que es completamente inhumano, que tiene unas fauces enormes capaces de masticar el hueso y abrir una armadura, que camina como un perro y le precede un hedor insoportable. Fue visto por última vez hace tres años, tras dejar un grupo de gusanos destrozados a su paso. Como no eran más que Nosferatu de la peor calaña, la investigación no llegó muy lejos. No obstante, las patrullas de la Legio siguen peinando los túneles y nadie, ni siquiera los peores criminales del Collegia, se atreverían a darle cobijo.

Editor completo

Volver a “FALL OF THE CAMARILLA”